Ante lo inususal, sed clementes

Otro metatexto, lo siento. Cuando se lleva un tiempo tecleando sobre tebeos hay veces en que sale un texto atinado y cuando toca subirlo se cae en la cuenta de que se ha dejado de lado un detalle nada trivial: cómo titularlo. Y el título de un posteo, al igual que el asunto de un mensaje, es la carta de presentación que puede marcar la diferencia entre ser abierto y disfrutado nada más llegar al agregador o caer en el olvido hasta el borrado masivo periódico. Hay veces que la musa de ese título acertado no acude a tiempo y puede retrasar la subida del texto, o se le termina titulando de cualquier manera para darle pronta salida. Ojo, que a veces también ha sucedido al revés: venirte a la cabeza un título TAN bueno que sabes que vas a usarlo aunque no tengas todavía ni idea de qué vas a escribir a partir de él. Este último caso sería el equivalente a aquellos bocetos de Alex Ross para Wizard que por si sólos dieron para tres miniseries y varios especiales de Tierra-X y compañía. Pasa menos veces, pero cuando ya llevas algunos escritos termina sucediendo, cuestión de probabilidades.

Esto lo cuento a santo de que la pasada semana quise hacer notar las dos series que están acompañando a Ultimate Spiderman en la revista de Ultimate Marvel, pues considero que de esos Todosnuevos Ultimates y UltimateFF se está hablando demasiado poco. Como introducción a eso os confesé aquella sensación de cuando abrí el primer episodio de Clandestine post-Alan Davis y la certeza de que a aquello le quedaba poca vida nada más nacer; y de como fue exactamente el mismo cosquilleo que me produjeron esta última (y cuando digo última quiero decir la última, la definitiva) encarnación de los Ultimitos. Y lo de los UFF tampoco era moco de pavo. Total, que a aquello me dio por titularlo de esta manera:
 

azidente.jpg

Que no sé si se terminó entendiendo o si directamente la gente cuando llega al final de los textos está tan groggy que no cae en la cuenta. Y eso que lo cavilé un rato, ojo. Con eso quería reflejar esa sensación de cuando sabes que algo va a ser malo, que no convendría ni echar un ojo, que va a terminar mal, pero hay algo que atrae…algo que…algo que tres días despues del posteo expresó mucho mejor Julian Clemente en la sección de la última entrega de la revista Ultimate Marvel. Antes lo planteo, antes lo suelta:

nopuedodejardemirar.jpg
No en vano dedica casi una página entera hablando sobre esos Ultimate FF. La otra es para Ultimate Spiderman. De los AllnewUltimates no dice nada, debe pasarle como a mi, que por primera vez encuentro útil el parrafo de resumen de lo sucedido en el número anterior para enterarme de lo que ha pasado hasta entonces…y eso que me estaba leyendo todos sus episodios seguidos.

img291.jpg

"Estoy horrorizado, pero no puedo dejar de mirar". Como debe ser si hasta Clemente lo dice. Y recordemos que ahora se trata del dibujante que buscaron para remontar la serie tras el fiasco del anterior.
 
 
  img292.jpg  

Venga, superAdlo!

img293.jpg
Vuelvo a insistir por tanto, si no lo estáis siguiendo os estáis perdiendo algo que en poco tiempo se convertirá en material de culto. Y apuesto mucho a que esto será de lo poco que no terminarán reeditando en tomo ni pronto ni tarde. Es ahora o nunca.

Y no va de broma ¿cuándo hemos necesitado bromear con cosas así? y si con la frase final de la sección no acudís a las librerías a montar guardia para el próximo es que no tenéis sangre en las venas.

finaleful.jpg
A mi me ha demostrado que Clemente sería capaz de redactar textos haciendo interesante cualquier material. Incluso hasta si estuvieran publicando DC.

Ve despacio y veremos el accidente

En los inicios de eBay era todavía posible conseguir series completas añejas a precio de cuasiganga contando los gastos de envío, situación que aproveché para hacerme con unas cuantos títulos marvelianos que tenían cierta aura de misticismo marcada por alguna extensa etapa con un equipo creativo especialmente afortunado: Master of Kung-Fu, Moon Knight con Doug y Bill, Ka-zar de Jones y Anderson…números y títulos que devoré con gran afan, pero al placer previsible de la lectura de aquellas etapas se le sumó uno inesperado, que fue el contemplar los últimos estertores de aquellas series cuando esos equipos creativos, muy respaldados por la crítica pero bastante menos por el público, abandonaban el barco y eran sustituidos en los números finales por aventuras autoconclusivas con poca o nula relación con la etapa anterior. Se trataba de los fillines.
Una de las cosas todavía sagradas por la época en que aquellos tebeos se publicaban era el cumplimiento estricto de la periodicidad mensual de las series. Y por si acaso alguno se retrasaba en la entrega, los editores disponían de un fondo de unas pocas historias atemporales realizadas por autores con menos nombre y que podían colocar en cualquier momento en la serie si surgía la necesidad. Y cuando la serie tenía ya los días contados, esas historias se publicaban en sus números finales porque total ya estaban hechas y pagadas. Y es curioso como en aquellos fillines había algunos nombres que se repetían con bastante frecuencia, tanta que uno ya debía comenzar a sospechar que a su serie preferida no lo quedaba ya demasiada cuerda si de un mes al siguiente te ponían una aventura anodina escrita por Peter B Gillis o David Anthony Kraft, o entintada por Danny Bulanadi. Se adquiría un instinto especial para detectar a los fillineros.

