De la normalización: un ensayo sobre la maldita tiranía del mercado

Desde juego, hay que ver cómo es Internet. Donde menos te lo esperas salta la liebre; donde todo es alegría, felicidad y gominolas de colores de repente se desata una tormenta de catastófricas consecuencias.

Pongamos como ejemplo lo que ha pasado con DC esta semana. Y a cuenta ni más ni menos de una portada alternativa. Pero pongámonos en antecedentes. Desde hace unos meses, todos los tebeos pueden pedirse con una portada alternativa, portadas que cada mes giran alrededor de un tema. No hay que confundir con las portadas alternativas que requieren de los libreros un pedido de ciertas cantidades de la misma cole (las famosas 1:50 o 1:100, que premian al librero que pida 50 o 100 unidades de un tebeo con un ejemplar de dicha portada alternativa, que por su rareza suele alcanzar precios bastante altos en el mercado del coleccionista). No, las portadas temáticas son de pedido libre: cliente o librero pueden pedir la portada normal o la temática sin ningún requisito, aunque la editorial lo que espera es que muchos pidan ambas, por eso del coleccionismo y tal, ayudando a subir algo las cifras de ventas. Las razones son tan claras que de las portadas temáticas se encarga el Departamento de Márqueting de la empresa, sin que los editores (ni mucho menos los autores) pinchen ni corten el bacalao.

A lo largo de estos meses, los temas de las portadas alternativas han ido variando en tono y, valga la reduncdancia, en temática. Ha habido meses en el que el tema ha sido un autor, como el mes en el que Darwyn Cooke dibujaba portadas apaisadas para todos los tebeos con su desfasado estilo sesentero habitual que, sinceramente, alguien debería mencionar a Darwyn que ya huele a naftalina…
 

aquacooke.jpg

detectivecooke.jpg

…otras veces han girado sobre un personaje, como los meses en que todas las portadas eran un chiste protagonizado por Harley Quinn, o el mes en el que Flash "se metía" en alguna portada icónica del personaje protagonista de cada cole.
 

batrobflash.jpg    flashflash.jpg  

Y es que temas ha habido muchos: desde el mes de las portadas con monstruos, al de las pin-ups, o los edicado a promocionar otros productos de la compañía como la colección Batman ’66 o la revista MAD. Aunque mis preferidas han sido las portadas alternativas que imitaban carteles de películas, donde se han visto homenajes más que curiosos…
 

lanternmovie.jpg  graysonmovie.jpg  

…y alguna que otra genialidad que, desde luego, se agradece, por lo menos en lo que a un servidor respecta.

 

justicemovie.jpeg

Bueno, pues vamos al grano. Para el mes de Junio, justo el primer mes tras la mudanza de DC desde sus ex-oficinas de Nueva York a la soleada California; justo el primer mes tras Convergence, el evento ejecutado por segundones de la casa injustamente olvidados para poder sacar tebeos en abril y mayo mientras todo el material de la compañía está metido en cajas; justo el mes en el que la mitad de las coles regulares de la compañía no volverán a publicarse y los rumores de "mini-reboot" suenan cada vez más fuertes; justo el mes en el que los tebeos de DC, después de casi cuatro años de relanzamiento dejarán de llevar el sello "The New 52", justo en ese mes, el tema elegido para las portadas temáticas es uno de los personajes más emblemáticos de la franquicia comiquera: el Joker.  Y, concretamente, la portada de Batgirl se la asignaron a Rafael Alburqueque.

Pero antes de seguir, toca hablar de la cole de Batgirl y de su lugar en la nueva y diferente DC californiana. Érase una vez un guionista llamado Scott Snyder que escribía Batman. Y vendía. Mucho. Tanto como para sentirse tan cómodo como para, aprovechando el reseteo del New 52, cambiar el origen de Batman en una maxisaga de nueve números llamada Año Cero en el que deja a ese truño sobrevalorado que es la obra homónima de Frank Miller a la altura de lo que es: una vulgar parodia hipervolienta del grandioso género superheroico. O como para cambiar la naturaleza del Joker y, qué coño, darle poderes. O no, que si la narrativa de Snyder se caracteriza por algo es por no aclarar absolutamente nada de sus historias ser lo suficiente abierta como para que cada lector saque sus propias conclusiones de los hechos que acontecen en sus tebeos.

Bueno, pues Scott Snyder tenía un amiguete llamado Mark Doyle que le había editado varias cosas en Vertigo y, cuando acabó su necesaria saga del Año Cero, dijo que o ponían a su amiguete Mark Doyle a editar todas las coles de Batman o se llevaba el Scattergories. Y en DC, que saben que lo mismo da un editor que otro y que lo que importa para tener coles decentes y que vendan es tener a un autor que sea tremendamente conocido, especialmente en su casa a la hora de cenar y entre el fandom comiquero, achantaron y ficharon al figura Doyle.

Y Doyle se trajo a las colecciones de Batman unas cuantas ideas extrañas de Vertigo. Y en su línea empezaron a aparecer colecciones rarunas que contradecían la lógica del mercado al ir dirigidas a tragets potenciales que no respondían al típico cuarentón sin vida social que es el cliente tradicional de DC desde hace treinta años. Que si potenciamos el caracter cómico de la cole de Harley Quinn (y si hay que hacer que el tebeo huela a hachís, se hace); que si aprovecho que Didio quiere matar a Dick Grayson (otra vez) para recuperar al personaje y hacer una serie de espías donde su culo sea casi casi un personaje secundario; que si sacamos una colección para Young Adults (no le llames "adolescentes" nunca más si quieres venderles algo) llamada Gotham Academy. Y finalmente, transformamos Batgirl en una cole para chicas. Pero para chicas guays, chicas indie, chicas hipster. 

