Así taquionea la guerra del tiempo

Ya, ya lo sé, vosotros veníais aquí a ver qué os contábamos de «El juego del calamar» con Tom Hardy. Pero como aún no hemos podido verla en español y comprobar si es cierto todo lo que nos promete la crítica

Ya veremos. Con Heroclix, probablemente.

En cualquier caso de algo teníamos que hablaros y creo que lo mejor es hacerlo de los taquiones. Y, para ello, hablemos de un libro.

¡Habéis oído hablar de la Guerra del Tiempo?

No, este no. Esos taquiones bien pero yo hablaba de uno de esos que salió en 2019 y ganó todo tipo de premios. Es decir:

Que rápidamente fue apareciendo por otros países, como Italia.

O Brasil

Por supuesto tanto éxito hizo que llegara pronto a la península ibérica, concretamente en catalán

La evolución temporal facilitó que fuera apareciendo en más sitios. ¡Incluso en Francia!

Y ahora, hoy mismo podríamos decir, llega en castellano.

Vale, en el viaje (temporal) se ha perdido el ‘glitch’. Pero, a cambio, en esta historia de personas y viajes temporales -que esperamos muy pronto ver replicada por Cable– sí que hemos ido ganando algo.

Y es que tanto ver a gente manipular el tiempo, los taquiones que lo enturbian todo, era inevitable que algo alcanzara a aquello que llamamos nosotros El Mundo Real.

¿Qué os puedo decir?

En tiempos de guerra del tiempo, todo agujero es taquiones.

3 comentarios en «Así taquionea la guerra del tiempo»

  1. La portada catalana…

    (es decir, el momento antes de la corrección del posteo, cuando tras decir lo del catalán se mostraba la portada brasileira)

    …me ha recordado a una vez que estaba en la organización de un congreso ibérico (España y Portugal, a efectos curriculares cuenta como internacional) y para la gestión (cobros, certificados, espacios, catering, materiales, web…) se encargaba una agencia a la que les ibamos instruyendo de lo necesario. La web tenía una sección en castellano y otra en portugués, y para que los ponentes hicieran un resumen de su trabajo, mandamos a la agencia un documento tipo con el formato necesario de título, autores, filicaciones, espacio para el texto… que colgarían en la web. Para rellenar los caracteres de texto recurrí al socorrido «Lorem ipsum dolor sit amet…» (https://www.lipsum.com/ , por si acaso hay que explicarlo). El correo de vuelta fue algo como «vale, nos has mandado el documento en portugués, todavía nos falta el castellano».

  2. Ah, crueles. Mencionar al gran Carpentier para luego hablar de un simple y vulgar bestseller. (Como en los viejos tiempos. Sigan así, sigan.)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.