Fue cuando descubrí esa situación y esa sensación que fui consciente de la primera vez que había experimentado aquello cuando aún ni siquiera sabía ponerle nombre. Me sucedió en el primer momento que vi los lápices de Pino Rinaldi para Clandestine tras la marcha de Alan Davis del título. Era algo independiente de si era o no un artista indicado para el título, se trataba de algo más profundo, del convencimiento de que desde ese preciso instante la serie olía a cancelación que tiraba de espaldas. Y así fue, la serie en origen duró solamente cuatro números, que en la edición española fueron dos entregas dobles. Es decir, que un mes aquello me olía a cierre y al siguiente ya anunciaban el adiós. Menuda puntería, no tuve tiempo de reacción ni para abandonar la serie antes de que la cancelasen.
 

MB_ClanDestine09_18.jpg
Todo esto viene a cuento de que tanto tiempo después encontré hace poco unos lápices muy parecidos a los de aquel Pino Rinaldi, o al menos tuve una sensación muy similar, unos de un autor con un nombre parecido, en una serie coral anteriormente celebrada y que de la noche a la mañana los personajes dejaron de parecerse a ellos mismos y comenzaron a actúar como autómatas sin alma ni motivación: hablo de Amilcar Pinna para los All-New Ultimates, que ocupan parte de la publicación Ultimate Marvel en nuestro país desde su número 27 en lo que viene a ser el tercer relanzamiento de la línea Ultimate.
 
All-New Ultimates (2014-) 001-002.jpg
De Pino a Pinna
 
Y es que la línea Ultimate comenzó siendo un gran bombazo a base de fichajes de postín en sus números iniciales, pero a medida que otros autores con menos bombo fueron cogiendo el relevo el sello comenzó poco a poco a decaer, de manera que se hizo necesario un evento con su consiguiente renumeración para sacudir un poco las cosas y que las ventas volvieran por el buen camino. Esa es la explicación de Ultimatum, que dio lugar a una nueva numeración para Ultimate Spiderman y varias minis encadenadas de los Ultimate Vengadores.

Poco tiempo después el evento-excusa para relanzar la línea de nuevo fue la muerte de Peter Parker y la recogida del testigo arácnido por parte de Miles Morales. Aquí se fue ambicioso y se otorgó un equipo de relumbrón a los Ultimates, con Jonathan Hickman como Arquitecto y Essad Ribic de albañil, que lo hicieron tan bien que alguien en las oficinas dijo en voz demasiado alta que ese tipo estaba desaprovechado en la línea Ultimate y que debería estar haciendo algo más grande con los Vengadores de verdad, y le hicieron caso y…pero eso es otra historia. La línea Ultimate se completaba además con una serie de los X-Men en la que nunca se tenía claro qué estaba pasando o quiénes eran los protagonistas, pero aún así era bastante mejor que los últimos números de su serie anterior. Se le suma a esto que cada mes de alguno de estos tres títulos siempre salía más de una entrega y Panini tuvo el perfecto material servirnos una revista mensual de 96 páginas con lomo conteniendo cuatro historietas americanas por el ajustado precio de 5.95.

Y fue todo bien por un tiempo, pero Hickman se marchó y fue sustituido por Joshua Hale Fialkov, un tipo cuyo currículum se limitaba a haber escrito una serie legible de las de los Nuevos52 (aunque dicho así tiene su mérito), y en Ultimate X-Men llegó un Brian Wood que estiró y ralentizó una trama hasta que personajes y público se quedaron apáticos. La cadencia de salida de los tebeos también se relajó hasta llegar al momento en que Panini sólo nos pudo ofrecer tres números en cada tomo, pero para que el cambio no fuera traumático siguió manteniendo el formato y el ajustado precio de 5.95.

(En honor a la verdad no solamente ofrece las historietas, sino también material de elaboración propia en cada entrega, como una serie de artículos por entregas de la Marvel en los 2000 por Julián Clemente, de dos a cinco páginas con letra grande, una página con el checklist del mes, la sección de Miguel G Saavedra con dos a tres páginas de letra apretada, algún anuncio que otro, un checklist a doble página con lo más mejor del mes y la doble página de Clemente con comentarios sobre las series en curso)

Era por tanto momento de una nueva revolución, aunque ya comenzamos a ver que pasa como con las Crisis en DC, que el tiempo entre una y la siguiente se va acortando y los resultados tardan menos en estropearse. Y los estrenos de la nueva serie de los Ultimates con Michel Fiffe y Amilcar Pinna no hacía presagiar nada bueno.

