Están tocando nuestra canción

Esto es una historia imaginaria. (¿Acaso no lo son todas?)

Hungría, 1992
-Oiga, abogado, ¿tiene un minuto?
-Sí, dígame, señor compositor
-Es que el chaval estaba viendo los dibujos animados y escuché esta canción…

…y creo se parece bastante a esta otra que compuse hace unos años…

¿…usted recomienda que les demandemos?
-Mire, yo creo que no. Hay que presentar la demanda allí, y de una serie así de cutre no sacaríamos ni el dinero que nos vamos a gastar en sellos
-De acuerdo, lo dejaremos pasar

Hungría, 2019
-¡Señor compositor, vamos a demandar a esos ladrones de música!
-Llega usted tarde, mi padre murió hace la tira de años
-¡Pues les demandaré en nombre de los herederos! ¿Es que no ha leído la noticia?

-Yo creí que esa serie tan cutre estaría criando polvo en algún almacén
-¡Ahora es de Disney! ¡Ya tenemos a alguien a quien sacar dinero!
-Pero Disney solo la va a emitir en un futuro, y la serie lleva casi treinta años dando vueltas. ¿No puede encontrar a nadie más?
-Veamos…

¡Qué buena idea has tenido! ¡De esta nos forramos, chaval!

Esa serie de la que usted me habla…

Quizá quede alguien que aún no lo haya oído, pero lo cierto es que lo dudamos. Por fin podemos hablar con claridad del tema, el asunto, el movidón de la temporada. Sí, señoras y señores, vamos a hablar de…

¡DISNEY +!

El otro día hicieron una de esas presentaciones de Mira todo lo que vamos a emitir y, además de confirmar cosas como que van a empezar a funcionar como una operadora de cable cualquiera, ofreciendo D+, HULU o ESPN+ por separado… ¡pero también en pack!, presentaron gran parte de la programación que viene.

Es decir, confirmaron las filtraciones que ellos mismos habían hecho.

Que metan tan alegremente HULU, de la que solo tienen legalmente el 60%, es casi más interesante que el resto de cosas. No sólo porque significa que saldrá internacionalmente y se podrá ver de manera legal The Awesomes, que también, sino porque lo mismo hasta podemos ver los nuevos capítulos de Veronica Mars en el momento en que salgan. Es decir, en cuanto veamos si le crean una web en condiciones o como la de HBO.

En ESPN+ han dicho que van a poner deportes PERO no han especificado aún cuáles. Quicir, lo mismo incluyen esprots o lucha de sables láser o alguna cosa de esas. ¡Nunca lo descartemos! ¿O es que no sería un duro golpe para Warner que les quitaran los derechos del Campeonato Mundial de Quidditch?

Pero, por supuesto, a nosotros lo que más nos interesa es lo que pondrán en Disney+. No porque despreciemos el ‘contenido adulto de HULU‘ (?) o ‘los pedortes‘, no. Es que es donde sabemos que estarán las series de supes. Y todos sabemos el interés que tienen las series de sup…

Y todos LOS QUE NO ESCRIBIMOS COLUMNAS DE OPINIÓN PARA PERIÓDICOS GENERALISTAS sabemos el interés que tienen las series de superhéroes.

Por ejemplo, ahora mismo en Amazon Primo está la nueva temporada de The Tick, y estoy seguro de que si entráis en vuestras redes sociales favoritas que no estén caídas podréis leer mucho sobre ella. A base de silenciar el resto de temas.

Aunque ya sabemos que las series con más interés son las de los héroes consolidados de grandes compañías. Si no os lo creéis podéis preguntadle a los espectadores de la recién estrenada segunda temporada de Capa y Puñal, que seguro que ambos me dan la razón.

Esperábamos muchos anuncios y allí estuvieron. Que quizá alguno pensara «Oye, pero eso nos dice quién va a seguir vivo al final de Vengadores: ‘Sacabó» pero hay que recordar que esto es un universo de superhéroes y, en palabras de Joe Quesada: Aquí no muere nadie, y al que muere se le resucita. Bueno, quizá no fuera Joe Quesada sino la Tía May, pero vosotros me entendéis.

Así que anunciaron varias cosas. Por ejemplo:

WANDAVISIÓN

Que, si no es la televisión del conocido grupo chino, probablemente sea algo con un tema clásico comiquero. Rollo: Buscar una casa con un agente inmobiliario y soportar a los cuñados. Algo así.

