El Capitán América olvidado

Por el título podría pensarse que esto irá de aquel Capitán que sustituyó a Steve Rogers mientras permaneció congelado, o de aquel prototipo experimental que crearon en la miniserie de La Verdad con Kyle Baker. Aunque en este último caso el verdaderamente olvidado es el guionista.

Como veo que a tantos otros, a la hora de hacer la alineación de autores del Centinela de la Libertad en la era Marvel, en lo gráfico comienzo con Kirby, paso a Colan y luego a Sal Buscema. Y de los guiones de con Stan Lee paso a Englehart. Y el caso es que entre Colan y Buscema hay un puñado de episodios muy cañeros con John Romita padre a los lápices, del 138 al 145 de la serie (Junio 1971-Enero 1972).

Que no se me entienda mal. Gene Colan molaba. Esos escorzos, ese uso de las sombras… Pero Colan es un gusto adquirido. Cuando lo leo estoy repitiéndome constantemente lo bueno que es, en parte para creermelo y en parte para no olvidarlo. Pero Romita entra por los ojos desde la primera viñeta, te agarra las tripas y te lleva consigo. Mola ese capi en moto por Harlem, esa barbería tapadera del cuartel general de Shield, y la pelea contra Gárgola Gris es de lo más simplón que hay, pero en manos de Romita es acción blockbustera en vena.

Y las chicas que se dibuja, por supuesto. Esa cándida y rubia Sharon Carter, que si le pones una diadema te recordaria a saber quién, y esa pantera indómita de barrio llamada Leila. Su escena inicial visitando a Sam Wilson es una lección de galantería de las que pensaba que sólo Stan Lee era capaz.

Sutil y fino como una patada en la entrepierna. Pero con Romita todo entra mejor. Y al poco de llegar Romita hubo un cambio en el apartado de los guiones, pues en el 142 entró Gary Friedrich, que redactó las aventuras del vengador estrellado hasta el 148. Fue el escritor por tanto de la transición entre Romita y Sal Buscema. Pero en esta serie su nombre suele olvidarse.

Este texto está sacado del número 9 de la Biblioteca Marvel del Capitán América, que comprende los números 143 a 148 de la serie original. Todos ellos escritos por Gary Friedrich. Si hasta ahí puentean tu labor, queda claro que Stan Lee fue un maestro en llevarse el mérito de cosas que no hacía. Gary Friedrich es más recordado en el mundillo porque un personaje creado por él ha tenido dos películas protagonizadas por un actor oscarizado, cosa que muy pocos pueden decir.

Y el caso es que en estos episodios Friedrich mimetizó tanto el estilo de los diálogos de Lee que llegó a ser más Lee que Stan Lee. Quiza porque le tocase a él concluir la aventura contra Gárgola Gris, pero cuando nuestros héroes regresan al barrio, la sorpresa que aguarda a Sam Wilson a la puerta de casa es de lo más rotundo.

Emilio me hizo buscarlo por si acaso

No nos hemos saltado ninguna interacción entre los personajes, esta es la segunda vez que coinciden, y el cortejo prosigue.

Pulsiones y feromonas a flor de piel, con Wilson corriendo el riesgo de quedar empitonado. Hay que entender también la gran distancia cultural existente la primera vez que me expuse a estas aventuras. Cuando lo lei con Vértice estaba convencido que esto era así porque los negros en Harlem hablaban todos de esa manera. Distancia cultural, ya digo. En realidad pensaba que así sería con todos los negros ¿captais?

La trama con Leila avanzó llegando a ser la causa de la separación temporal entre ambos héroes «¡Si está tan cerca de ella, no puede estarlo de mi!». Atención a ese lenguaje corporal y como dice sentirse el Capi.