¿Que quién es Michel Fiffe? en seguida nos lo contestan:
 

img289.jpg
Pero es que además el tercer título en discordia ha sido Ultimate FF, protagonizado por una Fundación Futuro con mucho potencial, encabezado por Susan Richards y acompañada por Tony Stark, Sam Wilson y el Doctor Muerte; cuatro cerebros con actitud encargados de vigilar y proteger el Multiverso de las amenazas que lo acechan por brechas dimensionales.
 
ultimateis.jpg
    
Un diálogo como este parece sacado de la mismísima Authority. Pero si ampliamos el campo vemos que algo fallaba.
 
img288.jpg
(ese símbolo son dos efes, que lo sepais)

Y los créditos indican bien claro que está pasando.

groumet.jpg
Que no puedes idear una serie con espíritu palomitero noventero y encargar los bocetos a un tipo tan rancio como Tom Grummett. Le quita toda la gracia.

Para el cuarto número Grummett fue sustituido por André Araújo, pero el mal ya estaba hecho y se anunció que la serie terminaría en la sexta entrega, cuya publicación tiene prevista Panini para su número de Diciembre, por lo que tenemos este mes y el próximo para ver con qué tramas y dibujos nos deleitan. Y se verá qué hará la editorial con la publicación del Universo Ultimate a partir de Enero, aunque lo suyo sería bajar las páginas a 48 pero mantener el lomo y el precio, por eso de no romper la uniformidad. Se hace la letra más grande en los artículos de Saavedra y nadie lo notará.

En fin, que el olor a serie muerta de un fillinero ha terminado contagiando a la que se publicaba al lado, pero no hay nada que indique que las dos series que todavían quedan estén mal de salud ni…
 

Ultimate_Universe_The_End_2015.jpg
…o tal vez sí, claro.

La X marca el embrollo

En el principio era Vértice.

xmenvertice.jpg

Mucho se ha dicho y escrito sobre las particulares traducciones de grupos y personajes de aquella editorial, y debemos reconocer que pese a no tener idea de dónde las sacaban, muchas de ellas tenían gancho, tanto que de forma oficial u oficiosa han pervivido hasta hoy. En el caso del grupo mutante capitaneado por el telépata calvo de dalinianas cejas, se encargaron de dejar bien claro en la portada el título original, su traducción literal, y el nombre que ellos habían escogido: Patrulla X. El término cuajó y terminó sobreviviendo incluso cuando la serie cambió de editorial, de Vértice a Surco.

patrusurco1.jpg
Esta editorial, durante su breve andadura, fue cambiando el logotipo del título, y en su sexto y último número mostraba un estilo que nos es bastante familiar, con el rótulo en perspectiva tridimensional.
 
patrusurco6.jpg

Un estilo de logotipo que también adoptó forum cuando comenzó a publicar la serie en 1985, añadiendo un "LA" al título.

patruforum.jpg
Poco antes, forum ya había publicado algo de los populares mutantes y había hecho un primer ensayo con el logo dando más preponderancia al "LA" y mostrando por primera vez el rótulo original de la serie americana. Eso era porque no se trataba de un tebeo, sino de un cómic; más aún, era toda una Novela Gráfica, con nombre completo de los autores y todo, incluyendo segundos nombres.

xmenmata.jpg

Con el tiempo la línea mutante se fue ampliando poquito a poco, y forum comenzó optando casi siempre por castellanizar los nuevos títulos ¿que sacaban The New Mutants? pues se traducía como Los Nuevos Mutantes ¿que Cíclope y el resto de la Patrulla original se reunía en X-Factor? fácil también de adaptar:
fxf1001.jpg

Sin embargo en 1988 forum rompe esta dinámica traductora dejando sin tocar el título de la serie que remasterizaba las primeras aventuras de la etapa de Claremont en la serie. De hecho el mismo mes sacó al mércado dos series de clásicos, teniendo la otra el título en castellano (Clásicos Marvel).

classicxmen.jpgcmf01.jpg

Seguramente esto obedecía a que comenzaba una época en la que los nombres originales sonaban más exóticos, más llamativos, más…molones. Finales de los ochenta, el molonismo estaba llegando para quedarse una buena temporada.

Con los años noventa, grandes cambios llegaron desde los USA, siendo el más llamativo la creación de un nuevo título dedicado a los pupilos de Charles Xavier: X-Men.

¿Cómo? ¿no se llamaba ya así la serie original? pues sí pero no. Resulta que desde su resurgir en 1975, la serie original fue llevando una serie de subtítulos, de forma que se comenzó titulando "The All-New, All-Different X-Men".

allnewalldif.jpg
Más tarde pasó a llamarse "Now On Sale Monthly! X-Men".

nowonsalemonthly.jpg
Y poco después pasó a llamarse "The Uncanny X-Men", que pasó a ser su título oficial y definitivo, en terminos de statement of ownership y cosas de esas que sólo interesan a los que compran el Plot 2.0., a la altura de su número 142.

uncanny114.jpgunca122.jpg

Así que en América tenían por una parte "The Uncanny X-Men" y por otra simplemente "X-Men" ¿cómo harían en forum para traducir los títulos y tener ambas series diferenciadas en el mercado? pues lo hicieron de la forma que menos faenas les daba: dejando el título nuevo tal cual llegaba de origen.

xxmmeenn.jpg
Y así coexistieron el título en castellano y el inglés durante varios años en nuestro país.