Otra que confirmaron fue una de LOKI en la que recorrería el tiempo para mostrar su participación en distintos momentos históricos. Aunque aún no han confirmado si será con una caja azul o sin ella, oh, boy! Lo que sí han confirmado es que el responsable será Michael Waldron, guionista y productor de Rick & Morty, lo que nos permite afirmar ya sin dudas una cosa: Lo peor de la serie será sus fanes.

La siguiente confirmación fue Falcon & Winter Soldier.

Mi apuesta es que es una Rom-Com que bebe de su más directa influencia: New Girl. Sólo que con menos Girls. Y con más humor, suponemos. ¿Será más Chandler y Joey pero con cabras? ¿Será más Sausage Party? Nadie lo sabe. Quizá a alguien le importe.

Luego hablaron de una serie en la que Ojo de Halcón entrena a una joven sucesora. Se supone que mientras sucede esto en lo que llaman Serie Limitada -es decir, ni ellos esperan renovarla- él valorará su pasado y las decisiones que tomó. Capilares, sospecho. Es de imaginar que aprovecharán ahora que está hecha la fusión con FOX para tomar lo mejor de Logan: la versión de Johnny Cash de Hurt.

No, de las propiedades de FOX no han anunciado ninguna serie. Y es una pena. Porque podrían montar toda una serie de documentales explicando cómo rodaron las películas: Y entonces decidimos que el tipo más preparado para hacer que el remake de la tercera no fuera una cagada era el tipo responsable de que la tercera fuera una cagada, quiero decir, de entre los responsables del que no teníamos que mirar a otro lado durante los castings.

Pero parece que aún no se han decidido a estrenar nada. Así que con las series como con Los Nuevos Mutantes.

Lo último que han presentado es que habrá What If? animados. Empezando por uno en el que Agente Carter no fue cancelada por ellos mismos. Ay, no, quería decir, uno en la que Agente Carter es el Capitán América. Lo que, supongo, implica que la Guerra de Independencia USAca fue ganada por el Imperio. Entiendo que todo el capítulo consiste en explicar que si el Capitán América hubiera sido una mujer hubieran tardado diez años en darle una película.

Luego ya está la cosa de esperar a que Feige nos cuente si hará falta estar diez años viendo las series mientras preparan una confluencia megacrossover o qué. En realidad dará un poco lo mismo porque todo el mundo sabe que las series importantes son las que están en emisión todavía.

Pero lo mismo el que sea un servicio de streaming hace que sea diferente.

Es decir, no tiene mucho sentido madrugar para verlas. El sentido lo tiene ver cuántos capítulos aguantas del tirón. Suponiendo, claro, que puedan subirlos todos del tirón. Lo mismo deciden sacar primero seis, luego sacar un nuevo Capítulo 1, luego cancelar a la mitad la serie, renombrarla y sacar otro Capítulo 1, después intentar que la audiencia les perdona sacando un nuevo Capítulo 1 pero esta vez el Universo Será Diferente. Y entonces, y sólo entonces, sacar un nuevo Capítulo 1.

Aunque tampoco tendrían por qué inspirarse en StarGate, Battlestar Galactica, ni Star Trek, por supuesto.

Sea como sea, esto es lo que han confirmado. Tendremos que seguir esperando a ese remake de Fresh Prince of Bel-Air con Pantera Negra. Mientras tanto sólo podemos decir una cosa:

SERIE DE MAJOR X YA!

Disney Code Authority

Hubo mucho revuelo cuando en 2009 la Disney adquirió la Marvel. Se suponía que la compra de la Casa de las Ideas por parte de la Casa del Ratón comportaría una infantilización de los contenidos de los tebeos, o que como los personajes serían formarían parte de mercha juguetero y atracciones varias ya no veriamos muertes o cambios de status quo en los mismos. Craso error, como fuimos viendo con el Capi negroamericano, el Thor chica terminal o Iron Muerte. Sí, se metió de cabeza en aquello de la diversidad (¿existió un personaje llamado Spider-Gwenpool o lo he imaginado?), pero conviene recordar que ese berenjenal lo inició DC con Batgirl y luego la efímera línea DC You, Marvel lo único que hizo fue demostrar que podía mear más lejos.

No, Disney se abstuvo de meter la zarpa en los comics. Total, la cuota de mercado de las páginas aquellas era ínfimo. Que hicieran lo que quisieran mientras no generasen pérdidas. Y si salía algo con potencial, ya tomarían cartas en el asunto.