Llegados a este punto podríamos pensar que Friedrich había rebasado por la derecha a Lee en lo suyo, pero es que había más. Pues si cuentas con Romita, lo lógico para tirar con Shield era…

Y con estos mimbres arma Friedrich la saga con la que concluye su andadura en el título, una cuyos ecos retumban todavía en acontecimientos presentes. Con Hickman, nada menos. Vamos a ello pues. La cosa comienza con el Hidra Supremo espiando a Steve Rogers mediante las cámaras que tienen dispuestas en su apartamento.

De ahí pasamos al cuartel general de Shield, en el que comprobamos que la mezcla Nick Furia – Fuerza Femenina en manos de Friedrich fluye como debería.

Y comenzamos a ver que la gestión de los recursos humanos y los carácteres entre los componentes de la nueva división de Shield no será cosa sencilla. Si fuera un equipo de fútbol, sería el PSG femenino.

Pero vamos al lío. La cosa es que Shield sabe que los de Hidra están en Las Vegas, así que para allá habrá que ir. Para eso están ahí, porque es la única unidad de la que puede prescindir, y el Capi podrá poner orden en ese gallinero. El simil deportivo ahora sería la selección femenina de Irán.

Todo ello complace al Hidra Supremo, que contempla la escena mediante cámaras que tiene dispuestas en el cuartel general secreto de Shield. Parten en avión, el plan sigue como estaba previsto.

Pues antes de que el avión de Shield llegue a la base de Hidra, los de Hidra les interceptan ¡pillados!

Dentro del avión tardan un poco en enterarse, pues estan ocupado con interacciones personales made in Friedrich, que apuntan a que la Condesa Valentina Allegra de la Fontaine de Trevi tendrá su sitio en esta relación.

Shield, Hidra, Capi, Friedrich y Romita. Combinación ganadora.

El ataque termina con Sharon herida, Buscema tomando el relevo, y el avión escoltado por la división masculina de Shield.

Esto displace al Hidra Supremo, que contempla la escena desde las cámaras dispuestas por su organización en el lugar de aterrizaje.

Así que el Hidra supremo llama a su superior para decirle que tranquilo, que esto no terminará así. El plan prosigue.

Van al hospital, se llevan a Sharon, y dejan una atenta nota para el Capitán, que en ese momento estaba cenando con su nueva amiga Valentina. Hay que cenar.

En la nota le emplazan a su cuartel general, posiblemente al que ya iban antes del asalto al avión.

Raudo que va para allá, pero antes de llegar a su destino se ve abducido por una nave de Hidra, que lo lleva…al cuartel general de Hidra. Son atentos.

Hemos dado algo de vuelta pero ya estamos donde debíamos. Chicas contra chicos. Buenas contra malos.

La contienda se desplaza a favor del bien, cosa que no complace al superior del Hidra Supremo, que como era de esperar tiene cámaras en el cuartel general y un botón de destrucción total con el que conseguiría terminar con sus enemigos…

…si no fuera porque en el último momento aparece una figura femenina pidiéndole que espere.

Y cuando la pelea se resuelve vemos que había una buena razón.

En efecto, Kingpin es el superior del Hidra Supremo, que a su vez sin él saberlo era su hijo. Lo hizo para que su padre se sintiera algún día orgulloso de él, como su esposa le explica. Entretanto, Shield ha subido a Sam Wilson en un avión rumbo a Las Vegas con una misión que le dicen tendrá relación con el Capitán.

Shield ya era conocedora de todo esto, y sabe además que Kingpin ha secuestrado a un millonario. Lo importante es que el Halcón va rumbo a las Vegas. La misma población a la que huye el Hidra Supremo en un cohete, seguido por el Capitán en mochila voladora. Aterriza en el tejado de un hotel.

En efecto, se había ido a ver a su padre, de manera que conduce al Capi allá, donde también llega el Halcón instruido por Shield. Pertinente enfrentamiento concluyendo al revelarse que el superior del Hidra Supremo tenía a su vez otro superior.

