Tuiteos de la temporada otoño-invierno

Pues eso, copio y pego tuits viejos de mi cuenta y os tengo entretenidos un rato

FinJuego

Entramos ya en esa semana en la que veremos la conclusión de años y años de actores, actrices, guionistas, choques, productores, líos en prensa y a saber cuántas cosas más que explican una deriva que nos ha llevado hasta esta situación actual.

Es cierto que habrá quien piense que es solo resultado de la sociedad del espectáculo, tan centrada en quién muere y quién reaparece que casi podríamos considerar todo lo sucedido un Game of Thanos, pero la realidad es que en cuanto te descuidas resulta que en el mismo fondo del Alma había nazis. Así que en esa estamos.

Por supuesto ya nos están diciendo que sí, que esto es un buen punto pero que -en realidad- sigue habiendo mucho que hacer, que contar, y que decir, después del magno evento. Que esto es una fiesta y que, total, qué más te da, si vas a acabar yendo igual. Aquí la cosa es que ha podido pasar los años que sean pero que no te bajes del carro.

Y es que, al final, lo importante es recordar que se pueden hacer varias cosas a la vez este fin de semana. Sobre todo si te has acordado de prepararlo todo con antelación. Así que ya sabes…

Y luego ya el próximo lunes comentaremos en cuanto volvamos a nuestra programación habitual:

Ponga un ROB! en su portada

Hasta un reloj estropeado da la hora correcta dos veces al día, así que a alguien en DC se le ocurrió llamar a ROB! para que les hiciera algunas portadas alternativas

El éxito de ventas de estas portadas (recordemos que en EEUU un éxito no tiene nada que ver con vender ejemplares a los lectores, sino con colocar la tirada a los libreros) hizo que los editores de DC se aconsejaran los unos a los otros: «ponga un ROB! en su portada». Y el consejo llegó al editor de Catwoman, aunque parece que lo entendió mal. Porque sí, colocó un ROB en su portada. Uno enorme…

…pero no el ROB! que le aconsejaban sus compañeros

Wrestlemania 2019: los cosplays

Este fin de semana se ha celebrado la 35ª edición de la más famosa velada de lucha libre del mundo occidental, y me he dedicado a sacarle fotos a la tele para enseñaros algunas cosas

Esta muchacha es Lana, que a pesar de su evidente rubiedad ha decidido subir al encordado con los colores de Wonder Woman

En el mismo combate participó Mickie James, que buscó inspiración en el éxito marvelita de (lo que va de) este año: la película de Carol Danvers

Y el que no podía faltar en este posteo es todo un veterano en esto de vestirse de superhéroe: Rey Mysterio, que se disfrazó del enemigo de Spiderman con el que comparte nombre (y que pondrá de moda la película del trepamuros que se estrenará el próximo verano)

No doy crédito (II)

Todo lo que hemos asumido durante décadas estaba equivocado. Si 2015 nos sacó del error de creer que Bob Kane nunca iba a compartir el crédito como creador de Batman…

batmanrobineternal3zoom

…2019 nos ha traído la aparición en los créditos del nuevo álbum de Mortadelo de algunas personas a las que nunca pensábamos que veríamos ahí

[Sería irónico que la fuente original de este posteo no estuviera acreditada, por eso si pinchas en la segunda imagen irás al Twitter de Javier Mesón]

Un ofertón de los que ya no se ven

Por un lado tenemos este tomazo de Kamandi. Aún no existe, pero ya lo imprimiremos. Y cuando lo hagamos, su precio será de 55€

Y por otro lado tenemos estos cuatro estupendos tomos del Cuarto Mundo a 35€ cada uno salvo el último, que cuesta 37€. El pvp de todos juntos suma 142€

¡Pues ahora te ofrecemos esta sensacional oferta! Todo este material, que tiene un precio conjunto de 142+55=197€ puede ser tuyo en un sensacional PACK KIRBY por solo…

¡Luego no digáis que en ECC no ajustamos los precios!

¡Referente!