Lo que pasa es que un año antes de la compra los Marvel Studios habían tenido un éxito algo inesperado con una película sobre…Iron Man. Lo que no consiguieron ni Ang Lee ni Nicolas Cage, el público es así de impredecible. Y tirando por ahí encontraron el verdadero filón, el que a la casa madre Disney interesa. Así que los tebeos podían seguir sirviendo de banco de pruebas, que con que uno de cada cien tuviera potencial ya iba valiendo la pena. Pero con los personajes adaptados a la gran pantalla y otros audiovisuales había que tener un especial cuidado.
La necesidad de generar más material y adecuado para todos los públicos ha llevado incluso a que el material de los personajes de Marvel para el público juvenil lo realice otra editorial, un detalle menor. Nada de actitudes reprochables, lenguaje inadecuado o acciones inapropiadas para estos personajes. Iban a ser objeto de atención por parte de un público masivo, variado y mayormente familiar. Aunque tampoco era difícil hacerlos comportarse como ejemplos de virtud, no en vano hablamos de héroes.

Y el otro día, en su camino hacia el monopolio universal van y adquieren la Fox, y con ello vuelven a Marvel los derechos cinematográficos de grupos y personajes como los Cuatro Fantásticos o los mutantes, entre los que destaca el popular Lobezno.

El mutante canadiense, el espíritu indomable, el hombre con garras de adamantium.

Coincide que precisamente ahora Lobezno ha regresado a los tebeos, ya que estuvo apartado un tiempo, al igual que precisamente los Cuatro Fantásticos. Cabe por tanto preguntarse cómo afectará en las páginas impresas el nuevo status del Lobezno audiovisual ¿podrá seguir usando las garras alegremente como hasta ahora?

En Fox podía ir a la suya, podía hasta protagonizar su propia película clasificada para mayores ¡llegó hasta a fumar!

Acción esta que en las viñetas dejó de hacer a principios de siglo, por cierto ¿dejarán que se siga comportando como nos tenían acostumbrados…

…o volveremos a tiempos pasados en los que ni sangre ni tajos podían mancillar los ojos de los infantes?

Es un tema serio para editores y autores ¿qué hacer con el personaje de las garras si no le permiten hacer nada con ellas?

Sentidos animales, factor curativo. Que emoción, oler rastros y recibir golpes. Se corre el riesgo de que el personaje pierda atractivo, tanto para los posibles guionistas como dibujantes. Puede volverse un personaje aburrido y poco comercial. Y Disney no puede permitir eso.

Pero no alarmarse, hay precedentes de un longevo personaje,popular, y que ha formado parte de la liea adulta de Marvel, que se enfrenta a la injusticia armado con dos poderosas armas blancas. Un bárbado que no duda en meterse en cualquier refriega y ganarla a katanazo limpio, sin que se le haya reprochado nunca derramamiento explícito de sangre.

El-es-Groo.

Eso sí, para poder saciar la sed de violencia del yonqui de las viñetas hará falta introducir otro elemento en el entorno del personaje.

El Wolviperro.

Todo sea por el Box Office. Que razón tenía Mojo.


Qué Negro era mi Abismo

Amigos, adláteres, en estas fechas tan señaladas sé que todos estais pensando en lo mismo: el Día de Reyes. Que hay que ver, para eso sois todos monárquicos ¿verdad? Ese día se os olvidan todo eso de reivindicar de república ¿eh, malandrines?

Tranquilos, si yo lo comprendo perfectamente. Porque si es un placer recibir un regalo no lo es menos darlo y una fecha que propicie ambas actividades simultaneamente es en verdad apreciable. Tal vez demasiado pues, con preocupante frecuencia, estos días se convierten en una vorágine de desesperación, en un pandemonium de búsqueda de ese elusivo regalo cuya satisfacción esté garantizada.

Yo ya lo tengo, por supuesto.

Corría el año 1979 cuando la Disney decidió expandir los horizontes creativos de su división de cine de imagen real y adentrarse en la ciencia ficción. Un terreno que ya habían pisado, quizá tangencialmente, con clásicos imperecederos como Un Astronauta en la Corte del Rey Arturo o El Gato que Vino del Espacio. Era Walt Disney, la exitosa productora conocida internacionalmente como una infalible factoría de diversión y entretenimiento. ¿Qué podría salir mal?

Nada, obviamente.