Y que este no era otro que…

El cual les explica la gran revelación. Pues Hidra no se limitaba simplemente a ser una megaorganización criminal maligna, sino que ademas…¡¡SON NAZIS!!

Esto descuadra y derrumba a Kingpin, pues ser nazi está varios escalones por encima de una mera mente criminal. Era 1972, tiempos más sencillos. Ah, sí, el plan de Craneo Rojo. Pues que tiene un robot gigante que fabrica un gas nervioso con el que aniquilará a toda la población…

…a menos que el Capitán América quede con el y se entregue. No lo hace en persona porque lo de la habitación de hotel con Kingpin era una proyección, seguramente con cámaras que tendría allí instaladas.

Concluyendo, que van para allá, el robot está, llegan también las chicas y una fuerza de mafiosos ordenada por un arrepentido Kingpin, entran en el robot, se pelean dentro, se libera gas nervioso, derrotan al malo y cortan la llave del gas. Fin de la saga y de la estancia de Friedrich en el título.

Repasemos. Craneo Rojo tiene un robot aniquilador y planea usarlo. Para ello contacta con Kingpin para que dirija a Hidra en la sombra. El Hidra Supremo por su parte instala cámaras en la habitación de Steve Rogers y en el cuartel general de Sheld, entre otros muchos sitios. Con ellas controla que un avión con las chicas y el Capitán vaya hacia su base. Pero antes de llegar les abordan aunque son derrotados. Entonces raptan a Sharon para que el Capitán acuda a su base. Está tan ansioso que lo abducen y así llega antes. Nueva derrota. Como al escaparse le persiguen les conduce a su superior. Hay pelea y el jefazo en la sombra revela su identidad y sus planes que va a realizar en seguida…a menos que el Capitán acuda a pelearse. Pelea y derrota. La intención anquiladora era buena, pero la ejecución tiene varios puntos que podrían haberse optimizado.

Por ejemplo, si Craneo Rojo se hubiera levantado de buena mañana y accionado su robot gigante aniquilador, igual hubiera tenido éxito, pues ninguno de nuestros héroes estaba ni por asomo cerca de Las Vegas. Al menos hasta que Shield fue informándoles convenientemente de las bases de Hidra, de Kingpin y del hotel donde había secuestrado a un millonario que no aparece en la aventura (aunque en una viñeta se dice que Kingpin, NATURALMENTE, lo ha liberado, que una cosa es ser criminal y otra acudir a misas franquistas ser un nazi). Demasiadas vueltas, y demasiado flujo de información de un bando hacia el otro, con sus cámaras y sus soplos ¿no?

Recientemente ha concluido en nuestro país la reedición en tapa dura de Guerreros Secretos, la batalla definitiva (es Hickman) entre Hidra y Shield. Y según lo que leas o lo que interpretes, se hace difícil entender (la traca final hickmaniana se llama Círculos dentro de Círculos) si una organización controla a la otra, si es al revés, o si ambas cosas son ciertas a la vez. En la tele nos dijeron que Hidra dominaba a Shield. Hail Hidra. En Guerreros Secretos se sugiere que lo contrario también podría ser cierto (estoy siendo muy poco concreto, cierto, zero spoilers). En todo caso, sea como sea, si ambos bandos están conchabados de una manera y/u otra, toda la suerte de enfrentamientos que tienen no serían otra cosa que una pantomima de cara a justificar para el contribuyente por qué tanta parte de sus impuestos se destina a armamento y defensa. Para protección. Y si tenemos en cuenta que una vez amortizada la investigación inicial los Simulacros Dotados de Vida salen bastante bien de precio, podemos pensar que en el apartado de gastos de personal puede haber una buena mordida. Hay para todos.

Pues toda esa dinámica de planes absurdos como tapadera para enfrentamientos costosos con los que justifican su propia existencia, con sus cámaras espiándose y sus notitas retándose, comenzó apuntándose con Gary Friedrich en la parte final de su estancia de siete números del Capitán América. Lo de Hickman han sido cinco tomos y no han pasado tantas cosas.