El "relanzamiento" de Batgirl fue bendecido hasta por la autora que se venía haciendo cargo del personaje, la combativa Gail Simone, quien estaba hasta el pirri de pelearse con el antiguo editor, Mike Marts, quien quería que, como toda cole con la sílaba "Bat-" en su título, fuera oscura, adulta y pasaran cosas desagradables, especialmente a las mujeres. La Simone estaba tan hasta el parrús que públicamente apoyó la llegada del nuevo editor, del nuevo enfoque y del nuevo diseño del personaje, aunque significara para ella la salida del tebeo por la puerta de atrás.

La jugada de Batgirl (y la de Harley Quinn, y la de Gotham Academy) le ha salido muy bien a Mark Doyle, y el tebeo
ha sido bendecido por la crítica indie-hipster, la misma que no se había leído un tebeo de superheroes en la vida y que se creen que los tebeos de superpoderes estandard son los de Scott Pilgrim (pobres almas cándidas y perdidas). Un triunfo que será sin duda efímero, ya que estos nuevos compradores hot dejarán de comprar tebeos cuando tengan que redirigir su presupuesto para comprarse las nuevas boinas de cuadros escoceses que se pondrán de moda este otoño, o para afeitrse la barba y ensanchar la parte baja de sus tejanos en cuanto pase la moda lumberjack. Pero bueno, de estrelas efímeras está el mundillo lleno y si no, que se lo digan a Gaiman.

La cuestión es que así están las cosas ahora. La nueva Batgirl hipster y sus colecciones hermanas son un éxito. Tan exitosas son que, aprovechando los dos meses de parón creativo a costa de la mudanza de sus oficinas y la consecuente limpieza posterior de editores y colecciones, DC va a intentar aplicar los mismos criterios creativos de Doyle al resto de su producción comiquera. Un proceso que en las propias oficinas de DC se hace llamar "Batgirlecer DC". En serio, batgirlecer es un concepto, una idea, una entelequia de la que la gente habla. En voz alta, incluso. Ni que decir tiene que Doyle se ha convertido en el hombre de referencia, en el quaterback de las pelis de instituto, en el señor vestido con un traje blanco y collares de oro que va recorriendo los pasillos de las oficinas de DC mientras guiña el ojo, señala con el dedo e insinúa su blanca sonrisa a sus compañeros mientras ellos le miran embobados deseando ser como él. Qué coño: deseando ser él.

Y en estas estábamos, con una Batgirl que luce un diseño nuevo, más fresco y juvenil, y sin tetas que le cuelguen por el spandex…
 

batdesign.jpg  
…con un estilo y una narrativa más cercano al cómic independiente que al típico de superheroes…

 

Batgirl-039-2015-Digital-Empire-012.jpg  

…con una temática más propia del tebeo femenino que del superherico, incluyendo su "working girl issues" y sus "really cool friends"…

 

batgirlie.jpg  
…y, encima, convertido en un símbolo de las nuevas aspiraciones como editorial de ese dinosaurio creativo que es DC, fagocitado por ese meteorito estrellado del entertaining-ment que es el grupo Time-Warner.
 
Batgirl_37_02.jpg  

Y, con estos precedentes, la portada alternativa que el departamento de márqueting visualiza para este cómic en el mes del Joker es ésta:

 

batgijoker.jpg  

Que conste que les alabo el buen gusto a los de márqueting. Hace falta luchar contra los vientos de cambio pasajareos y productos de modas efímeras y centrarse en los clientes que nos hemos mantenido fieles a Batgirl durante años y que sabemos que por mucho que los actuales creativos lo intenten negar, Batgirl no es una niñita guapa que vive una vida de universitaria cool con un piso compartido en un barrio hipster. No, todos sabemos que Batgirl es una máquina de matar entrenada por Batman marcada para siempre jamás con el estigma indeleble de ser una víctima desde que el Joker le hizo lo que a Alan Moore le dio la gana en La Broma Asesina. Pero claro, Mark El Hombre De Oro Doyle es mucho Mark Doyle, y esta portada que nada a contracorriente de su pretencioso reinado de la molonidad no le ha gustado nada. Y enterarse por la prensa, al mismo tiempo que todos los lectores del tebeo y fans del personaje (ya sean los de ahora o los de verdad de la buena), tampoco. Y eso ha levantado polvareda en las oficinas de DC, y un enfrentamiento entre los editores y los de marqueting por recuperar el control de las variant covers.

Aunque no es el único sitio en el que se ha levantado polvareda. Al fin y al cabo, estamos en la época de Internet y es habitual que a la mínima las redes ardan. Unos con #CHANGETHECOVER, otros con #DONTCHANGETHECOVER. Que si la portada es inapropiada para este tebeo. Que si Batgirl existe desde hace más de cinco meses y La Broma Asesina es una obra icónica. Que si la portada refleja una situación incómodamente cercana a la del matrato de género. Que si pretendéis castrar al Joker. Que si los argumentos en defensa de la portada son machistas y retrógrados. Que si eres una feminazi y espero que te violen en grupo salvajemente, porque esto no va de machismo, sino de la ética del periodismo en internet.

La típica e inocente trifulca en foros y redes sociales, vaya.