Os sonará extraño pero en aquellas lejanas fechas era costumbre editar libros que aprovecharan el tirón de un estreno importante y El Abismo Negro no fué una excepción.

La mítica editorial Everest fué la escogida para traernos un lujoso libro de portada exquisitamente maquetada que aunaba texto con fotos para narrar el apasionante argumento del filme.

Incluyendo los hilarantes lances y las estremecedoras aventuras del simpático robot V.I.N.C.E.N.T. Porque hay muchas escenas protagonizadas por V.I.N.C.E.N.T. De hecho hace falta examinar el libro con mucho detenimiento para encontrar alguna página en la que no aparezca V.I.N.C.E.N.T. (sin duda debida a algún error de maquetación).

Esta joya impresa culmina con tres páginas dedicadas a explicar sus efectos especiales. Que pueden parecer pocas pero ya son más extras que más de un DVD «edición de coleccionista» que anda por ahí. ¡Y además nos permiten poder disfrutar de más fotos de V.I.N.C.E.N.T.!

Pero no, no es este el mitológico regalo perfecto que os prometí al principio. Tal honor corresponde a un libro no editado por Everest sino por la igualmente legendaria Montena y que responde al titilante título de…

Un Libro Mágico. Basado en una producción empapada de la magia Disney. ¡Eso es magía al cuadrado!

¿Y en qué se aplica esa magia? Pues en el uso de arcanas técnicas de impresión y de secretos procedimientos reprográficos que logran dotar de tridimensionalidad a sus imágenes.

¡Parece que las mismas naves van a saltar de la página y a pasarte por encima! Mediante este misterioso procedimiento podemos experimentar la cósmica maravilla y el estelar asombro de las escenas de El Abismo Negro como si nos hubieramos sumergido de lleno en ellas.

Y luego dicen que el final de 2001 Una Odisea Espacial es dificil de entender.

Pero por si esto no fuera suficiente en los bordes de las páginas hallamos lenguetas que al ser activadas desencadenan un impresionante efecto de movimiento. Gracias a ello podemos ser testigos del giro de las arremolinadas energías del titular abismo. O contemplar cómo el USS Palomino orbita alrededor del Cygnus cual delicada bailarina.

Y sí, claro que podemos gozar de más ingeniosoas ocurrencias de V.I.N.C.E.N.T.

Por ejemplo tirando de la lengueta para desplegar su cabeza verticalmente con un firme y potente desplazamiento…

…en dirección a su estratégicamente colocado nuevo amiguito.

Pero la verdadera piéce de rèsistance, la página que hace de este Libro Mágico de El Abismo Negro un valioso incunable, es la que nos permite revivir el dramático clímax de la película.

En el que un bloque de maquinaria se desploma aplastando al malvado Doctor Reinhardt.

Míradlo ahí, más aplanado que el techo electoral de Podemos.

«¡Oh no! ¡¡¡NOOOOOOO!!!«

KKK-CRUNCHHHHSSSssskkk k k k

¡Horas y horas de diversión para los más pequeños de la casa!

Sin embargo debo avisaros de que quien adquiera esta maravilla esperando encontrar un buen surtido de chistes sobre pederastia va a quedar severamente decepcionado ¿eh?

Pasadísimo

Ya estamos otra vez.

Yo hoy iba a hacer un repaso a las cosas de la SDCC, a comentar el trailer de los Titanes que tanto parece haber bebido del mejor noventerismo X-treme, o comentar los premios… Yo qué sé, esas cosas.

Pero resulta que no, que en medio de todo el cachondeo ha llegado un bloguero de ultraderecha y se ha puesto a mover aquellos tuits antiguos de James Gunn que hace más de un lustro crearon todo un debate a su alrededor. Un debate que acabó con él disculpándose y con esa idea de Hay que querer mejorar desde los errores del pasado por muy gilipollas que seamos entrando como principio rector de sus obras.

Pero como esta vez la denuncia la hacía un tipo de ultraderechas con lazos con la Alt-Right, el TRUMP!ismo y el resto de autoritarismo semi-nazi USA pues, obviamente, Disney ha decidido hacerles caso. Quiero decir, no es como si mantuvieran en cartera a Johnny Depp o como si la vez anterior no hubieran hecho ni el huevo. Esta vez por lo visto hay alguna diferencia, sí…

El caso es que le han despedido. Y es una lástima, porque esto sienta un precedente que, sin duda, hará que en breve haya más cambios.