No entro en si todo esto habría sido olvidado por la historia oficial para poder fusilarlo más adelante de manera descompresiva. Lo mportante es que Friedrich lo dijo antes y debe saberse. Y que Romita padre es la caña. Y que los cortejos entre un macho y una hembra en Harlem son lo más ¿captas?

Ah, sí, Robert Morales, así se llama el guionista de La Verdad.

Un mono con una pistola

Vaya semana de estrenos de series que hemos tenido. Entre el equivalente a los musicales cosplayers que han hecho con Cowboy BeBop, el segundo intento de lanzar La rueda del tiempo después de aquel famoso primer piloto…

han adaptado el cómic italiano de Zerocalcare, y también un c´ómic underground clásico como The Freak Brothers, porque nada dice Underground como que te hagan una serie de TV -mira Los Simpson-, el webcómic coreano de Hellbound

y, por supuesto, la nueva serie de Disney Marvel. De uno de los más queridos personajes de La Casa de las Ideas.

Sí, hombre, Hit-Monkey. ¿Quién no conoce a Hit-Monkey?

Como todo el mundo sabe Hit-Monkey es un mono con actitud, agresivo, ingenioso, provocador, ¿han oído ustedes la expresión ‘al loro‘? Bueno, pues este mono está siempre ‘al loro‘. Firme y concienzudamente. Es dinámico. Surfea, rapea y toca la guitarra eléctrica. Es muy probable que se haya considerado la posibilidad que tenga que gritar más, tener peor genio y acceso a una máquina del tiempo. Y siempre que Hit-Monkey no esté en pantalla los demás personajes deberán preguntar, ¿dónde está Hit-Monkey?

Está claro que el público AMA a Hit-Monkey. Le ama desde que apareció a la vez en un número especial de cómic on-line

A la vez que era presentado en sociedad ese mismo 2010 -prácticamente ese mismo mes- en MuertoPiscinas #19. Porque todo el mundo sabe que para triunfar no hay como contar con la bendición (de un personaje) de ROB!

A partir de allí su popularidad obligó a Marvel a meterlo en todas partes. Por la incesante cantidad de llamadas y peticiones -indudablemente- de unos lectores que no podían dejar de reclamar más y más apariciones del personaje. Ya fuera en cómics

incluyendo su propia miniserie de tres números (¿con menos de 6 podemos llamarla micro-series? Quién sabe)

y, por supuesto, muchas apariciones en… ahm… otras series que no son su serie… Sí.

Pero, sobre todo, en los jueguitos, que es lo que le mola a la basca enrollada.

Y muñequi¡FIGURAS COLECCIONABLES! que es lo que persiguen los auténticos devotos del personaje, como en

Además, claro, de ser la gran recompensa comprando toda otra serie de figuras, ¡así de interesados están!

Así que es obvio que va a ser un éxito.

Porque en absoluto es un personaje creado para ser guay, que recuerde a algún otro personaje con más o menos éxito o que carezca de recorrido y profundidad. Si hasta el plan original era haber montado una colección de series animadas con M.O.D.O.K., este y un par más que no lograron su serie propia pese a que se propuso, como Howard el Pato (¿qué película), o Tigra y Dazzler (¿quién iba a ordenar una serie protagonizada por mujeres que llevan años a sus españas pudiéndosela dar a UN MONO CON PISTOLA?), así que la idea de sacar todas la series y luego una serie crossover llamada The Offenders no se hizo. Bueno, excepto si estas dos son un superhéxito, ¡así que no podemos descartarlo!

Porque estamos convencidos de que va a ser un superéxito. Desde luego en Disney Marvel parecen muy convencidos.

