El otro comedor de espinacas

Ya sabes como funciona esto del video, amigo lector. Le das al Play y cuando estés ambientado con la musiquita continua leyendo.

espinaca01.jpg

espinaca02.jpg

Guau…Qué cuerpo               
     más bonito tienes…              

espinaca03.jpg      

Tu cuello…                           

espinaca04.jpg

Tus hombros…                   

espinaca05.jpg

Tu vientre…                          

espinaca06.jpg

Tu espinaca…                    

espinaca07.jpg

En la secuencia inicial de La Espinaca de Yukiko (Ponent Mon) se condensa gran parte de la esencia del arte de su autor, Fréderic Boilet, y la corriente que su obra ha generado. Francés de nacimiento, los azares de la vida y su fascinación por las maravillas asiáticas le llevaron a establecerse en Japón tras recibir una beca de Kodansha. Si bien ya tenía obra publicada en Francia y una primera obra realizada en Japón (Love Hotel, apenas un mísera nominación a Mejor Álbum en un certamen de un pueblo francés de menos de 40.000 habitantes), La Espinaca de Yukiko puede considerarse el bautismo de su etapa japonesa.

img_boilet_360dpi.jpg

El argumento de la obra es sencillo, basando en vivencias del autor. Fréderic conoce a una joven llamada Yukiko, y muestra interés por ella. Ésta al principio se resiste porque prefiere a otro, pero en dos páginas cambia de idea y sucumbe al romance con el protagonista. Asistimos de esta forma a una butaca privilegiada para presenciar sus momentos íntimos de mutuo conocimiento.

yukiki.jpg
De una forma tranquila, sosegada, pausada y madura, el autor nos cuenta con plenitud de detalles sus vivencias conjuntas para que podamos compartir su sexperiencias.

cepillandosela.jpg

Y en esto puede resumirse la obra. Como él cuenta en la misma:

explica.jpg
Y tanto. Yukiko por aquí, Yukiko por allá, Yukiko arriba, Yukiko abajo, Yukiko a cuatro patas…todo narrado con un excelente gusto pero de forma exhaustiva, con todo tipo de pelos y de señales.

espinacajarl.jpg

Debemos entender que Boilet es francés, y los franceses tienen una sensibilidad especial. Comen ancas de rana, escargots, espinacas…lo que se tercie. Y su visión artística también es peculiar. Recuerdo ya hace tiempo que, supongo que sería en un foro de dreamers, El Torres definía el arte francés con una escena en la que «una joven sentada en un café del bulevar contempla el atardecer con cara de asco mientras espera a un hombre maduro para que le eyacule en el rostro«. Algo así era. Y más o menos es así la esencia de cómo transcurre todo en La Espinaca de Yukiko. Las escenas se siguen sucediendo, quedando Boilet como todo un campeón. Sin embargo todo termina de alguna forma, y en el caso que nos ocupa Yukiko se cita a espaldas del bueno de Fréderic con el muchacho del principio ¿Quiere esto decir que Yukiko da puerta a Boilet? por supuesto que no, o si así hubiera sido, desde luego Fréderic no nos lo hubiera contado. Lo que podemos leer es que:

dualite.jpg
Situación que Boilet y Yukiko resuelven refocilando por última vez, y mientras ella yace noqueada tras el desfogue nuestro artista se retira discretamente. Y en el tren de vuelta del motel a casa resulta que los azares de la vida hacen que se siente frente a otra jovencita, empieza tomar apuntes y…

mestadibujandoami.jpg

Fréderic le cuenta así por encima un poquito su vida (deduzcan por el contexto el significado de faena)…

paisaje.jpg
…y suelta una de esas frases molonas que todos esperamos una vida a que llegue el momento para usarlas pero que parece que sólo suceden en los tebeos…
enladiana.jpg

…consiguiendo con ello que la obra tenga lo que podríamos decir un final feliz.

tomandoapuntes.jpg

La muchacha en cuestión se llama Mariko. Un Tiempo después apareció la siguiente obra de Boilet, también autobiográfica…

makikoparade.jpg

…donde, esta vez con dibujo de Kan Takahama, cuenta las interioridades de los cálidos momentos que Mariko y él pasaron juntos. Todo un alegato de la Alianza de Civilizaciones.