Es decir, todos tenemos basura en el pasado que nos pueden sacar en cualquier momento y, por lógica, eso significa que Disney no tardará mucho en despedir a más gente.

Yo qué sé…

Mientras esto sucede, que seguro que no tarda mucho porque parece que lo de ‘metí la pata pero voy a intentar arreglarlo‘ no les vale, me temo que el único resumen de lo que hemos visto esta última semana que voy a poder hacer es el siguiente:

FUCK DISNEY!

Temporada de patos

La verdad es que da un puntito de rabia cuando tu autor o serie preferida de culto se vuelve mainstream.

Es casi como una traición, se pierde parte de la exclusividad que tenías tu para ellos y ellos para contigo. Tú eres el que les apoyaba en los momentos difíciles, quien se sabía de memoria su tebeografía, el que pujaba online por aquel ejemplar rosoño y subido de precio pero que tenía cuatro páginas que no se habían publicado en ninguna otra edición. Eres el que has completado tus huecos con ediciones de países remotos, seis formatos, cuatro idiomas, tres tamaños, y te falta muy poco para tenerlo casi todo. El que difruta cada nuevo hallazgo en su colección como una pieza más de un Santo Gríal que será el tener por fin la Obra Completa. Hay un par que están bastante complicados, pero el resto confías en poder completarlo en unos pocos años. Y entonces pasa.

Lo que quiero decir es que puedo comprenderlo. Puedo entender que hayas memorizado en que número de Four Color, de Vacation Parade, de Comics and Stories… aparece cada aventura del personaje, que tengas en tu agenda de Favoritos librerías online que venden ejemplares y chequeas con regularidad por si bajan de precio, que compres una segunda copia de un ejemplar que ya tenías porque se encuentra en mejor estado de conservación, que tengas los tres más antiguos expuestos en una vitrina, que creas de justicia que algún día la concejalía de Cultura de tu población debería contactarte para montar algún tipo de exposición, y que entonces…

…entonces llegue Salvat y te saque a traición la obra completa de Carl Barks en orden cronólogico (comenzando por el tomo 12, años 50, material goloso) en 48 tomos en tapa dura. Sí, a traición, saliendo en quioscos ¿cuándo se ha visto eso de publicar cómics en quioscos? ¡a la vista de todo el populacho! ¡con gente pillándose el primero por probar! ¡con niños dejándolos por ahí tirados en su cuarto!

A ti, que hasta pasaste por caja para pillarte cada uno de esos cuatro tomos de Planeta en formato de lujo con la esperanza de que les fuera rentable y terminasen llegando a sacar lo que te faltaba a ti, aunque fuera en castellano.

Ains, Planeta, los que parecía que iban a salvar Patoburgo ¿pero no eran ellos los que tenían los derechos de Disney? ¿qué están haciendo ahora?

Ah, lo de siempre vender tapasduras de 10 euros a los niños, a ver eso a quién le intere…espera ¿trae material de Luca Usai?

Con Fusión

Supongo que a estas alturas estamos todos dando por hecho que Disney está comprando lo que pille por delante, y eso significa una buena parte del grupo FOX. Vale, hay más megacorporaciones interesadas y las negociaciones parecen estar siendo de todo menos sencillas. Pero las posibilidad de dibujar a un Alien como una Princesa Disney son más importantes.

Así que rápidamente nos hemos ido todos a ver qué tiene la división de entretenimiento de FOX -Excepto Noticias y Deportes, que parece que esas dos las van a quedar. Sí, Noticias está dentro de Entretenimiento. Pero no se me ocurre cómo podrías estar siquiera sorprendidos.- así que podemos encontrarnos varias cosas. Por ejemplo, las películas:

Además de la Saga Alien -que significa que Disney pasaría a poder disponer de Prometeus como ya lo hace de John Carter– lograría una extensa cartera, que incluiría clásicos como Eva al desnudo, Qué verde era mi valle, Laura… Que no se diga que no dan posibilidades de rehacer para las próximas películas de Disney.

(También tendría los derechos de las antiguas colecciones de Charlie Chan y Mr. Moto, pero sospecho que Disney poco interés tiene en recuperarlas. AL fin y al cabo la segunda tenía los cómics ahora en Moonstone y la primera lleva sin series nuevas desde 1955, en la Charlton. Así que lo mismo tendría que negociar con DC.)