Pero claro, DC utiliza la polémica para buscar una salida al entuerto dejando satisfechos a sus nuevos creativos fuertes. Aunque no parezca fácil sin dañar la mala de la compañía por un motivo u otro. Casualmente, el autor de la portada, Rafael Alburqueque decidía, sin presiones, claro, "pedir a la compañía" que retirara la polémica portada, cosa a la que la compañía "accedía", respetando la decisión de su creativo contratado. Y lanzando un comunicado en el apoyaban la decisión del dibujante debido a las amenazas de violencia que había provocado la portada. Y otro posterior aclarando que con lo de las "amenazas de violencia" se referían a la bronca por internet, ¿eh?, no fuéramos a pensar que él hubiera recibido amenazas de muerte, o que en las oficinas de DC ningún editor hubiera amenazado de muerte a ningún responsable de márqueting, malpensados.

Y hala, claro, con esto queda todo el asunto resuelto. Nadie habla mal (en público) del departamento de márqueting. La empresa queda libre de polvo de paja, ya que ha actuado a petición del propio dibujante. Y el dibujante… Bueno, al dibujante le odian tanto los detractores de la portada (porque hace falta ser un monstruo degenerado e insensible para dibujar esa portada para el actual tebeo de Batgirl) como los defensores de la misma (porque hace falta ser un calzonazos para bajarse los pantalones delante de las chicas que vocean tanto por internet y cometer un sacrílego acto de autocensura en lugar de defender su arte y su libertad creativa y de expresión). Hasta tal punto se sentó Alburqueque agobiado que finalmente ha hecho público que su primera intención no era hacer una portada tan fuerte, pero que la endureció a petición de los responsables de su edición (es decir,
del departamento de márqueting), pasando la pelota de nuevo al tejado de DC.

¿Y quién pierde con todo esto? Pues los lectores de siempre. Esas cien o ciento cincuenta mil personas que sostienen la industria USA del cómic y que tenemos que ver como los nuevos millones de hipsters, esos que llevan camisetas de Flash compradas en el Springfield sin saber si es Wally West o el Barry Allen pre 52 o el Barry Allen post 52 y en cima ni siquiera les importa, como esos advenedizos temporeros reducen nuestra afición, nuestra dedicación, a la de molesto accesorio de una moda que, como todas las modas, pasará. De aquí a nada, los mismos que hoy someten a nuestros tebeos y amados personajes al cruel dictado de su moral pueblerina y políticamente correcta con la connivencia de los responsables de las editoriales, que tanto sudor y dinero nos ha costado mantener a flote, que han vendido sus ideales por treinta míseras monedas de plata, serán los mismos que de aquí a tres meses nos habrán olvidado y se centrarán en otras historias.

Pasará a los superhéroes como les ha pasado sucesivamente a los vampiros, a los zombies y al sado-maso, géneros de amplia tradición y de estándares consolidados que han tenido que cambiar sus reglas durante una corta temporada ante la imposición de las propias de una marabunta descontrolada en sus ansias de encontrar un producto cultural del que apropiarse y devorar durante unos meses antes de aburrirse y saltar a otro tipo de historias que fagocitar. Mientras tanto, no nos queda otra que aferrarnos con fuerza a nuestros TPBs con la tranquilidad que da el saber que esta es una tormenta pasajera. Que nuestros editores volverán a respetarnos. Que los superhéroes de nuestros tebeos volverán a ser muy machos y las heroínas volverán a ser vilmente arrastradas por el fango por los supervillanos mientras enseñan el culo y las tetas en el mismo plano. Como debe ser.

Seremos pacientes. Porque tenemos razón. 

 


El espíritu del Maestro, aún presente

 
A ver. ¿Pistolones más grandes que la vida?

xmen 47001.jpg

Check.

¿Estampa de personaje saltando desde la nada con los brazos y dedos extendidos hacia adelante y la boca bien abierta?

xmen 47002.jpg  

Check

¿Personaje con un tamaño variable que depende de su estado emocional, es decir, que cuando va ganando es claramente más grande que sus contrincantes…

xmen 47003.jpg  

…y que cuando va perdiendo mengua hasta ponerse a más o menos el mismo nivel?

xmen 47004.jpg  

Check

Y luego dicen que las enseñanzas de Liefeld están cayendo en desuso. Sacrílegos ignorantes. Tenemos la suerte de que editores como Marvel y dibujantes como Harvey Tolibao y Dexter Soy nos demuestren que la esencia del auténtico Arte sigue vigente en el cómic actual. Es por todo ello que quiero declarar el X-Men 47 de Panini como el tebeo más GENIAL! del mes de Febrero. Y por ello os pido a todos que coreéis conmigo un ensordecedor…

 

 

AVIV YEVRAH OABILOT!!
AVIV RETXED YOS!!

La coherencia editorial, ese mantra

 Cualquier firqui de pie lo sabe: lo más importante que una ediotrial de tebeos de superhéroes ha de hacer es mantener la coherencia. Nosotros, los compradores, sus clientes, somos una caterva fiel y organizada (no como los listillos que merced a la normalización han descubierto Marvel ahora, con las películas, y que presumen de friquerío sin haberse acercado nunca a un tebeo), y lo único que les pedimos a cambio es coherencia. Por eso es importante la continuidad, para que nuestros cientos de tebeos sean coherentes unos con otros y no contradigan en tre ellos, y por eso cuando una editorial quiere publicar tebeos que contradigan sus tebeos antiguos, la editorial ha de llevar a cabo un necesario retconeo que justifique y ampare dicho cambio en nombre de la coherencia. 