Lo que quería deciros, donjuanes occidentales es que tengáis cuidado con las chicas japonesas.
La simpática muchacha que has seducido alivia tu soledad.
Un día, dalo por hecho, desaparecerá.
Puede que sonriendo, así.
Te pillará de sorpresa.
Y te hará daño.

Llegados a este punto habréis empezado a ver una pauta. Y es que lo que Boilet hace tiene un nombre, pero no es ninguno de los que estáis pensando. Lo que hace Boilet es Nouvelle Manga. O eso es lo que dice él. Una sabia mezcolanza de elementos japoneses y europeos con resultados óptimos para paladares exquisitos. El concepto de Nouvelle Manga se ajusta perfectamente a lo que hace Boilet. Por algo creó él mismo el concepto. Una manera de que lo que en teoría debía ser una serie de obras «desplazadas» (demasiado japonesas para el mercado europeo, demasiado europeas para el japonés) se llegue a vender de manera global. El marketing es importante, pensadlo la próxima vez que compréis tres títulos de los Vengadores en vuestra visita a la tienda.

01c.jpg

En esta corriente artístico-ideológica podemos incluir también a Aurélia Aurita (no confundir con Aurelia aurita). En 2004 fue invitada a colaborar en el álbum colectivo Japón, promovido precisamente por Boilet, y entre ambos hubo un flechazo (y es que estando Fréderic por medio, un «álbum colectivo» debe ser sinónimo de «orgía creativa«). El relato de su relación ha sido narrado por Aurélia en sus libros titulados Fresa y Chocolate. Piensen en el porqué de ese título y luego visiten la fenomenal reseña redactada en Cretinolandia. Es gratis.


Aurelia Aurita nos da la oportunidad de degustar en dos sabores su nuevo libro, servido bajo la denominación de origen Nouvelle Manga. En una original receta elaborada con ingredientes especialmente seleccionados, el amor más dulce se funde con el sexo más picante para conseguir una elegante presentación de trazo amable y exquisita composición de página. Un álbum que deja un excelente sabor de boca e inevitables ganas de repetir. Sin duda, el plato del año.
las%20fresas.jpg
Sip, el de las portadas es nuevamente el amigo Fréderic, visto esta vez por el trazo de Aurélia, más naïf, más femenino, más…más talmente a los Carla Berrocal, a veces.
004.jpg

El primer álbum puede resumirse en una sola viñeta, que en un sentido amplio también define la esencia al completo del movimiento Nouvelle Manga.

001.jpg

En la segunda entrega empiezan a surgir algunos problemas en la relación. Que una cosa es el vicio y otra el exceso.

001b.jpg

Pero Fréderick se las arregla para salir idemne de la situación ¡es un crack!

004b.jpg

Imagen%2B5.jpg
El tiempo pasa. A «Chocolate» (Chenda) le sigue gustando «Fresa» (Frédéric), y es correspondido, pero a los jugueteos amorosos se suma la duda. El entusiasmo se tiñe de miedo. El mundo exterior también está allí: una amiga que se hace querer (Kan Takahama), un vecino racista, la amenaza de la separación, las pequeñas y grandes supersticiones de la heroína que llega hasta invocar al Divino… Pero sobre todo hay amor, y las verdaderas/falsas ingenuidades que hacen del estilo incomparable de Aurélia Aurita un deleite para los lectores (y las lectoras).