Por supuesto también están las películas modernas, como Avatar (que esta sí que podrían convertir en un musical), Titanic, Home Alone, Señora Doubtfire, la saga de El Planeta de los Simios,  además, claro, de su parte en Star Wars. Pero seguro que estáis pensando en algo más reciente. Efectivamente, también tendrían en su haber The Croods, Ice Age, Kung Fu Panda o Baby Boss. ¿Superhéroes? Sí, claro. Kingsman les pertencería, que es de cuando FOX pensó que alguien podría sacar dinero de las ideas de Mark Millar además de Mark Millar. Y, por supuesto, los superhéroes: El Capitán Calzoncillos tiene un acuerdo ahora mismo con ellos. ¿Que si Dreamworks no tendría nada que decir? Sí, posiblemente. Sobre todo teniendo en cuenta que la empresa madre Viacom tuvo que separarse en el CBS Corporation y Viacom Inc. debido a las leyes antimonopolio. Mucho que decir.

Pero seguro que estáis pensando más en la tele. Pues es cierto, se quedarían con el FX y FXX, con Archer, It’s Always Sunny in Philadelphia, American Horror Story, Fargo,  ¡podrían incluso hacer un remake de The Shield!

Aunque es una bobada. Disney no sabe qué hacer con un SHIELD como para ponerse con dos.

Pero sé que no estabais pensando en eso. Estabais pensando más en la parte Geek. Y es verdad. FOX es poseedora de los derechos de Beauty & the Geek entre otros realities infames. Bueno, vale, desde los ’80 lo raro es que haya solo una productora. Pero ya lo entendéis. Otra cosa es que la gente que trabaja con ellos, digamos Ryan Murphy o Seth MacFarlane, decidan irse a otros canales o montárselo por su cuenta. Conociendo a MacFarlane seguro que montaba su propio estudio para producir sus historias creator owned pero al final se acababa dedicando a vender muñequitos.

Por supuesto ahora podría ponerme a citar todas esas series que crearon primero como estudio y luego cuando a finales de los ochenta sacaron la cadena. Es decir, podría hacerlo, pero no sería tan divertido como explicar una vez más cómo funciona la TV USA. Porque las cadenas generalistas son como las cadenas de radio -el cable es otro tema-, algunas pocas emisoras en propiedad pero, sobre todo, venta y envío de contenido. Ahora bien… ¿Qué contenido? Pues, veamos, No tienen una política de noticias generalistas como las que tienen ABC, CBS o NBC… No tiene programas matinales como tienen estas -bueno, algunas- o The CW, y tampoco tienen late night ya… Así que… Ahm….

La FOX ofrece, además de ese poquirrín de noticias, bastantes deportes -de hecho, es su única programación los sábados- y, entre semana, tiene casi las mismas horas de emisión que The CW. FOX tiene un día más, ellos comienzan los domingos. Y emiten desde ahí a los viernes durante dos horas, de 20 a 22 h. La hora de las series serias de 22 a 23 también se la saltan, como The CW.

Por supuesto en la venta está el asunto de si el canal FOX se lo quedaría Disney o no. Teniendo en cuenta que Disney ya controla ABC. Siempre quedaría la posibilidad de que se lo repartieran al 50% los restos de FOX y Disney, al fin y al cabo así es como Warner y la CBS controlan The CW. Otra opción es que Disney se quedara el contenido, o que este se fuera a diferentes destinos de las otras cadenas, y que el canal FOX se lo quedara Murdoch para sus cosas.

Sí, Disney podría recuperar a eso que ya sé que es lo que os interesa: Deadpool, Logan, (¡y hacerles Vengadores!), todos esos personajes de películas dirigidas por Bryan Singer o Brett Ratner, y ponerles en películas de directores Disney como Victor Salva. Ah, y también Los 4 Fantásticos. Puede que incluso lograran fichar de nuevo a Tim Story.

A cambio de eso lo mismo había un canal generalista al que le adaptaría las noticias FOX News, que hasta ahora con tener el cable básico suyo tenía más que de sobra -un asunto de hacer las cosas lo más baratas posibles, no preguntéis- y como FOX iba a su bola no se metían demasiado por ahí. Pero, claro, sin contenido de ficción con algo tendrían que rellenar el canal y solo con deportes iba a quedar un poco escaso.

Pero, eh, a cambio HUGH JACKMAN PODRÍA SER UNA PRINCESA DISNEY.

Por supuesto también podríamos esperarnos a que cerraran el acuerdo y comentarlo después de haberlo leído. Pero, ¿qué sentido tendrían entonces los taquiones?