Tanto DC como Marvel son adalides de la coherencia. Por eso han cambiado su manera de trabajar. Si antes los diferentes guionistas trabajaban en su casa, o en el bullpen editorial, escribiendo las historias que a cada uno le parecían bien, ahora todos los guionistas y editores (o, al menos, los que cuentan) de cada editorial son citados durante unos días en un sitio apartado y recóndito para coordinar los eventos y los enfoques que todos los tebeos de la casa van a tener durante el siguiente año. 

Así que es fácil que al leer vuestros tebeos superheroicos, la palabra que más salta a vuestra cabeza es  "coherencia". "Coherencia". A mí me pasa. Me maravilla la coherencia con la que las editoriales tratan a sus personajes. Y como ejemplo, un Hulk.

Pensad en lo que sabéis de Hulk: que es un señor normal, y que se transforma en un monstruo. Un monstruo que cuanto más se cabrea más fuerte es. Un monstruo único en su especie. Bueno, único no. Hace muchos años Marvel intentó, equivocadamente, sacar copias del personaje para explotar su éxito. Hulka y Doc Samson son dos buenos ejemplos. Pero en la última década los personajes clónicos de Hulk se ha prodigado por doquier, especialmente entre los antaño personajes secundarios de la propia serie del goliat esmeralda: Skaar, el Hulk Rojo, la Abominación, A-Bomb, la Hulka roja… Un montón de personajes húlkicos cada vez numeroso e incontrolable. Había que poner orden, y ahí es donde entra el nuevo guionista de la colección, Gerry Duggan, que llega con la orden expresa de eliminar a todos esos hulks secundarios y redundantes (con la excepción de Hulka, quizás). Y el guionista cumple sobradamente. 

 

kluh1.jpg

Y mientras Gerry Duggan limpia el universo Marvel de Hulks innecesarios, Rick Remender, guionista hot que lleva un tiempo encargándose de colecciones como Uncanny Avengers y el Capitán América, se ha ganado con el toque rompedor que ha imprimido a dichas colecciones el dirigir el mega evento anual de la editorial: Axis. Un evento en el que, como viene siendo habitual, de una manera u otra están implicados todos los personajes de la editorial, incluido Hulk. ¿Y que hace Remender? Pues lo que cualquier guionista de Marvel haría con Hulk: crear un nuevo personaje hulquero.

 

kluh4.jpg

Os presento, mis buenos amigos, a Kluh. Kluh es un gran personaje, pues Remender coge el concepto de "cuanto más se cabrea Hulk, más fuerte es" y lo transforma en "cuanto más se cabrea Hulk, más fuerte es porque se transforma en un tipo más tocho llamado Kluh". Como dicen el propio tebeo, Kluh es el Hulk de Hulk. 

Que aparezca un nuevo hulk puede paracer contradictorio con la labor de Duggan en la cole esmeralda, pero no es así: este nuevo Kluh es totalmente imprescindible. Primero, porque Remender NECESITA un hulk destructivo para que su historia siga adelante. Bueno, su historia no, porque la parte de la historia de Axis en la que Kluh está implicado será una pelea con el nuevo Nova, pero bueno… Kluh es necesario porque si no existeria, Nova no tendría ninguna razón para poner en su cole el sellito de "este número está relacionado con Axis", y eso es malo. Además, Kluh es imprescindible porque a diferencia del Hulk normal, Kluh es MOLÓN. Es negro, lleva cresta y aporta un diseño lleno de rayitas rojas que brillan y brillan sin motivo aparente. Y ese tipo de cosas es imprescindible en un tebeo moderno, como bien saben los mutantes.

 

kluh2.jpg  kluh3.jpg  

Así que Duggan puede estar tranquilo: mientras él se va cargando Hulks innecesarios, la editorial va creándole otros al mismo tiempo. De esta manera, Duggan tiene material para seguir con sus historias sin preocuparse de quedarse sin personajes a los que deshulkizar. Una muestra envidiable de coherencia editorial por parte de Marvel. Por favor, entonad conmigo un sonoro y redundante…

 

¡AVIV LEVRAM!
¡AVIV HULK! ¡AVIV KLUH!

 

Qué bonito es el amor (2015 edition)

Por si no os habíais dado cuenta, hoy es San Valentín, y muchos de vosotros estaréis celebrándolo, o cuanto menos, preparando la celebración. Atrás han quedado los tiempos en los que leer blogs de cómics implicaba no tener con quien celebrar San Valentín. Pero la normalización llegó, y cambió nuestras vidas, y ahora los friquis se ennovian, se mudan junto a la pareja, se casan y tienen churumbeles, si bien no necesariamente en ese orden. Menos yo. Maldita sea. Pero dejémonos de disgresiones y celebremos la efeméride como corresponde: echando un vistazo a cómo trata el AMOR alguna de las grandes editoriales. Por ejemplo, Marvel. Qué digo Marvel, centrémonos en el más grande de Marvel, que no es otro que BENDIS!