Quedémonos, de la parrafada promocional, con una parte interesante:

«una amiga que se hace querer (Kan Takahama
Kan Takahama ¿les suena? pues vuelvan un momento hacia arriba….tampoco tanto…bueno, ya puestos pueden volver al principio y poner la música de nuevo antes de regresar…¿ya? en efecto, Kan Takahama es LA mangaka que dibujó Mariko Parade, en la que Boilet contaba su relación con Mariko, la chica que suplió en sus afectos a Yukiko. Una artista que fue a la vez una amiga que se hacía querer. Ojito con Boilet, que tira con bala a todo lo que se mueve. Vaya, de hecho me enteré más tarde que tiene otra obra en la que ha colaborado Jiro Taniguchi, pero, llamenme antiguo si quieren, he preferido no saber de qué iba.

¿Perdidos entre tanta musa? pues paciencia que todavía quedan. Fréderic es ducho en los lances del amor, y lo último que publica ha sido una recopilación de aventuretas variadas. Muchas en un sólo álbum, que si fuera a álbum por amiga no daría abasto con una cosa ni con la otra, no hay tiempo material y también hay que dormir. Y es que en Boilet la obligación y la devoción son una misma cosa. Es dibujante, es guionista, es amante, inspirador, gurú con derecho de pernada de la secta del Nouvelle Manga… es muchas cosas y todas las hace bien. Es, como dirían los franceses, un milhomens. La obra en cuestión ha sido editada por Dibbuks en nuestro país y tiene el sugerente nombre de ellas, para no olvidarse de ninguna.

ellas.jpg

Los de Cretino, otra vez ellos, se inspiran en la portada para hacer la suya.

portada%2Bluis.JPG
Aunque la gente que interviene en el fanzine Cretino rebosa tanta calidad que son capaces de concebir esta portada y finalmente descartarla. Si esto es lo que descartan imaginen cómo será el resultado. Busquen y compren, que tres euritos no es nada con la que nos viene.

Pero sigamos con Boilet, que tiene cosas que contarnos.

Elles1.jpg

De El Coleccionista de Tebeos:

En Ellas, nos narra 8 historias llenas de erotismo y llenos de amor, en sus encuentros con las mujeres japonesas, muchachas llenas de sensualidad que refleja Boilet una manera muy especial. Historias que narran su llegada a Japón para realizar su primer manga, utilizando a las propias chicas como modelos en sus historias, sus experiencias vividas con ellas o unas simples ampollas de una muchacha en los pies; el fetichismo del color violeta, el sexo, detalles de ciertas partes de la anatomía femenina, la contemplación del cuerpo de la mujer seguida de una relación oral, el sexo en la naturaleza, la masturbación como inspiración de una historia y la despedida en el metro de un affaire con una chica muy bonita.
El número exacto de ligues varía según reseñas entre siete y nueve, lo que acentúa el carácter entre fanfarrón y onírico de este tipo de situaciones «ufff, no sé en realidad a cuántas me he hecho ¿de verdad quieres que me acuerde de todas?«

quagmirex.gif

Concluyendo, que Fréderic Boilet es un señor maduro que vive de mostrar a la gente sus relaciones de forma explícita.

ron-jeremy.jpg
Pero siempre bajo un prisma sofisticado, ojo. Ese es el matiz que lo distingue de lo zafio. Comercial lo es un rato, eso sí, claro.

boiler.jpg

Quagmire.PNG¿Qué les das, Fréderic?

400px-Frederic_Boilet_20071019_Fnac_2.jpg

Lo que tú eres en verdad, Fréderic, tiene un nombre. Y de una vez por todas lo vamos a decir. Ese nombre es…

¡¡¡ARTISTA!!!
Por todo esto, tod@s queremos a Fréderic Boilet. Que siga tan feliz como se le ve y que no estemos demasiado tiempo sin ver nada suyo, que nos empezaríamos a preocupar. Y es que mientras mantenga firme el lápiz seguiremos disfrutando de nuevas entregas de sus Nouvelle Manganterías..