Tanto que podemos olvidarnos de otros aspectos como, por ejemplo, pagar a la gente que tiene que animarlo, o a la que tiene que hacer los guiones o a los… bueno… los actores de voz pueden valer porque si metes tres o cuatro nombres conocidos seguro que la gente viene.

¿Cuándo ha fallado eso?

El nombre del villano es…

[OJOCUIDAO: este posteo adelanta detalles de una escena de uno de los tráilers de una película que aún no ha sido estrenada. Sigue leyendo bajo tu propia responsabilidad]

Dr. Otto Octavius en el tráiler de Spider-Man: No Way Home (Jon Watts, 2021)

La Garra Negra en Deadpool 29 (Joe Kelly y Pete Woods, 1997)

Futuro-X

-Dime ¿qué ves ahora?

-Mucho más lejos de lo que jamás había logrado atisbar. Décadas y décadas en el lejano futuro.

-¿Cómo de lejano?

-Matan a Superman otra vez. Están hablando de volver a matar al Capitán América. Bueno, mataron a Lobezno, Hulk, la Viuda Negra, Iron Man y el Profesor Xavier pero ya están todos de vuelta.

-Lo mismo de siempre, la historia se repite como un círculo.

-Algo ha cambiado. En ese tiempo la substancia más importQUIERO DECIR las adaptaciones de tebeos al cine son el gran negocio. Mueven millones, cimentan adquisiciones de empresas y fundamentan algo llamado… ¿arrollos? Que aparentemente son algo super importantes para la gente.

-El suministro de agua es importante.

-Esto es algo más. Es una industria tan crucial que se está adaptando cualquier tipo de tebeo. Cualquier hist… OH CIELOS…

-¿Qué has visto?

-Han adaptado nuestra historia. Lo han hecho con otro título, intentando que pareciera una sorpresa. Pero lo han hecho tan mal que es completamente previsible. Se confiaron pensando que nadie la recordaría. ¡Necios! ¡Pomposos bufones que ni conocen su público objetivo!

-Tú siempre te lo ves venir todo, X-51

-¡COMO TENGO QUE DECIRTE QUE ME LLAMES «AARON«, BURRICALVO CEGATO!

Spidermanes ocultos

Bueno, ya ha salido el trailer nuevo de la última película de Spiderman, y todo se ha llenado de gente analizando minuciosamente cada segundo, cada fotograma, cada milímetro de la pantalla. La gente busca rastro de Tobey Maguire, de Andrew Garfield, de Daredevil, de Iron Man y hasta de Veneno. Pero nosotros nos hemos ido al minuto 2:20 del trailer.

Y tocando adecuadamente los valores de las curvas de exposición hemos podido detectar un Spider-Man que nos intentan ocultar en el trailer para que nos sorprenda en el cine. Ojo cuidao con los Spoilers.

Eso es. No se puede negar que es el Spiderman que todos queremos ver presente en la pantalla.

El Spider-man culón de ROB!

¡¡Aviv Bör!!

Hickman=SS

Con el relevo en la principal cabecera mutante, y la próxima publicación (aquí) y conclusión (allí) de Inferno, Jonathan Hickman hará un aparte en su contribución a la historia mutante. El tiempo dirá si regresa para que el culebrón avance hacia algún sitio o si serán otros los que lleven las riendas en el procesador de textos. Pero pase lo que pase con los mutantes a partir de ahora, hay otra cuestión pendiente y es que Hickman queda suelto.