Aquellos que sigáis la nueva etapa de los Guardianes de Galaxia, ya sabréis que Peter Quill aka Starlord ha comenzado una relación, forzosamente a distancia, con la mujer que ya lleva treinta años siendo la adolescente de nuestros sueños: Kitty Pride. Una relación en la que, en el Guardianes de la Galaxia #21 de Panini de este mes, Bendis pone, momentáneamente, en el centro de atención con una bonita escena romántica.

 
roman1.jpg

De la conversación entre ambos personajes guionizada por BENDIS! podemos sacar conclusiones sobre las bases que deben cimentar toda relación sentimental entre dos personas adultas. Hagamos un experimento: observemos por separado los discursos de ambos personajes para luego hacer un breve anáiisis. Empecemos leyendo la parte masculina de la conversación.

 

 
peterq1.jpg peterq2.jpg peterq3.jpg
 
peterq4.jpg peterq5.jpg
peterq6.jpg

Y presenciemos a continuación los extractos con la parte femenina de la misma conversación.

 

 
kitty1.jpg
 
kitty2.jpg
 
kitty3.jpg
 
kitty4.jpg
 
kitty5.jpg
 
kitty6.jpg  

Así, analicemos: ¿qué puede hacer un hombre para sentar las bases de una relación en condiciones? Evidentemente, decirle a su chica que él es, por naturaleza, un putero, pero que desde que la conoce ha perdido las ganas de follar. Y ¿qué puede hacer una mujer? Pues estar calladita pero alegrándose por haber conseguido el objetivo que toda mujer ha de tener cuando inicia una relación: hacer que su pareja cambie. Seguid estas maravillosas pautas y conseguiréis que vuestro amor perdure más allá del tiempo y del espacio. Hasta el infinito y más allá. Menos mal que existen las mentes preclaras de genios como BENDIS! siempre dispuestos a guiar nuestras vidas por el buen camino.

Es por ello que os pido que entonéis conmigo un tañido y sonoro…
 

…AVIV SIDNEB!
¡ZILEF AÍD ED NAS NÍTNELAV!

Marvel cambia, Marvel te cambia

 Han pasado unos meses desde que Marvel relanzó toda su línea editorial con una de esas jugadas que tanto apoyamos desde nuestro rincón de ciberespacio tebeístico, tales como la Marvelution, el Heroes Reborn/Return y demás. En este caso, el nombre que recibe el relanzamiento es Marvel Now! Una acción editorial que está dejando muchas alegrías a esta nuestra desorganización, y que al llevar unos cuantos meses en marcha creemos que ha llegado el momento de analizar dónde están nuestros bienamados personajes pijameros que, al fin y al cabo, constituyen el grueso de tebeos que atraen y consolidan la mayor parte de la base de lectores de cómic: tíos de treinta y pico años que siguen leyendo tebeos para, fundamentalmente, sacar de quicio a sus mujeres. Pasemos pues, sin más dilación, a hacer un repasito a cómo está el Marvelverso a día de hoy.
 
NOW!
Algunos de vosotros quizás no sepa en qué consiste eso del Marvel Now. Pues bueno, hace dos años, DC, en una maniobra arriesgada de cuyos frutos ya hablaremos quizás más adelante, reseteó toda su continuidad, dando lugar a un montón de colecciones retconeadas que permitían (supuestamente; ya hablaremos más adelante) un punto de partida nuevo de todo su universo, haciéndolo más accesible (supuestamente; ya hablaremos más adelante) y eliminando los status de los personajes que a la editorial no le gustaban a la vez que mantenía los aspectos más adecuados (cambios que curiosamente coincidían con la idea "cambia los personajes cuyas colecciones no venden, deja igual aquellos cuyas colecciones venden").

Evidentemente, Marvel no podía permanecer impasible y dejar que DC se llevara todo el hype. Pero no querían que les acusaran de copiar a DC, así que se les ocurrió que en vez de resetear los personajes, podían resetear la otra razón por la cual la gente se compra sus tebeos: los autores. A esas alturas del 2011, Marvel tenía un montón de creadores hot que ya llevaban temporadas bastante largas dirigiendo sus franquicias más importantes con líneas editoriales bastantes claras y visiones y desarrollos de personajes muy establecidos, así que editores y creadores se juntaron un día, lanzaron unos dados y decidieron ir cambiando equipos creativos según fueran saliendo los números. O quizás se juntaron en una mesa muy grande y fueron asignando, usando el conocimiento de mercado y de sus propios creadores, autores a sus diferentes colecciones. Visto el resultado, es difícil saber cuál de las dos opciones es la real, así que dejaremos esta cuestión a los historiadores, que nos sacarán de dudas en diez años o así. Nosotros vamos a centrarnos en lo que nos interesa, que es cómo dichos cambios han afectado a nuestros tebeos favoritos.
 

IRON MAN
Matt Fraction tenía una idea muy clara de cómo era el Tony Stark que quería, y lo había llevado a buen término con una estabilidad gráfica pasmosa (aunque siguiendo el espíritu de nuestros estatutos, he de decir que me hubiera gustado que Larroca hubiera dejado más margen a la entrada de otros dibujantes en la serie para que dieran una visión más variada del personaje). Tras Marvel NOW!, la colección va a parar a Kieron Gillen, y el personaje (dado su papel central como eje de la franquicia cinematográfica marveliana) decide pasarse una temporada por el espacio para tener una excusa que le permita unirse a los Guardianes de la Galaxia (protas de la siguiente peli de Marvel). Así que Marvel da la orden a sus autores de no tocar a Stark, que está por el espacio. Lo cual es plenamente coherente con el hecho de que la primera cosa que hagan los Guardianes de la Galaxia en su nueva cole sea venirse a la Tierra.