Avanzando los noventa, la innovación era una necesidad casi fisiológica. Así se explica que apenas tres números antes de cerrar forum su primer volumen de La Patrulla, cambiasen el logotipo con el que había iniciado la serie hacía más de ciento cincuenta entregas, quitándole de paso el clásico "LA".

patru157.jpg
El paréntesis de La Era del Apocalipsis trajo cambios de títulos; durante un breve lapso de cuatro meses The Uncanny X-Men pasó a llamarse The Astonishing X-Men, y X-Men fue The Amazing X-Men. Forum optó por traducir los adjetivos (Astonishing = Extraordinaria; Amazing = Asombrosos), pero manteniendo "Patrulla" y "X-Men" en los títulos de las series correspondientes.

extraordinariapatrulla.jpgasom
brososkubertios.jpg

Pero aunque ambos nombres coexistían, el que se imponía más cuando la ocasión pedía decantarse por alguno, posiblemente por ser el original y no pedía apenas cambios en la maquetación, era el de X-Men.

cronicxmen.jpg
Por cierto, que entre los cambios de título de aquella saga, la aquí llamada Factor X y en origen X-Factor pasó a llamarse en los USA "Factor-X" ¡igual que la serie en castellano! forum solventó esta posible confusión lo mejor que pudo:

xfactorf11.jpg

El fin de La Era del Apocalipsis posibilitó la renumeración de las serie mutantes en nuestro país, con sus marvelutions, y portadas cromaditas casi imposibles de escanear. Cada serie mantuvo su título.

560709.jpgxmen1again.jpg
Y como ya se ha dicho antes el término preferido para los títulos de la familia mutante era el de X-Men, que se mantuvo en muchos especiales…
xmenprime.jpg
 
…en la serie trimestral de la familia…
1997unlimited.jpg

…incluso en las recopilaciones de cosecha propia de forum.

archivosxmen1995.jpg

En definitiva, en todo tipo de especiales y miniseries, tantos las inolvidables como las que apenas dejaron recuerdo.

buscociclo.jpgonslaught_x-men_-_forum.jpg
1999liberator.jpgiconos_x-men_-_forum.jpeg
Mención nostálgica aparte merece la versión futurista de la serie ¿os acordabáis de ella? ¿seríais capaces de decir de memoria el nombre de alguno de sus componentes?

xmen2099.jpg

Ey, hasta la edición de los primeros episodios originales tuvo su título en inglés ¡entonces molaba!

classic1994.jpg
Más comprensible era mantenerlo en aquella pirueta que fue la interpretación noventera de esas primeras aventuras sesenteras. Sí, esto exisitió y se publicó.
profxmf101.jpg

 

Parecía en aquel momento como si les diera apuro usar el nombre acuñado aquí, cuando bien sonoro y efectivo era, tanto que en cuanto en américa tuvieron ocasión llegaron a usarlo.

amalgamxpatrolf11.jpg
Y como si lo traducían aquí se perdía el sentido, tuvieron que dejarlo como les venía. Una primera señal de que la coexistencia de ambos nombres no era tan sencilla como podría pensarse, pues los títulos mutantes proliferaban como setas.
Dos hechos marcaron para el gran público la implantación del término X-Men por encima del de La Patrulla. por una parte la emisión televisiva de serie de dibujos animados y su necesaria adaptación a historieta.

aventruarax.jpg

Y por otro La Película.
La Película supuso tal bombazo que en las américas hizo que se cambiara el logo de las series para hacerlos más parecidos a los de las carteleras cinematográficas y que los potenciales compradores entendieran que la película se basaba en algo que se había contado en aquellos tebeos, aunque en la práctica no tuvieran nada que ver, cosas de la continuidad que es muy puñetera (por entonces pululaban por allí el clon de Magneto llamado Joseph y los Neo, canela fina). En España reaccionamos como comenzó a ser tradición sacando un coleccionable, al que también se le adaptó el logo principal aunque manteniendo en pequeño el clásico de forum de La Patrulla X. Así todos contentos.

2000coleccio.jpg
 
Pero quedó marcado que para llegar al gran público de la época se debía usar el nombre sin traducir, vendieras lo que les vendieras.
 
clascomp115.jpg

Con la llegada del sello Ultimate se mantuvo el título original.

ultimatex.jpg
Pero eso tenía poco mérito, pues en aquel sello se mantenían todos.
ultimate4.jpg
 
(al menos en sus inicios, más tarde llegaron cosas como Ultimate Orígenes o Ultimate Enemigo, entre otros, la bonita costumbre de que tenemos aquí de traducir solamente la mitad de las palabras)
En esta abundancia X-Menera de forum en los años noventa y dosmiles, destacan tres excepciones. Por una parte se tradujo el título de X-Men Forever, posi
blemente por haberlo hecho meses antes también con Avengers Forever.

siemprepatru1.jpg
Y una serie en retrocontinuidad de John Byrne que llenaba el hueco desde que la serie original fue cancelada hasta su popular relanzamiento. Traducir esto significaba en cierta medida que pese a que llevaban más de diez años mareando la perdiz podía considerarse que la etapa más clásica y la serie original podían o debían llevar el título con el que se comenzó a conocer en castellano.