 AVIV ANAD YLLUCS ASECNIRP YENSID!!!

COLECCIONISTAS

En estos tiempos convulsos, los checklists me aportan sosiego.

Pues me reconforta ver que editoriales establecidas en la Catalonia anticipan novedades a varios meses vista, rebasando el horizonte de incertidumbre de la fecha que asalta nuestros informativos a diario. Y además con sus precios todavía en euros, como demostración de seguridad y fuerza ante el improbable catalaclismo* que insisten en augurar algunos. Pase lo que pase, seguirán habiendo tebeos.

(que si no, tocaba pasar el mes a base casi sólo de Astiberris, ojo)

(*7 resultados del palabro en Google, de manera que recordad que prácticamente lo leisteis aquí primero)

Y entre estos anuncios, destaca el de Planeta Comic, que de cara a las entrañables festividades navideñas nos regala con la salida de no uno, ni dos, ni tres, sino de cuatro novedades de Mickey Mouse realizadas por autores europeos.

Ouvres d’auteur de entre 48 y 80 páginas que son un primor con sus cubiertas acartonadas y su papel de buen gramaje, que llegan avaladas por buena crítica y premios de allende los Pirineos.

Esta salida fue anunciada el pasado viernes por la editorial en redes sociales, siendo convenientemente megusteada, hasta el punto que el manager comenzó a dar más información de las ediciones. Y en vez de dejarlo en un aséptico «Precio por determinar» como hace Panini, determinó. Vaya si determinó.

Eso sí, siempre dejando claro para quien no lo tuviera que la compra de golpe de las cuatro obras no es obligatoria. Y que además del trabajo del artista hay todo un esfuerzo de producción editorial (licencia, materiales, producción, traducción, rotulación, otra vez producción…) que deben forzosamente repercutir en el precio final, como sucede en sus demás ediciones. Y haciendo números sale lo que sale. Y sobre todo dejan bien claro que se trata de ediciones de coleccionista.

Esto no es para el público casual, para alguien que pase por la calle y lo vea en un escaparate y se lo quiera pillar con lo que lleve suelto, no. Esto es para coleccionistas. Para esos que se lo pillan prácticamente todo porque su presupuesto aguanta eso y más. De los que adquieren siempre dos ejemplares, uno para leer y otro para guardar, con sus cajas de cartón antiácido y esas bolsas individuales que cada equis años hay que cambiarles el celo porque se pudre. Los coleccionistas, ese es el target. Aquellos que no conforman con lo habitual, los que buscan lo exclusivo, lo original, lo…

Los que buscan lo original.

Las ediciones originales.

Y en un mundo globalizado, lo original está a golpe de clic.

Porque ¿para qué esperar a final de año si ya están publicados en el país de al lado (Francia)?

¿Su precio? Cuando el material lo merece, un coleccionista no lo mira. Y no lo miré, fue mi señora la que lo hizo al revisar el extracto bancario. Con la suerte de que contando gastos de envío todavía salieron por menos de la mitad de lo que costarán en castellano ¡conseguí convencerla de que estábamos ahorrando con la edición original! es una de esas (raras) ocasiones en que ser coleccionista compensa.

Dejo también referencia de tamaño con un tomo tamaño comic-book cualquiera para que el interesado se haga una idea de las dimensiones.

Y si no te animas con la lengua de Molière ni tampoco con la inglesa, consuélate pensando que el precio aquí no es comparable al que impondrán en otros territorios de habla hispana.

Bueno, ahora a esperar que me llegue el segundo envío, con los ejemplares para guardar, y podré dar por cerrado el asunto del último intento de Planeta con material Disney. Que aunque muchos pensasen que podría tratarse de material accesible a todos públicos y edades con ediciones populares, los tenedores de la licencia prefieren tratarlo como ediciones coleccionistas y…no, esperad, que vuelvo arriba un momento a releerlo…no, no dijeron coleccionistas, no, no usaron el plural…

Ediciones coleccionista, eso han dicho. En singular.

Eso lo explica todo. Es material muy exclusivo. Tanto que solamente un primigenio universal puede considerarse digno de poseerlos.

De manera que cuando reviséis en el futuro las películas donde el personaje aparezca, echad un vistazo detenido frame a frame su casi infinita Sala de Trofeos.

A lo mejor el pato que aparece lleva un gorrito de marinero.