Así que ahí tenemos al bueno de Stark, saliendo en varias colecciones a la vez (Ironman, Guardianes, Vengadores…), a veces en el espacio, a veces en la Tierra. Mientras, Gillen se ha implicado en una trama que, aparentemente, nos contará que Tony Stark estaba marcado desde antes de la cuna para ser especial por designio de su amantísimo y shieldístico padre… curiosamente como ya nos contó Orson Scott Card en el universo Ultimate. Y hablando de Ultimate…
 

ULTIMATE
El declive, creativo y en ventas, del universo Ultimate dejó de ser noticia hace muchos años. Marvel ha intentado hacer limpieza varias veces, pero el universo Ultimate se ha mostrado difícil de salvar. Las últimas espoilers que nos llegan de USA, con el Ultimate Spiderman (único personaje ultimate que nadaba con dignidad en el páramo de las ventas) aparentemente saltando de universo para que Marvel pueda hacer unos Vengadores Blaxploitation, y con Galactus visitando el universo Ultimate, indican que la gran idea del injustamente menospreciado Bill Jemas puede llegar pronto a un honroso desenlace. Lo cual dará a Marvel una coherencia editorial que lleva años mereciendo.
 
THOR
Ser el centro de las ideas de los ingenieros de Marvel marca. Y Thor y su mundo fueron el centro de dos eventos marvelianos seguidos: Asedio y Fear Itself, desde los cuales estaban en un período de descanso más que merecido. Así que la cole de Thor llevaba una temporadita la colección ideal para leer sin la presión de tener que recordarla de un mes para otro. Un remanso de paz, una delicia de colección que se leía sin que su contenido afectara al lector ni durante la lectura ni después de ella. Una pena que le dieran la colección paralela, Viaje al Misterio, a un guionista jovencito, Kieron Gillen (el mismo que cada vez que le toca empezar un guión de Iron Man llama a la editorial para preguntar si debe ambientarlo en el espacio o en casa) que se empeñó en contar una historia larga, coherente y con pretensiones de interés, molestando la fase de impasse que Asgard se había ganado con tanta destrucción. Pero eso es lo que tiene por dar colecciones a jovencitos pretenciosos y pagados de sí mismos.

Gillen se llevó al protagonista de su Viaje al Misterio, Loki, a su nuevo trabajo tras NOW!, Jóvenes Vengadores, después de dejar claro que tiene una alta opinión de sí mismo cerrando su etapa en lo que él presume es un cierre brillante, idea en la que le han reafirmado locamente ciertos críticos gafapastas, que han comparado su Viaje al Misterio incluso con el Sandman de ese One Hit Wonder que es Neil Gaiman. Gafapastas, siempre buscando a algún escritorzuelo con pretensiones al que ensalzar.

Mientras, tras Marvel NOW!, a la cole de Thor le toca en el sorteo (o en la preclara decisión editorial, recordamos que no está claro) a Jason Aaron, que venía de hacer a Lobezno director del instituto mutante después de haber escapado del infierno y ma
tado a todos sus hijos. Afortunadamente, Aaron no ha cambiado el tono tranquilo y sosegado de la colección, con una historia en la que Thor persigue a un alienígena matadioses a lo largo de cinco números y tres líneas temporales diferentes. Así que si estáis estresados y buscáis un tebeo intrascendente y donde nunca pasa nada, ya sabéis: esta es vuestra cole. Afortunadamente.
 

4F
A los Cuatro Fantásticos les tocó el segundo premio de la lotería: Matt Fraction. Quien tarda muy poco tiempo en llevarse al grupo en unas vacaciones por el tiempo, el espacio y demás parajes interdimensionales porque a Reed Richards le parece lo más oportuno cuando se autodiagnostica una enfermedad degenerativa mortal (y quien piense que la idea de las vacaciones es estúpida, que piense que al bueno de Reed podía haberle dado por fabricar metanfetamina). El dibujante es Mark Bagley, así que el tebeo es un oasis dentro de la producción "artísticamente moderna" de Marvel. En cuanto a los aciertos argumentales, el más destacado quizás sea haber revelado que nuestro bienamado Julio César es en realidad un alienígena multiforme inmortal. Ahí es nada.

Mientras, en la colección hermana, FF, Matt Fraction se limita a llenar páginas de letras como excusa para que su compañero a los lápices, Mike Allred, tenga algo de dibujar. Y es que ya sabéis lo que es Allred: Allred es POP ART. Y una vez tienes POP ART en un tebeo, no necesitas nada más. El cómic es arte pop, todo el mundo lo sabe, y por lo tanto un cómic lleno de POP ART es más cómic que ninguno. És pop arte pop, y no necesita guionistas que lo entorpezcan. Y eso es genial.

 

ff.jpg  
¡Chochoa!

Por cierto, Matt Fraction es el primer guionista hot en anunciar que deja sus colecciones post-Marvel NOW! No tengo ni idea de porqué, la verdad.
 

VENGADORES
Después de pasar por el suplicio de escribir unos cuantos números de una colección sin tener un plan a cincuenta números vista que desarrollar (nos referimos al par de meses de impasse entre el final de sus arcos argumentales en 4F y la llegada del NOW!), Jonathan Hickman coge el timón de la franquicia de Marvel más popular en el mundo, gracias a las películas. Y lo hace con una gran fidelidad a sí mismo, con un plan que desarrollar a ochenta cómics vista y lleno de referencias a esos ochenta números futuros. ¿De qué va la historia? ¡¡¡Aaah, aún quedan sesenta números para saberlo!!! No seáis impacientes, Hickman nos llevará allí, como bien sabemos los que nos leímos su S.H.I.E.L.D. Los once números que se publicaron. De un total de doce.
 
