Series vivirán, series morirán…

Amigos adláteres, ha llegado el momento de revelaros algo que os va a sorprender y que jamás pensasteis que llegaría a decir: vivimos en la Era Dorada de las Series™

Y qué mejor ejemplo de ello el recientemente concluido megacrossover Crisis en Tierras Infinitas que ha revolucionado el Arrowverso.

Cruces de series que comparten universos ya los ha habido antes. Cómo olvidar encuentros clásicos como los del CSIverso, el Leyyordenverso o el de Sleepy Hollow con Bones.

Pero ah, amigos, crossovers tan absolutamente bien escritos, tan preñados de ideas tan inesperadas como innovadoras no los ha habido como estas Crisis. Como botón de muestra sólo contaré que durante el cuarto episodio nuestros heroes, en un desesperado gambito por derrotar al villano cósmico que quiere arrasar el universo, acaban revisitando momentos clave de su pasado memoria.

Sin embargo la asignatura en la que Crisis alcanza la matrícula de honor superando todo lo superable es en la de cameos. Desde el primer minuto del primer episodio la excusa del multiverso ha permitido a Berlanti integrar en su multicontinuidad toda clase de series y películas, de las más clásicas a las más recientes, de las mas recordadas a las más olvidadas. Todas incorporadas como continuidades por derecho propio.

Sí, incluida ESA en la que estais pensando.

En el penúltimo episodio de Crisis asistimos incrédulos a la inesperada participación de un personaje que nunca pensamos que volveríamos a ver y mucho menos en una serie de la DC televisiva. Que bueno, esto es un ESPOILERACO pero ¿qué es un ESPOILERACO entre amigos?

Porque, como quienes ya lo habeis visto ya os habeis imaginado, me estoy refieriendo a…

…la cantera abadnonada donde tenían lugar las peleas finales de los Power Rangers.

Que además cualquier juntaletras podía haberla incluido y haberse quedado satisfecho pero no nuestro Berlanti, no. Él sabe que si muestra la cantera…

…tiene que mostrar una pelea con masillas que explotan…

…y un malo que cuando parece que está derrotado resucita en tamaño Godzilla.

¿Qué impactantes consecuencias puede traer la introducción de la cantera abadnonada donde tenían lugar las peleas finales de los Power Rangers en esa reconstruida continuidad en la que a partir de ahora van a desarrollarse las series del Arrowverso?

Bueno, al principio del cuarto episodio Berlanti deja caer una sutil pista.

¿O sólo yo me he dado cuenta de que los colores de las luces de los edificios de Maltus coinciden sospechosamente con los de los diferentes Power Rangers?

Watching Never Dies

Muchas son las series que nos han apasionado durante este 2019 al que hace nada que hemos dicho adiós. Y en verdad en esta Era Dorada de las Ídem™ se hace dificil escoger a una que destaque por encima de todas las demás pero precisamente este año ha habido una indudable ganadora de la medalla de oro.

Esa serie que llevabamos años esperando. Esa serie que expande hasta límites insospechados un universo que creiamos conocer de cabo a rabo. Esa serie que demuestra que es perfectamente posible inventar personajes nuevos en una franquicia que se lo deban todo al trasfondo preexistente pero que al mismo tiempo resulten frescos e innovadores. Que rinde pleitesia a la continuidad pero tampoco se corta a la hora de inventar nuevo lore. Que le saca los colores a la superproducción hollywoodiense basada en la misma saga y estrenada en cines.

Como todos os estais imaginando, me refiero a…

…Watchmen, la serie que no es tan complicada.

Cierto, algunos descreidos se temian lo peor. «Un horror«, decían. «Una blasfemia«, gritaban. Necios que no tenían fé en el talento del Visionario Creador™ de Perdidos, Guerra Mundial Z o Star Trek en la Oscuridad.

Pero a los que ya lo vamos conociendo bien DAMON! Lindeloff no nos ha decepcionado. Empezando por esa impresionante galeria de personajes nuevos y rupturistas que no se parecen en lo más mínimo a ninguno de los creados por Dave Gibbons.

Entre los que brilla por derecho propio su vivaracha y valiente protagonista en torno a la cual se vertebra esta primera temporada.

Pero como ya he dicho DAMON! teje un delicado tapiz de lo nuevo con lo viejo. No abusa del recurso de jugar a Detrás de la Música con los protagonistas de la Novela Gráfica original pero nos muestra lo suficiente como para entroncar con la historia que quiere contar. Cómo olvidar ese Ozzymandias, antiguo genio de prometedor futro pero ahora viejo y amargado, viviendo en la lejana y recóndita reclusión.