patruperdi.jpg
Y por supuesto, la línea Excelsior y el Raimonfonsequismo no tenían otra opción que dar a sus tomos el mismo nombre que el que llevaban los tacos de Vértice, no era cuestión de que su público target se pensara que iban a incluir las moderneces con esos personajes nuevos como Coloso o Rondador Nocturno.

excelsiopatr.jpg
Con algo de retraso, en las series regulares se produjeron cambios de autores que pretendían reflejar el enfoque peliculero, a ver si de verdad se atraían lectores. Fue entonces cuando Joe Casey llegó a Patrulla X, con cambio de logo para marcar el momento…

patruchurchilla.jpg
…y la segunda serie, la noventera, cambió su título para celebrar la llegada de Grant Morrison, los New X-Men en nuestro país fueron entonces conocidos como…

2002nuevos.jpg

Se perdía el diseño que había hecho Morrison con el título, que podía leerse tanto al derecho como al revés. Esto fue algo que corrigió Panini nada más coger las riendas de la serie.

newpaninix.jpg
¿Sería la política de Panini mantener entonces los título originales? podría pensarse así, pero más bien parecía ser como iremos viendo volverlo todo del revés de como se había hecho hasta entonces.

Que sí, que Panini mantuvo el título en castellano de la serie primera, incluso cuando llegó el momento de renumerarla.

patruactualo.jpg

Pero entonces sacó también la serie nueva de Whedon y Cassaday, Astonishing X-Men ¿y cómo podía traducirla? ¿como La Extraordinaria Patrulla-X, como ya había hecho forum cuando La Era del Apocalipsis? pues no, para este tercer volumen optaron por dejar el título original:

astonisho.jpg
Y le llamo tercer volumen porque hubo un segundo en la etapa en que Alan Davis estaba a los guiones, que tradujeron en su día como Los Asombrosos X-Men (Astonishing = Asombrosos).
asosmbrososxmen.jpg

Cuando Panini sacó su Biblioteca Marvel con la etapa de Claremont, pilló el nombre "moderno", el de X-Men, pero dejando visible también en el borde del efecto tridimensional lo de "La Imposible Patrulla-X".

laimposiblebiblioteca.jpg
¿Se recuparaba entonces el nombre castellano clásico añadiendo lo de "Imposible"? pues no siempre. Ni para los que llamaron "¡Los Mutantes Originales!", es decir Longshot y Dazzler. Los coleccionables, esa realidad paralela…

losmutantesoriginales.jpg

Ni tampoco para la neoretrocontinuidad más rancia.

fistclass.jpg
Y en las américas no paraban, llegaba una nueva ola de Quesadalution a los  mutantes, complicándolo todo un poquito más: la segunda serie dejaba el adjetivo de "New" para llamarse "X-Men Legacy" y tocar algo de la historia pasada de Charles Xavier. Panini aquí lo tradujo como X-Men Legado.

2008xmenlegado.jpg

Y como el título molón morrisoniano había quedado huérfano, lo clavaron en otra serie para ver si alguien caía.

newx.jpg

New X Men Academia X tuvo una breve contunidad en el título de Jóvenes X-Men.

jovenexmen.jpg
Y como entre los Uncanny, los Nuevos, los Legado y los Jóvenes el título sin adjetivar había quedado libre, lo aprovecharon en cuanto el editor tuvo un hueco y sacaron una serie con el título a secas, una serie centrada en…en…bueno, ya se vería en qué, el caso era sacar una más. Y como "Patrulla-X" no podían llamarla por tener una titulada así, se volvió a mantener el título original.

0xmen.jpg
Que parece fácil, pero llega un momento que es como si en la franquicia vengadora actual resucitasen a los "West Coast Avengers" y aquí nos los titulasen &quot
;Los Otros Nuevos Vengadores"
. Podría pasar
Y llegó un momento trascendental para los títulos en castellano, el día que terminó el volumen de la serie más longeva de The Uncanny X-Men. Fue un cierre con trampa, obviamente, pues no sirvió únicamente para renumerar la serie sino para desdoblarla. Del cierre de The Uncanny X-Men surgieron The Uncanny X-Men y Wolverine and The X-Men. Panini podía haber optado al sacar las nuevas series mantener el título anterior, pero se mojó y dio con con unas pocas décadas de retraso el paso que ningún otro había dado antes, poniendo a Uncanny el correspondiente adjetivo.

imposiblex.jpg
¿Y qué hizo con la segunda serie que se originó? por la experiencia acumulada y los éxitos de las franquicias cinematográficas podía suponerse que Lobezno y los X-Men sería una combinación ganadora. Pero lo cierto es que desde la aparición de los Marvel Studios a las películas con personajes de fuera de sus derechos (X-Men, Spiderman, 4 Fantásticos…) se les tenía muy poco en cuenta en la continuidad de los tebeos, de manera que se rompió la norma de llamarlo X-men siempre que se pudiera.
lobeznox.jpg
Y la ruptura pareció devenir regla, pues a partir de entonces el título castellanizado comenzó a aparecer hasta en recopilaciones que englobaban varios títulos de la familia.

patrullaespecie.jpg

O en reediciones de las obras más serias y sesudas.

    xmenmata.jpg    la_imposible_patrulla_xdiosama.jpg

Aunque fuesen en otro formato.