WAID
Uno de los errores de Marvel NOW!: mantener a Waid en la colección de Daredevil (que pasa por Marvel Now! sin cambiar ni de guionista ni de estilo gráfico ni nada de nada). Y encima le dan también a Hulk para que intente relanzarlo, cosa que Waid intenta hacer, erróneamente, dando más cancha a Banner que a Hulk. Y ya sabemos que eso no funciona, como demostró la baldía etapa de Peter David en la misma colección, que todos recordamos como un desagradable paréntesis en la trayectoria de un personaje que debería ser una alegoría de la destrucción salvaje y sinsentido. Nunca entederemos porqué duró tanto. Ni porqué alguien sigue pagando a Waid para que escriba tebeos.
 
SPIDERMAN
Los editores de Spiderman tampoco han hecho movimiento de autores por el Marvel NOW!: Dan Soltt sigue a las riendas. Pero ellos sí que han dado un reseteo al personaje. Y es que, después de hacer aquel magnífico retconeo que fue el Brand New Day, permitiendo tener al Peter Parker que nos gusta en vez de al amargado hombre casado y con una tía libre de la demencia senil con el que Estranzinsqui nos había torturado, los editores han dado el siguiente paso lógico en la trayectoria del personaje: cargárselo. Pero como alguien tiene que llevar el traje (hay que seguir vendiendo figuritas, chicos), nada mejor que poner al doctor Octavius dentro del cráneo del cuerpo de Peter Parker. Una gran historia que está dando grandes momentos mientras el Superior Octopus Arácnido aprende a ser un héroe. Y todos sabemos que se necesita matar a Spiderman para ser un héroe como Dios manda. "Spiderman Superior" es uno de esos conceptos que hacen palidecer las historias que con él se cuentan. Como debe ser.
 
CAPITÁN AMÉRICA
Tras la marcha de la colección de Brubaker, quien se ve que encontraba difícil encontrar más esceniarios llenos de sombras en los que meter al Capitán América para aparentar que era un tebeo de género negro, llega Rick Remender tras el sorteo NOW! Y lo primero que hace Rick es llevarse al Capitán América a una dimensión paralela en la que pasa años encerrado mientras, esteeee, llora y recuerda su desdichada infancia. Un arco intenso cuyo final hará que a más de uno se le caigan las bragas (pero que no puedo revelar por aquello de los espoilers y tal), pero sí que diré que en las buenas historias siempre alguien tiene que pagar un precio. Y en las grandes historias alguien paga el precio muriendo. Aunque no haya salido en todo el arco argumental. Aunque no sea la primera vez que muera. Y no digo más para que no destripar la sorpresa, salvo aplaudir una vez más a los gerifaltes de Marvel.

Pero el capitán no es el único que siente en sus carnes la juvenil adrenalina de Rick Remender, quien tiene otra serie en el apartado de los…
 

MUTANTES
Y es que Remender es agraciado con una colección nueva, Imposibles Vengadores, con una formación que incluye Vengadores y mutantes. Una colección en la que retoma las tramas que empezó a desarrollar en su Uncanny X-Force, colección internacionalmente aclamada por ser el tebeo que más lámparas necesitaba para leerse gracias a una paleta de colores que mezclaba sabiamente el añil y el rosa en tonos pastel. En Imposibles Vengadores, Remender hace gala de su juvenil entusiasmo y, aparte de seguir con sus tramas centradas en la relación de Apocalipsis con los Celestiales, hace que pasen cosas en su colecci&oacu
te;n. Cosas como que un remedo de Cráneo Negro robe el cerebro del cadáver de Xavier para hacerse un injerto y obtener poderes mentales, lo cual fue celebrado entre el fándom como el tipo de audacia que necesitaba Marvel NOW!. Brillante.

Mientras tanto, las colecciones mutantes menores asumen su status de series menores. X-Men Legado, la herencia de la clásica X-Men, bordea la cancelación mientras se centra en un personaje que a todos nos importa mucho: Legado, el hijo de Xavier que lo mejor que ha hecho en su vida ha sido ser uno de los cuarenta personaje que en un momento u otro han matado al mentor mutante. X-Men, la serie que llenó el vacío de X-Men cuando pasó a llamarse X-Men: Legado, languidece sin tener rumbo fijo, si bien los editores de Marvel han encontrado la manera de darle personalidad propia haciéndola una cole de chicas-X, y celebrarlo devolviéndole la cresta a Tormenta. Astonishing X-Men ha dejado de ser la cole en la que se daba cancha a autores superhot como Whedon o Ellis para que hicieran lo que quisieran con los mutantes. Mientras, en Lobezno y la Patrulla-X, de la que ya hemos hablado antes, Jason Aaron hace que Lobezno monte una Academia para jóvenes mutantes. Y que el Club del Fuego Infernal monte una Academia para jóvenes mutantes (y ya van dos). Pero es que a estas colecciones de la franquicia mutante no les queda más remedio que doblegarse ante el gran cambio del Marvel Now!, ni más ni menos que la llegada como arquitecto-X de…
 