(eso no nos priva de contemplar una nueva recreación de su legendario muro de monitores, por supuesto)

O ese emocionante sacrificio final con el que el Dr Manhattan prueba definitivamente su tierna humanidad en un devastador destello de su azulada energía.

No tienen nada que envidiar los arcos dramáticos de los nuevos personajes creados por DAMON! como la malvada genio científica que quiere reservarse todo el poder salvador para sí misma.

Que encuentra su merecido fin cuando el artefacto esférico que orbita su torre de tecnológica malevolencia le cae encima aplastándola durante el emocionante clímax de la serie.

Una tensa narración marcada por una omnipresente cuenta atrás. Tic, tac, tic, tac…

En definitiva podemos decir que por motivos obvios no es ¡¡¡¡LA MEJOR PELÍCULA ADAPTACIÓN DE SUPERHEROES DE TODOS LOS TIEMPOS!!!! sino ¡¡¡¡LA MEJOR SERIE DE STREAMING ADAPTACIÓN DE SUPERHEROES DE TODOS LOS TIEMPOS!!!!

Bueno, salvo para los haters, claro.

Esa gente que no va al cine a entretenerse sino sólo a ver los defectos de la película. Que se niegan a ver las cosas con la ilusión y el sentido de la maravilla de un niño y se aferran a hacerlo con la visión crítica de personas maduras de la edad que tienen. Y que no conformes con ello luego corren a Twitter a contárnoslo como si tuvieramos que estar expuestos a opiniones diferentes a las nuestras.

Esa gente.

Gente a la que les habrá faltado tiempo para decir que «Lindeloff ha tenido los santos cojones de volver a colarnos la misma trama de Tomorrowland«.

Pobres necios, ciegos voluntarios que no quieren ver el ingente talento de DAMON! y que en los peores casos se declaran cruzados defensores de la Novela Gráfica de Gibbons. Completamente incapaces de siquiera aprehender la idea de que ahí reside la mayor GENIALIDAD! de DAMON!, que en lo que ellos quieren ver un autoplagio en realidad hay una inteligente alusión a uno de los más ingeniosos detalles pensados por nuestro querido autor británico.

Que en realidad «son los taquiones que lo enturbian todo«.

Pero en fin, es inútil explicárselo. No van a querer escuchar la verdad. Dejémosles que hallen su pobre consuelo…

…revolcándose en su propia estulticia.

O témpora, o faeces…

Ah sí, el tiempo. La cuarta dimensión de Einstein, definitoria junto a las otras tres de lo que llamamos «realidad». Tan parecida y al mismo tiempo tan desconcertantemente peculiar. En apenas 24 horas…

esto ha pasado a ser un coche vintage que aparece en un famoso film histórico.

Y bien podemos decir que hemos entrado en los locos años 20. No, no digo «locos» de bailar charleston y andar por la calle con una Máquina de Escribir de Chicago en las manos.

Me refiero a estar locos como Max, sus colegas y sus exploteishions.

Y no, esos chavales que vienen por ahí con cara de pocos amigos no son cosplayeros de Magic Mike.

Y sí, mal que os pese a los rojos proetarras, Ayuso tiene razón, la contaminación no ha matado a nadie…

…lo hacen los neobárbaros armados hasta los dientes que van en los coches.

Regálame otra vez, Sam

Amigos adláteres, estas Fechas Tan Señaladas son tiempo de regalos, en verdad. Un vendaval de obsequios que vienen y van. Porque no sólo los damos, también los recibimos, lo que hace que en esta época del año la pregunta que acucie a la humanidad no sea cuándo se sabrá qué oscuros intereses hay tras las alertas climáticas…

…sino «¿qué quieres que te regale?«

Para aquellos vendidos a las invasiones extranjerizantes este post llega tarde. Hace 48 horas que habeis aceptado los regalos de ese rojo gordo y republicano al que idolatrais. Pero los que habeis permanecido fieles a nuestras raices patrias y seguis confiando en la Monarquía (ahora con un 33.3% más de blancura) todavía estais a tiempo de considerar vuestras peticiones. De ponderar los pros y los contras de la decisión.

Pedir una mayor presencia y reconocimiento de ROB! no es sólamente futil en este mundo post-Muertoposcina, es blasfemo pues debe ser Su obra la que se revele paso a paso a la consciencia de la humanidad. Y la Revelación progresa adecuadamente, como puede comprobar cualquiera que visite la exposición homenaje a Steve Ditko y Carlos Ezquerra que ha celebrado este año la Semana del Cómic de La Laguna.