xmenhijos.jpeghijosdelatomo.jpg

Hasta en la nueva edición de obras que habían sacado originalmente ellos mismos.

x-men genesis mortal.jpgpatrullagenesis.jpg

La única concesión a esta tendencia fue de orden práctico en el siguiente Gran Cruce Definitivo, el de las familias mutantes y vengativas. Aunque en el subtítulo dejaban claro que era "Los Vengadores vs. La Patrulla-X", cambiar el logo a V vs P debió parecerles eXcesivo.
VENG-VS-X-MEN1_CVR1.jpg

Y llegamos al momento presente, en que el Segundo Calvo Divino (Bendis) y lo del Marvel NOW! llegan a la línea, y personajes tramas y títulos se diversifican y multiplican, hechos ante los que Panini debe reaccionar. Veamos cómo.
El cierre de X-Men Legado en América, habiendo perdido hace mucho tiempo el rumbo que le dio aquel subtítulo, se continuó con un nuevo volumen del título protagonizado por Legión, el hijo de Charles Xavier con personalidad múltiple y pelo difícil (es lo que tiene el que tu creador gráfico sea Bill Sienkiewicz). La serie pasa de la veintena de números allá, con muy buenas críticas y consecuentemente muy malas ventas, que hacen peligrar su continuidad allá y su publicación aquí. El cómo decidiría Panini llamar a la serie es por tanto una incógnita.

xmenlegado85.jpg
Pero hablemos de lo que sí se publica. All-New X-Men ¿cómo la llamamos?

nuevax.jpg

De acuerdo. Y ya que X-Men sin adjetivar se cancela y renumera ¿aprovechamos para unificar títulos en castellano, aprovechando que Astonishing X-Men también se extingue? pues no, ya que la política de esta temporada es no cerrar numeraciones, se sigue con el título y la numeración en la serie de los Hombres-X ahora protagonizada por Chicas-X. Y es que ya sabemos que a Brian Wood le gustan muucho las chicas.
xmen29.jpg
Otra nueva serie, Amazing X-Men, segundo volumen contando el que sacaron en La Era del Apocalipsis, así que ahora Amazing = Asombrosa.

asombrosa.jpg

Visto a vuelapluma parece que cada vez que había que titular algo tiraban una moneda al aire, pero eso sería demasiado evidente, y nosotros sabemos que lo evidente es siempre una cortina para ocultar La Verdad. Y La Verdad es que debe existir una pauta. Una pauta que nos hemos propuesto descubrir. Somos así, nos gusta ir de pautas, nos va el pauterío.

¿Qué hace que un material se llame Patrulla X y otro X-Men? una recapitulación de lo arriba expuesto, salvando las discordancias excepcionales derivadas de los eventos fílmicos, ha sacado a la luz una respuesta.

El clásico lector marvelita es de gustos continuistas, se encuentra cómodo en aventuras que tienen repercusiones y consecuencias, al tiempo que desecha el material que no encuentra acomodo en ese canon de continuidad. En consecuencia, el material que hereda el nombre de Patrulla-X es el que puede seguirse sin problemas para no perderse nada, mientras que el que lleve el nombre sin traducir podrá ser mejor o peor pero el lector continuity cop puede prescindir de él sin echar nada en falta en El Gran Tapiz de las Cosas.

Es decir, que merecerá llamarse Patrulla X la primera etapa original, todo lo escrito por Chris Claremont, y alguna cosa más suelta desde entonces, que el paso del tiempo terminará por perfilar si merece llamarse de una forma u otra. Cosas que fueron molonidades en su día pu
eden llegar a convertirse en verdaderos clásicos si dejas pasar el tiempo suficiente.

cancionverdu.jpg

¿Todo claro hasta aquí?

"Pero, oh sapiéntisimo Kalduchkrates, si has dicho que todo lo escrito por Claremont entra en continuidad ¿cómo encajan en tu teoría estos títulos?"

xtremmme.jpgxmenelfin.jpgxmenforev.jpg

Me gusta que me hagáis esta pregunta, y para responderla usaré el argumento de aquel quinqui, Ockham. Porque la solución más sencilla es la opción Roswell, aquella que dice que a principios de los años noventa Chris Claremont fue abducido por hombrecillos verdes y suplantado con un homúnculo imperfecto que continuó sus labores de aquella manera. El verdadero Claremont sigue trabajando para el lejano e inédito aquí mercado alieno, acompañado por otros insignes como el verdadero Frank Miller o John Byrne (que de vez en cuando vuelve a nuestro plano de la realidad para realizar comissions).
 
Como veis, todo encaja.
En conclusión, y de forma general, con lo que debéis quedaros es que una vez se implanta un nombre en el mercado español, sólo el material derivado del mismo que mantenga el nombre merecerá la pena, siendo el resto prescindible.
Y una vez puestos de acuerdo en esto, esta somera explicación nos sirve para lo que quería terminar diciendo. Que era que una cosa es esto, lo original:

xforf101.jpg

Y otra muy distinta, esto otro:

fuerzaxn01g.jpgces-fuerza-x-195x300.jpg

Que no os líen con sucedaneos.