¿Y ahora qué? las escasas declaraciones asegurán que sigue preparando grandes cosas para Marvel, lo que pasa es que tras haber trabajado en Los Cuatro Fantásticos, Los Vengadores y La Patrulla-X, eso de grandes cosas en escala Hickman no puede ser precisamente Los New Warriors o Dinosaurio Diabólico. Un repaso a estas etapas y también a la que ahora se está recuperando en Guerreros Secretos cuando llegó de segundo de Bendis, nos indica que suele generar, si no viene heredado de alguna manera, toda una serie de bandos, facciones, culturas, historias y conceptos para que sus tramas comiencen a arrancar. Así que más que tirar de las veinte paginitas mensuales, lo general es que los arranques vayan acompañados de miniseries companion, dobles miniseries, series paralelas…para que la información circule y que por pura acumulación se tenga la sensación de que suceden cosas ¿Volverá Marvel a repetir estas estrategias? ¿u optará por aprovechar el bagaje histórico de su universo? en ese sentido, el único ascenso que le veo al hombre con toda la parafernalia que necesita, tendría que ver con una película reciente. Y no sería Shang-Chi.

Puedo imaginar a Hickman manejando a Eternos, a Desviantes, a Celestiales, mirando hacia el espacio, trayendo a Quasar, a Estela, a Galactus, a Eternidad, haciendo de Englehart, de Abnett y de Lanning, pero veo menos a Marvel echando adelante todo eso con series, miniseries, especiales, y la traca final con la que debería concluir épicamente todo eso. Que para concluir Vengadores se montó otra Secret Wars. No parecen personajes que arrastren multitudes de lectores, al menos todavía. Igual la política editorial depende ahora más de las notas en rottentomatoes que otra cosa.

También está la posibilidad de buscarse las habichuelas fuera. Se hablaba en su momento de una especia de onlyfans de autores de cómic. Con diferencias, claro. Pero la idea general es que el contenido llegaría únicamente a suscriptores. Podría llegar así de manera digital, o en papel en independientes asentadas, de forma parecida a su obra previa en Image. Esto supondría comenzar a picar piedra desde cero para presentar personajes, razas, bandos, culturas, etc de la epopeya correspondiente. Levantar otro East of West o Proyectos Manhattan ¿tienen las editoriales y público actuales la paciencia y el músculo sificiente para acometer esta tarea que se cocina a fuego lento y que puede dar algún rédito a medio-largo plazo? en tiempos cada vez más inciertos (¿suministros?¿apagón?) el largo plazo queda taaan lejano…

Aunque hay otra posibilidad. Que Hickman encontrase un universo de segunda mano, para entrar a vivir.

Que ya hubiera toda una retahila de personajes, de bandos, de facciones, groseramente trazados, intercambiables, con buenos muy buenos y malos muy malos, con diseños potentes, molones, y al mismo tiempo insulsos, huecos. Que podamos hacerlo tirar hacia donde queramos, que si fantasía heroica, o humor, o drama épico, o superhéroe puro y duro. Que se haga lo que se haga no traicione ninguna continuidad establecida porque al rascar en realidad no hay historia sobre la que sustentarse. Un decorado gigantesco con las piezas puestas y que no tenga visos de usarse o de ir a ningún sitio.

Y visto que los planes de Scott Snyder (SS) van por sacar cosas en Comixology

¿Fantasía, certeza, posibilidad, necesidad de publicar un texto un día tonto? sea lo que sea, recordad que lo leisteis aqui primero.

LIAH NAMKCÏH!

MALketing

Llamar la atención sobre un cómic es complicado. En serio. Es tan complicado que una editorial es capaz de contratar a un tipo que muy obviamente no se ha leído un cómic para hacerle publicidad. Y no me refiero esta vez a los de los blurbs.

Así que de alguna manera hay que llamar la atención, decía, para que se hable del cómic y, quizá, para que alguien lo compre. La gente hace las cosas más raras con esto de los cómics, en serio. Y no me refiero esta vez a lo de contratar a un pedófilo.

Por ejemplo, Planeta puede inundar a los influencers con cómics gratis que llevan de regalo una muñequera. Sí, lo sé, regalar una muñequera con un cómic da una imagen que… que… Da una imagen. El caso es que la única manera de conseguirla es ser influencer. Así que la forma de lograr algo especial no es comprar el cómic sino no comprarlo. Lo que logra ser un contrasentido en un momento de escasez. Y no me refiero esta vez a escasez de sentido común.