Aunque ya estaba curtido en largas etapas con otros personajes, la fama, la gloria y todo lo demás le llegó a Geoff Johns cuando le metió mano a Green Lantern. Y no es ningún secreto que el background de toda la épica de las guerras de coloritos y demás, el germen de todo ello, le salió cogiendo algunas ideas antiguas y breves de Alan Moore y estiráááááándolas. Con lo que uno te cuenta en un puñado de páginas, otro te hace siete recopilatorios. Y mola. De hecho, aprovechar el legado argumental de lo que otros hicieron es la base de la continuidad, que es lo que cimenta y enriquece los universos de los tebeos. La parte que engancha. Geoff Johns sencillamente fue consecuente con lo que otro había hecho previamente y lo actualizó. Porque además se trataba de otra continuidad, señoría. Pero siempre habrá maledicientes que le echarán en cara que la idea original era de otro. Esperamos que pueda redimirse de estas críticas con el éxito en su próxima obra, Doomsday Clock.

Otro que tal, cuando al bueno de Scott Snyder lo pluriemplearon para la versión Nuevos52 de La Cosa del Pantano ¿de dónde se inspiró para aquello? pues en el poso dejado por Alan Moore también. Inspirarse está bien, inspirarse actualiza los conceptos y los trae de vuelta para una nueva generación de lectores, inspirarse es casi éxito asegurado. Pero cuando el referente es tan obvio siempre habrá el que quiera restarte méritos.

La clave entonces estaría en basarte en el desarrollo de ideas anteriores llevadas a cabo por algún autor poco conocido en algún título poco puntero. Fijaos por ejemplo en Sholly Fisch ¿en quién? pues en uno que lleva más de 30 años escribiendo para Marvel y DC.

Este chico con carita de Flanders tiene multitud de historias escritas a sus espaldas, pero hasta que no entró en DC no las hacía más largas que 8 páginas, en títulos como What If, Marvel Tales, What The, Marvel Comics Presents o Marvel Holidays varios. Un escritor intenso pues, capaz del clásico planteamiento-nudo-desenlace condensando sus ideas en poco espacio. Y en DC encontró su nicho de trabajo en la linea de tebeos basados en cartoons. Me resisto muy mucho a llamarlos «infantiles«. Looney Tunes, Superfriends, Scooby-Doo, Batman Brave and the Bold… Su única incursión notable en el Universo DC oficial se limita a historias de complemento (nuevamente las 8 páginas) en los primeros números del Action Comics de los Nuevos52. Y este trabajo se debió a que…

…a que Grant Morrison se lo pidió. Los Nuevos 52 fueron recordados únicamente por dos bombazos: un escritor y un dibujante. Por el regreso de ROB! a Halcón y Paloma y por el escocés loco reiniciando la serie señera de los superhéroes, aquella que lo empezó todo. Y para esta intrépida e histórica andadura le pidió a Sholly Fisch que fuera su telonero. Los que lo conocen lo aprecian.

Sholly Fisch, todo un tipo. Y ejemplo de libro de alguien en quien inspirarse por la potencia de sus historias cortas, con muchas posibilidades de que no te pillen dada su discreta fama al dedicarse a títulos considerados residuales por el gran público. Pero pregúntales a los de ECC que tal van las grapas y tomos «infantiles«. Ahí hay material.

Con esos ojos me acerqué al cuarto número de All-New Batman Brave and The Bold, del 2011 previo a los Nuevos52. Y ahí pude encontrarme con cosas que me sonaban mucho. Una aventura que gira alrededor de la preparación de una boda…

Una historia en la que aparece la madre de su hijo.

En la que hay tensión sentimental con Wonder Woman.

Confrontación con una amplia galería de villanos…

Batman esperando frente al altar…

…y Catwoman jugando un importante papel.

Hasta aquí la cosa puede parecer algo forzada, de acuerdo. Pero…

¿Pero en cuántas otras aventuras de Batman te habías encontrado con el Hombre Cometa, eh?

Sholly Fisch, un tipo a seguir. Y si no lo haces tú, lo hará otro. Y ese otro te lo venderá.