The New40 (4)

  shrink4_medium.jpg
(por Borja Contreras)

Lo que tenemos aquí es una tira cómica de ROB!, un caso raro en donde dejamos las pistolas , las espadas y los dientes apretados para presentarnos la consulta de una psicóloga de buen ver. La principal característica de esta consulta es que es visitada por personajes del mundo superheroico, cada uno con sus propias y personales particularidades. Vamos que si se lo presentan a Kauffman y Crane ya tienen 7 años de trabajo asegurado.

Volviendo a la viñeta en cuestión, la psicóloga comenta al arquetipo de héroe con poderes basados en frío que “sea fresco, Hombre de Nieve. Refrésquese y todos sus problemas se derretirán”. O eso dice Google. Pero como uno es historiador, tiene que tirar de hemeroteca adliana, y acaba aquí:

http://blog.adlo.es/2005/11/una_traduccion_que_uh_uh_mola.html

Y yo a Eme A no le discuto. Que es una bellísima persona.

cool.jpg

 guay.jpg

Así que la frase sería algo así como “sea guay, Hombre de Nieve. Refrésquese  y todos sus problemas se derretirán”. Como soy de Menorca, y allí somos medio ingleses, os diré que esto es una trampa, que lo que quiere decir es “sea guay, Hombre de Nieve. Relájese y sus problemas desaparecerán.”

Como veis, ROB! usa el lenguaje para hacer un chiste blanco, inocente, pero con un uso de las palabras y el doble sentido tierno, lejos de las cochinadas que estamos acostumbrados a leer. Un chiste que puede contarles ROB! a sus hijos, mientra Joy está comiendo un perrito caliente, gordo, jugoso y americano, en la típica estampa californiana.

En Progressive Boink, lo que les ha pasado aquí, es que no son guays, y les ha molestado que ROB! tenga la maestría de ser homenajeado por Bil Keane, ya que lo mencionan, y los taquiones del humor blanco.

Ultimate Spain

Admitámoslo, hace tiempo que perdimos ya la cuenta de cuántos artistas españoles están trabajando cada mes en el mercado americano.

Y es que para las dos grandes (editoriales americanas), los dibujantes españoles se han convertido en un recurso con el que es agradable trabajar. Ofrecen trabajos resultones, no hacen ascos a nada y cumplen las entregas aunque se les solicite con muy poca antelación. Esto último, tradicionalmente, ha sido uno de los puntos más valorados a la hora de hacerse los servicios de alguno. Y es que lo que para los editores americanos es una virtud, para los de aquí es la forma habitual de hacer las cosas; es más, aunque les diesen plazos más que sobrados para entregar, casi seguro que lo terminarían dejando para el último momento, son costumbres.

Son por tanto muchos los obreros, y bastantes menos los que pueden considerarse estrellas; y de estos últimos más saben por viejos veteranos que por sabios: la vieja veterana guardia de Pacheco, Larroca (con su Eisner), Ferry, algo más tarde los Acuña, Pulido, Martín (y este último lo pongo porque conseguí el último Daredevil que quedaba en la librería, no os creáis)… a los que siguen una legión de dibujantes patrios con mayores o menores dotes artísticas a la entrega de ese encargo que dure más de cuatro números con el que puedan hacerse un hueco y ganar algo de estabilidad.

A día de hoy gran parte de los títulos de mitad tabla de Marvel y una porción significativa de los Nuevos 52 se los trabajan dibujantes de aquí. Su producción mensual es un elemento clave para el lento resurgir de la industria del comic-book del último par de años. Gracias a ellos la cosa remonta, de la misma forma que podemos decir que de no ser por ellos la industria ahora lo tendría muy crudo; posiblemente habría menos títulos, a un precio de unos 4,50$ el ejemplar, siendo cada uno de 18-19 páginas de historieta, lo que fuera para cuadrar cuentas. Decenas, docenas, casi cientos de manos españolas empuñando lapiceros sostienen el grueso editorial del país de las oportunidades. Pon varios españoles en una línea editorial y esta se mantendrá. Que útil hubiera sido saber esto último cuando la línea Ultimate 1.0. marveliana estaba decayendo.

Y es que la línea Ultimate comenzó fuerte, lo normal si consigues tener a Adam Kubert a ritmo mensual con los Millar, Bendis, Ellis y compañía, lo difícil sería no vender con eso. Lo realmente complicado tras un comienzo así es saber mantenerse (sin tener nada que ver con esto ¿a que Increíble Hulk mola?). Y ahí fue donde la línea Definitiva de la Casa de las Ideas comenzó a hacer aguas. Poco importa que mantengas el tipo con un Mike Carey (4F) o varios años con Robert Kirkman (X-Men), que se te cuelan los ínclitos Greg Land, Ben Oliver y compañía y el público habitual poquito a poco lo va dejando.

Que distinto hubiera sido todo si se hubieran decidio a meter autores españoles en la línea Ultimate a tiempo.

Pero llegaron tarde. Lo intentaron con buen tino metiendo en una de sus series en verano de 2006 a uno que cumplía con las dos condiciones, español y estrella, Pasqual Ferry.

ult4fferry.jpg
Una saga delicada y cósmica de seis episodios, tal vez demasiado cósmica y delicada para los embrutecidos paladares de los lectores americanos, de forma que el interés inicial decayó demasiado deprisa y entonces si que hubo que tirar mano de los recursos de emergencia.