Bueno… un poco sí.

También es cierto que entre la moto con esvástica y el pedófilo casi parece que Planeta es la editorial razonable de entre las grandes. ¡A eso nos han llevado! A dejar de considerar grandes a toda otra serie de editoriales que están ahí todo el rato con sus lanzamientos delirantes.

Por supuesto eso no significa que todas puedan hacer el mismo gasto en publicidad, pero nosotros creemos que es una posibilidad indicar aquellas maneras en las que podrían sacar más, habrá quien te diga que es un éxito igual que había quien actuaba al estilo portavocía de HSM explicando a quien quisiera escucharlo que era un símbolo tibetano y que no teníamos ni idea porque la gente cómo es. Pero, claro, un éxito es un éxito y eso significa que el asunto se va a repetir hasta que alguna cadena nacional lo saque para poder hacerse las víctimas mientras exista gente interesada.

Lo que a nosotros nos ha sugerido que quizá es un buen momento de hacer otras publicidades de cómic. Al fin y al cabo vivimos en unos tiempos en los que parece que no hay línea entre el bien y el mal, y todo es justificable, -algo que sin duda se debe a que la D es de Defensa– así que lo mismo usas esvásticas para promocionarte o puede que lo mismo en la próxima película Marvel el problema con Mysterio es que no sale con nadie de más de 22 años. Es todo tan complejo. *cof*

Por supuesto en manga se puede servir muy bien de esto porque como todos sabemos los japoneses entre 1940 y 1945 estuvieron en el metro, su legendario desconocimiento de todo lo relacionado con lo que pasaba en Europa, sólo comparable con su desconocimiento con el resto de cosas que hicieron como Imperio en, digamos, por ejemplo Corea, comparable a penas con los Españoles o los Ingleses haciendo el mismo tipo de defensa porque el imperialismo es como un club con los mismos puntos siempre, favorece que podamos proponer múltiples ideas promocionales. Por ejemplo…

Planeta ha reeditado ADOLF! de Tezuka. Obviamente podría vender más ejemplares si hiciera un cartelón con su figura central e instara a la gente a hacerse una foto con él. Estamos seguros de que habrá un montón de librerías dispuestos a acoger esta iniciativa. Por ejemplo, en Hendaya.

Otra opción es, por ejemplo, Punisher. Punisher tiene la ventaja de que su cosa de hacer el vigilantismo matando gente al más puro estilo El Justiciero de la Ciudad se hizo para un público que ya había visto las de Charles Bronson. Así que se convirtió en un símbolo para un cierto tipo de gente a posteriori. Si te conviertes en un símbolo después es m´-as fácil fingir si pones un símbolo gigante con una bandera americana en B/N con una línea azul. Porque es obra derivativa de tu original. ¡Está todo pensado!

Finalmente, si Fandogamia decide hacer campaña con sus últimos comic croufaundeados tiene muchas cosas con las que anunciarlo. Vale, por un lado estaría la llama Doña Florita del Consultorio Random. Pero, sobre todo, tendría la otra serie y el otro especial.

Y en la de Don Julio lo más sencillo es hacer un cartelón enorme, recortar la cabeza y que la gente pueda meterla y hacerse fotos poniendo su cara en lugar de la del personaje central.

Sobre todo si uno va a eventos comiqueros, que ya sabemos que son un remanso de paz y algo que desde luego que existen y no están siendo instrumentalizados para sacar dinero para nadie. En esos eventos, decía, hace falta formas de llamar la atención.

Porque al final de lo que va todo esto de los cómics es del capitalismo, así que más vale vender mucho, ¿que eso significa justificar lo injustificable o montarte promociones enormes facilitando la normalización de cosas que no parecían posibles y que, por lo que sea, significa que en Alemania no se pueden ver tus tuits?

¡Es el mercado, amigos!