Hasta tal punto que no sólo se han visto reflejadas las creaciones de ROB! como Paloma…

…sino hasta algún adláter de renombre.

¿Pedir que desaparezca la Normalización? ¿Que un chasquido de dedos de guantelete o una ola de rojos cielos de antimateria nos devuelvan a aquellos remotos y dorados tiempos en que sólo unos pocos elegidos sabíamos cuáles eran las Gemas del Infinito o los nombres de las novias de Peter Parker?

La Normalización ha pasado y está aquí para quedarse. Haceos a la idea de que vivimos en el universo post crisis…

…por siempre jamás.

Así que ¿por que no darse un capricho? Pedir algo para uno mismo. No, encontrar esa edición original limitada y numerada del DVD de Star Trek IV tirada de precio en el rastro no va a poder ser…

…porque ya me la he llevado yo.

Pero no es preocupeis, no os vais a ir con las manos vacias. Tengo un regalo para vosotros. Un REGALAZO. Dudo que nadie reciba un regalo de este calibre estas navidades (salvo Pdr Snchz si logra formar gobierno, claro).

Para vosotros, corazones…

…un Baby Yoda dibujado por ROB!

Assassins, creo…

Uno de los más atractivos aspectos del estudio de la obra de ROB! es que es trata de una obra de sísifica duración. Antes se finalizaría la tarea de contar los granos de arena de todas las playas de la Tierra que la de registrar la última huella que su obra ha dejado en el tiempo y el espacio. Todos conocemos los clásicos ejemplos de cómo, taquiones mediante, influyó en obras aparentemente anteriores como el Ronin de Frank Miller o la novela gráfica de She-Hulk de Byrne (hasta el extremo de que todavía anda por ahí gente ignorante que osa acusarle de plagio). Y a estas alturas, tras décadas de estudio, uno estaría tentado de pensar que los más importantes casos ya habían sido debidamente identifcados.

Pero estaría equivocado, claro.

Siendo su New Mutants 87 de Marzo de 1990 uno de sus más importantes hitos no es extraño que sea en general esta etapa la que más ecos ha causado. Y siendo Gil Kane un autor entre cuyos últimos trabajos se encuentra una colaboración con el mismísimo ROB! y el Barbas en El Día del Juicio no resulta extraño que en su portada para el Avengers 145 de (casualmente) Marzo de 1976…

…mostrara una patente influencia del opus Liefeldiano.

AVÏV E’NAK!

AVÏV RÔB!

Caminando en mis Zapatas

Dentro video.

Queridos amigos mexicanos. Con gran preocupación hemos recibido noticias provinientes de vuestras tan lejanas como fraternales tierras concernientes a los límites de la libertad de expresión. Aparentemente un retrato expuesto en una exposición insinuaba ciertas tendencias sexuales en una apreciada figura historica, lo que ha causado manifestaciones exigiendo su retirada que han derivado en incidentes violentos.

Qué pinche vergüenza, compadres. ¿Es ESA la herencia que os dejamos los hermanos de la Madre Patria? ¿Entrar a saco en un sitio a arrasarlo todo e intentar hacer desaparecer cualquier rastro de cultura original? ¿Es ESO lo que os enseñamos hace siglos cuando generosamente os invaQUIERO DECIR, cuando TRASLADAMOS nuestra cultura en un acto histórico de importancia sólo superada por el Imperio Romano?

Yo entiendo que el retratado sea una figura trascendental en vuestro devenir nacional e incluso una guía vital. ¿Sabeis qué? También lo es para mí. Hay épocas de mi vida que no soy capaz de imaginar sin la inspiración que para mí supuso su imperecedera obra.

Pero al fin y al cabo es sólo una pintura.

Contrariamente a lo que algunos intentan creerse, no existe una paradoja de la intolerancia. Debemos ser tolerantes. Siempre. No son nuevas esas insidiosas insinuaciones sobre nuestro ídolo. Dejemos que, en palabras del inmortal Quijote, «ladren, luego cabalgamos»

Que digan todo lo que quieran sobre Freddie Mercury. Todos sabemos que, como tan bien refleja el film Bohemian Rhapsody, era tan heterosexual como Alejandro Sanz.

¡Quizán incluso tanto como Miguel Bosé!

Paseo con la Negra Viuda

En épocas pretéritas el período de gracia entre un estreno cinematográfico y su edición en VHS rondaba los doce meses. Y era considerado tan corto que daba pie a gags históricos.

(esos rumores sobre una mitológica era anterior en la que ni siquiera existían los formatos audiovisuales caseros no son más que desvarios de señoros mayores con inicio de demencia senil, obviamente).