21 comentarios en «El otro comedor de espinacas»

  1. Aún diría yo más….¡Es un auténtico héroe! Viajó a tierras lejanas y se ligó a las nativas….¿No es ese acaso el espíritu que ha movido los grandes descubrimientos de la civilización occidental?

  2. Gran post.
    Y de una vez por todas, este hombre debería convencer a Milo Manara para que dibuje sus historias, y así ya no habría lugar a equívocos.

  3. Entonces… a ver, Sr. Calduch, que no me ha quedado claro (fruto de mi torpeza, obviamente) esto… ¿le parece bueno, malo o qué? 🙂

  4. >>¿le parece bueno, malo o qué? 🙂
    Puessss…La Espinaca de Yukiko, que es lo que tengo, me la he vuelto a leer, y con la relectura para mi ha perdido. En su día pasaba por original, ahora ya no, que lo hemos calado. Un tebeo para leer en su momento, pero que en mi opinión no aguanta más. Y visto ahora, los 15 euros que pagué por la obra me parecen mucho.
    Rastreando por ahí veo que se habla mucho y bien de lo de Fresa y Chocolate como lo natural y cotidiano que queda la pornografía vista por una mujer. Yo me sigo quedando con la reseña en Cretinolandia…
    …espere ¡estamos hablando de costumbrismo! ¡otra vez! ¡Trujillo, es usted insaciable!

  5. La costumbre del costumbrismo por costumbre… 🙂
    ¡Es que yo ya no sé a qué atenerme!
    Es que una obra de este estilo, normalmente, según de que escuela proceda el autor, se la tacha despectivamente de como que es para ver tías bien dibujadas en pose pin up y ponerse palote, o bien para admirar una propuesta atrevida y transgresora, como estas de Fréderic… ¿¿¿???
    La cosa es que la Emanuelle de la Kristel era el no va a más de lo intelectual / transgresor en su época, pero sin embargo, a mi la Barbarella de la Fonda, me parece más potente y con una iconografia muy original. Pero no es intelectual, claro.
    Eme A, con usted no me hablo desde el incidente de Ross well. 🙂

  6. ¿Qué ven las japonesas en los franceses? Con lo bien que estamos los españoles, mira que preferir a los gabachos… en fin, ellas se lo pierden. 😛
    > tiene otra obra en la que ha colaborado Jiro
    > Taniguchi
    Boilet es un hombre moderno que no está limitado por los tabúes de la sociedad.

  7. Hacía tiempo que no me reía tanto con una reseña de un cómic.
    Y además, tan acertada… profundizando en el significado último de toda la obra de un autor, en su mensaje espiritual, en su contenido sociopolítico.
    Frederic folla mucho, bebe como un carretero y fuma como un camionero. Y todo gracias al manga.
    A ver si aprendemos algo de él, coño.

  8. Pero… no os dais cuenta de la verdadera inteligencia de este hombre.
    Lo que hace es que se acuesta con una oriental, y lo dibuja, hasta ahi bien. Pero luego, con la siguiente oriental que se beneficia, se lee el comic y como quiere superar a la anterior, le hace más guarreridas para ser mejor amante!!! y lo dibuja también!! Luego viene otra oriental que lee lo de las anteriores, y etc etc en bucle infinito que seguramente termine en porno duro aleman o que se yo xD
    Muy listo el Frederic este, si señor xD

  9. Pero… no os dais cuenta de la verdadera inteligencia de este hombre.
    Lo que hace es que se acuesta con una oriental, y lo dibuja, hasta ahi bien. Pero luego, con la siguiente oriental que se beneficia, se lee el comic y como quiere superar a la anterior, le hace más guarreridas para ser mejor amante!!! y lo dibuja también!! Luego viene otra oriental que lee lo de las anteriores, y etc etc en bucle infinito que seguramente termine en porno duro aleman o que se yo xD
    Muy listo el Frederic este, si señor xD

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.