Recurso de emergencia número uno: pillar a Salvador Larroca con unas cuantas tardes libres para que te dibuje unos números ¡gran cumplidor Sal Larocca! ¡quítale una serie regular y dos fillines tomarán su lugar!

walkingmutants.jpg
The walking mutants!
(la miniseries de Ultimate Elektra y Ultimate Daredevil & Elektra no cuentan en esta estrategia, pues estas se realizaron exclusivamente para venderlas en el mercado español con tapa dura y formato y precio convenientemente ampliados)

Recurso número dos: ¡las ventas siguen bajando, pongamos otro español! ¿cómo que no tenemos más series en la línea? ¡pues da lo mismo, Salva, consigue un español que conozcas y colócalo dónde sea de lo que sea! ¿me oyes? y si tiene nombre, mucho mejor ¡donde sea!

salroca.jpg
 
apocaliptiob.jpg

apocaliptio.jpg

(una de sus pocas obras que no se han publicado todavía en chiquitito y cartoné)

Recurso número tres inmediatamente después del dos: inducir a confusión, o "si no lo tienes te lo inventas"

gullemamarchon.jpg
 
gullemamarchon2.jpg

Slogan que hubiera tenido mucho más éxito seguramente así.
 

catwoman1_jpg_650x10000_q85.jpg

catwoman01-1339525501.jpg

Igual eso es lo que le faltó para seguir vendiendo ¿de qué te sirve haberte salido del Comics Code si no haces ciertas cosas?

Visto así se comprende mejor que para la segunda versión de Ultimate los editores fueran con la lección aprendida y encargasen la primera limitada de la serie insignia ya a un autor español:

carlos_pacheco.jpg
Y recien entrado ya en nuestro pa&iac
ute;s el tomito mensual con el tercer relanzamiento de la linea, que cada vez duran menos, la colaboración hispana no parece asomar. Pero para eso inventó Diso las series limitadas y las páginas sobrantes los contenidos extra.
rafsketch.jpg
Así que el consejo de hoy, queridos autores españoles con capacidad para dar el salto en busca de esa primera oportunidad es: tened buenos amigos y que os dejen colorear sus portadas. De nada. Consejo Definitivo o, como lo llamarían en Panini, Ultimate Consejo.

Ultimate Inflatable Four

En este post ya dimos cuenta del parecido razonable que se escondía tras la portada de un Ultimate Fantastic Four de reciente aparición en USA. Bueno, os hago un resumen:


Había más que decir sobre el tebeo, pero la prudencia (y la Ley General de Prevención del Spoiler) nos han recomendado esperar a este momento, cuando Panini ya ha publicado ese tebeo en España, para colgar aquí la última página del mismo…


…y encontrarle otro parecido razonable


Ahora que ya ha quedado claro que Greg Land no tiene posibles para pagarse una modelo, POR FAVOR, que alguien le presente una novia, que la necesita (y a poder ser, que se parezca a Bridget Silvestri y que esté dispuesta a posar para él)

Hoy colabora con nosotros Eduardo Paniagua

Nos ha escrito Eduardo Paniagua, al que seguramente conozcais de su tira “Con Capas y a lo Loco” en la sección de tiras de Dreamers. (¡Y si no le conoceis, pinchad, malditos! Su editor Juanmito os lo agradecerá)

El caso es que Eduardo nos ha mandado esto:


No, no os fijeis en David Arquette (sé que es difícil, esa expresión es hipnotizante), fijaos en la rubia de detrás. Vale, os lo pondremos más fácil


Cambiemos de tercio. Vamos a ver la portada que hizo nuestro viejo conocido Greg Land para el Ultimate Fantastic Four nº23


¿A cuántos de vosotros se os ha ido automaticamente la mirada a buscar los zapatos de Susan? No, hoy no estamos hablando de eso. Lo que el compa Paniagua propone…


…es que juguemos a “encuentra las siete diferencias”. Venga, empiezo yo: la de la derecha las tiene más grandes

Una traducción que (uh, uh) mola

Cuando Ediciones B publicó en 2000 la adaptación de la novela de Elmore Leonard “Be Cool”, optó por traducir el título como “Tómatelo con Calma”. La verdad es que hubiera preferido un divertido “tranqui, tronco”, un referencial “tranquilo, majete” o un literalísimo “estate frío” (mucho más fiel, dónde va a parar), pero en Ediciones B tienen traductores anticuados que hacen un trabajo serio y aburrido

 

Cambio de tercio. En 2004 Warren Ellis escribió una escena en el Ultimate Fantastic Four 10 en la cual el Doctor Jean-Claude se pone hecho un basilisco y un sicario intenta calmarlo con la frase en que se centra este posteo


En 2005 llega la edición española del cómic dicho cómic. Pero la traducción no puede seguir los mismos esquemas enquilosados de una editorial de… libros (puag). La linea Ultimate es moderna, dinámica y molona y necesita una traducción a la altura. Por tanto, la mejor traducción posible para “be cool” será…