Con el paso de los años los formatos y el entorno han ido cambiando. Del analógico al digital. De las escasas cadenas catódicas a la inabarcable panoplia de canales actual. Y conforme el panorama audiovisual multiplicaba sus opciones la vida en salas de cine de las películas se acortaba.

Pero en este siglo XXI de influencers que se hacen virales a travé del 5G la velocidad ya no es una virtud, impera la inmediatez. Ayer por la mañana se estrenaba el nuevo trailer de la segunda temporada de The Boys película de la Viuda Negra…

…y unas míseras horas después, esa misma noche, se emitía en La Sexta.

No descartemos que en unos pocos años, gracias a tecnologñia audivisual basada en taquiones, los grandes estrenos puedan verse en la TV antes que en los cines…

La Casa del Pantano

Era inevitable.

Vosotros y yo lo sabiamos. Siendo como es este un blog tradicionalmente seguidor del Barbas de Northampton era cuestion de tiempo que abordáramos la famosa adaptación televisiva. Esa de la que está hablando medio planeta.

Como ya os habreis imaginado me refiero a la serie de La Cosa del Pantano.

No, la de imagen real.

*suspir* No, la de ahora.

Esta.

Y la verdad es que ya va siendo hora de plantarse y acabar con esa idolatría a Moore tan extendida en el mundillo. Que sí, que escribió Watchmen, pero eso no quiere decir que automaticamente le pertenezcan personajes por los que sólo pasó ocasionalmente. Los verdaderos creadores de la Cosa del Pantano fueran Len Wein y Bernie Wrightson y por muy excelente que fuera la etapa escrita por Moore simplemente fué una más entre tantas surgidas de las plumas de Veicht, Snyder (el otro) o Soule. Y se nota que ha sido ese el principio que ha guiado James Wan y a los creadores de esta nueva serie. Plantear una reimaginación del personaje fresca e innovadora lo más alejada posible de las axfisiantes adaptaciones de páginas adoradas como intocables por friquis que trolean por internet desde sus sótanos.

Por eso esta primera temporada ha estado repleta de ideas originales e innovadoras comenzando por su villando principal.

Sunderland, quien para sus malévolos planes requiere la ayuda de un clásico mad doctor.

La Mole Jason Woodrue.

Y ese terrorífico oponente de mitad de temporada. Ese ente oscuro que se alimenta de los miedos humanos. Que podría ser su REY.

Reconozcamos que es un episodio muy MONO.

La Cosa del Pantano: la Serie no sólo nos presenta a nuevos personajes. Osa avanzar la relación entre los que conocíamos de toda la vida por senderos jamás siquiera insinuados en los cómics. Como esa relación romántico-espiritual que se establece entre la titular Cosa y Abby Arcane…

…que se materializa gracias al consumo de sustancias estupefacientes generadas por Alec.

O el absolutamente imprevisible giro argumental que deja en pañales a los de Juedo de Tronos…

…con ese accidente de coche que manda a Matt Cable al hospital.

Y qué decir de la IMPACTANTE revelación que sirve de preámbulo al final de la primera temporada. Ese inolvidable capítulo en que mercenarios a sueldo de Sunderland dejan en estado de shock a la Cosa del Pantano…

…y llevan su cuerpo a Woodrue quien, tras diseccionarlo, efectua el escalofriante descubrimiento de que…

¡¡¡No es un Alec Holland transformado en planta humanoide sino una planta humanoide que creia ser Alec Holland!!!

Y que desemboca en ese icónico momento en que nuestra segunda burla de humanidad incrustada de musgo preferida surge de las aguas pantanosas cargando el esqueleto de su original identidad humana.

Algunos pensareis que es una lástima que no se hayan aprovechado ninguna de las magníficas ideas que Moore aportó al personaje pero, igual que El Mandaloriano se beneficia de la libertad de transcurrir dentro del universo de Star Wars pero no contar con ninguno de sus reconocibles personajes, La Cosa del Pantano: la Serie lo hace de volver a sus raices (guiño-guiño) para explorar nuevos horizontes.

No me mailterpreteis, yo también soy fan acérrimo del verbo de Alan, pero hay vida más allá de sus barbas. La idolatría siempre es mala (salvo cuando es a ROB! por supuesto) y conduce a conductas distorsionadas y obsesivas.

Como querer ver cosas donde no las hay.

Empeñarse en ver adaptaciones de otras obras de Moore en detalles casuales e insignificantes. ¡Ni que Alan alguna vez hubiera creado un personaje azul de poderes energéticos que percibe el futuro y que se paseara por ahí en pelota picada!

¡Ni que hubiera escrito alguna vez alguna historia de complemento contando el origen de un fantasma!

¡O de un errante!

¡O de nada, NADA relacionado con la zona verde del espectro lumínico ni sus presuntas cualidades energéticas!

!Ni que… Ahm… Esperad que lo miro que… Ah pues no.

Moore no escribió el guión de Se7en…

Ciertamente vivimos una Era Dorada de las Series™ y quizá vosotros espereis con impaciencia el Crisis en Tierras Infinitas del Arrowverso o la serie televisiva de El Señor de los Anillos pero yo me muerdo las uñas esperando que anuncien la segunda temporada de La Cosa del Pantano: la Serie.

Que me imagino que caerá para enero ¿no?

Todos los hermanos eran valientes

-Hombre Señor Warner Bros, usted por aquí, dichosos los ojos.

-Um… ¿Nos conocemos, caballero?

-Vaya que sí, llevo años siguiendo sus actividades. Toda mi vida, podría decirse. Y ahora también en Twitter. Que por cierto, ayer nos quedamos agusto ¿eh?

-Si, je je, claro. Record absoluto. Eso les enseñará a todos. ¡¡¡A TODOS!!!

-Aunque, sabe usted, igual hay gente que no lo entiende.

-No comprend…

-Que puede haber individuos que lo malinterpreten.

-Qué tonter…

-Anda mira, qué es esto que se le ha caido del bolsillo… Si juraria que es… ¿una película de superheroes?

Bueno, y no cualquier película de superheroes, esta un buen hostiazo en la taquilla ¿eh? ¿Eh?

-Bueno, no recuerd…

-¿Y esto de aquí? ¡Si es otra película de superheroes que se le ha caido! Qué descuidados somos ¿eh, Señor Warner? Aunque claro, considerando que fué otro fracaso…

-No sé a qué se ref…

-Aunque claro, viendo los antecedentes. ¡Canastos, qué casualidad, justo la película de la que estaba hablando es esta otra que se le acaba de caer!

-¡ALEJE ESO DE MI!

-Ay pobre, que pensaba que le iba a sacar El Hombre de Acero…

¿Sabe usted, Señor Warner, que puede haber incultos ahí fuera que podrían pensar que lo suyo ha sido un cóctel de rencor y envidia mal digerido? ¿Que el éxito de The Yonker™ le ha empujado a un estado de negación patológica que le ha hecho olvidar convenientemente todas las películas de superheroes que ha producido (con erótico resultado)?

-¡Mentira! Esas películas que tiene en la mano no se me han caido del bolsillo. Yo nunca he producido películas de superheroes. ¡NUNCA!

-Pero ¿no es usted es el señor Warner Bros?

-¡NO! Soy Warner Bros ESPAÑA. Mire, aquí tengo el documento que lo demuestra.

¿A dónde ROB? X-Forces traigo…

Como tan a menudo suelo decir, vivimos tiempos de confusión moral. De marasmo ético y retruécano narrativo en los que los franquistas avisan aterrados de que se nos echa encima una dictadura. En que un alcalde cuyo primer acto electo fué eliminar zonas verdes va a ser anfitrión de la cumbre internacional sobre el clima. En que las irresolubles e insómnicas diferencias con ese otro partido de la izquierda de repente se resuelven en 48 horas. En estas circunstancias es fácil olvidar que la primera y única directiva de este blog, fruto de esta (des)organización, es y siempre ha sido la Defensa de Liefeld. Máxime cuando tal tarea parece futil en una realidad cada vez más GENIAL! en la que la sombra intangible de Jotacé es tan omnipresente que no hace ni una semana que el planeta entero ha exclamado al unísono «¡ES UNA P*LL*!» mientras veia el penúltimo episoido de Watchmen (la Serie).

Pero no descuidemos nuestras más hondas tradiciones. Quizá ya no resulte imprescindible pero no está de mal retomar de vez en cuando nuestra labor evanglizadora aunque sólo sea por motivos rituales.

Y gracias a ella Rubén Fernandez ya puede presumir orgulloso de contar con Cable en su catálogo de personajes dibujados. Y aún más…

Gracias al incesante empeño en propagar la Fé en ROB! Eduardo González (que casualmente acaba de publicar una reedición corregida y aumentada de Autobiopsia pero no me ha pagado por este inserto publicitario) puede incluir en su curriculum haber dibujado a Cable. Y todavía aún más: ¿sabiais que Pedro Vera no conocía a nuestro mutante favorito venido de un futuro divergente e infectado de un virus tecnoorgánico?

Pues ahora ya lo conoce.

AVÏV BÔR!!!