¡¡¡  BENDIS !!!
Bendis es el principal activo de Marvel. Los editores lo saben desde hace años. Bendis lo sabe desde hace años. El resto de guionistas lo sabe desde hace años. Los lectores lo sabemos desde hace años. Y su llegada a la franquicia X se hace notar. Y Bendis llega con ganas de hacer algo nuevo. Después de pasarse años en la franquicia vengadora a la que rescató de la indolecia con la exitosa estructura de "crossover anual" + "seis meses de episodios de la franquicia donde los personajes reflexionan sobre el crossover en curso" + "otros seis meses donde los personajes viven aventuras efímeras a la espera del próximo crossover", ha llegado el momento de cambiar de franquicia, de personajes, de estilo, dotando a Marvel NOW! de su principal característica: la voluntad de cambio. Cambio, cambio, cambio. Marvel NOW! es cambio y lo sabemos gracias a Bendis. Por eso, nada más llegar a la X-región del marvelverso, lo primero que hace Bendis es traerse a la Patrulla-X original desde su pasado de niñatos, y contar en su La Nueva Patrulla-X como se enfrentan al presente de los mutantes, que es su futuro. En las apasionantes páginas de esta gran serie, piedra angular de la nueva Marvel, tenemos ocasión de ver como la Patrulla X original se encuentran con sus versiones del futuro. O con las versiones del futuro de sus amigos. O con las versiones del futuro de sus familiares. Y eso es lo que hemos visto en sus primeros trece números. Y es que trece números son pocos para tantos encuentros que contar.

Mientras tanto, en las páginas de la otra cole mutante de Bendis, La Imposible Patrulla X, el guionista se centra en contarnos la vicisitudes de Cíclope como nuevo líder del movimiento quasiterrorista mutante. Y que se centran en la decisión de Cíclope de… montar una Academia para jóvenes mutantes (y van tres, ¿no resulta enternecedora la coherencia de la coles mutantes?). Pero Bendis ha cambiado, porque Marvel NOW! es cambio, y es por ello que a estas alturas, en EEUU, Marvel ya ha empezado la publicación de La Batalla del Átomo, el primer crossover anual de la franquicia mutante tras Marvel NOW! y la llegada de Bendis.

Pero la franquicia mutante no es el único plato en la mesa de Bendis, no. Ante la perspectiva de la próxima película marveliana centrada en los Guardianes de la Galaxia, había que buscar a un guionista que relanzara la parte cósmica del Marvelverso después de que Dan Abnett y Andy Lanning la dejaran hecha unos zorros resucitando conceptos cósmicos a tutiplén aprovechando la porquería de la que otros guionistas se libraban lanzando al espacio porque sí a lo largo de los años (desde Ultrón a los Inhumanos pasando por el recién creado hermano mayor de los Summers). Hacía falta un guionista-ingeniero con mano firme que pusiera orden y reactivara la franquicia. Y qué mejor que Bendis, quien reclama del olvido de la cancelación la colección regular de los Guardianes de la Galaxia y la convierte en la piedra angular del sello cósmico, a la espera de Infinity, el primer crossover anual de la franquicia. Cambio, cambio, cambio.

Cambio que ha afectado especialmente al personaje protagonista de la colección, Starlord. Fundamentalmente porque ha pasado de estar como lo dejaron Abnett y Lanning, es decir: muerto, a mejorar repentinamente y sin explicación (Bendis ya ha prometido que lo hará en el futuro, como ya hiciera en su momento Busiek con Tony Stark). Pero esta oleada de cambio no se ciñe sólo al cómic, no. Marvel nos sorprendió a todos cuando anunció al mundo que el actor encargado de interpretar al bueno de Peter Quill en la película iba a ser Chris Pratt, actor poco conocido excepto por los fans de Parks & Recreation quienes lo tenemos más que visto como el simpático y orondo Andy…

 

chris-pratt-2-300.jpg  

…actor al que oleada de cambio desatada por el Marvel NOW! ha golpeado profundamente ante el rodaje de la película, como el mismo ha tuiteado…

 

pratt2.jpg  

Y es que es lo que tiene Marval. Que cambia. Y que hace cambiar a la gente que la rodea. Y eso es, definitiva la conclusión de lo que ha venido la nueva marvelution: cambio. Porque ¿qué sería de las editoriales pijameras sin cambio? Posiblemente, nunca lo sabremos, pero, hasta entonces, disfrutad vuestro tebeos, adláteres.
 

El retorno de los homófobos raciales

 Queremos agradecer a Panini que incluya en el número de este mes de su Lobezno y la Patrulla X un divertido rooster con los miembros de su escuela…

 

ruster001.jpg  

Pero me gustaría recordar a Panini…

 

ruster002.jpg  

…que gay y transexual son dos cosas diferentes.  Y también quisiera felicitar y alabar a Panini por sacar a la venta este detallito justo la semana de manifestaciones, pasacalles, fiestas, verbenas y encuentros sexuales del Orgullo Gay. Qué ROB! os conserve el sentido de la oportunidad, chicos, que en el fondo es una de las cosas que os dan grandeza.

Eisners llegarán

 

¡¡RING!! ¡¡RING!!

– ¿Diga?

– ¡Ey, Matt! ¿Cómo estás, tío? Soy David.

– ¡Hombre, David! ¡Cuánto tiempo! ¿Cómo te va todo por ahí!

– Pues bien, hombre. Atareado, ya ves.

– Claro, claro. Pero mira que nos está quedando maja la cole de Hawkeye, ¿verdad?

– Muy maja.

– Y super molona, que es lo que hace falta.

– Precisamente acabo de recibir los dos números que ha hecho Javier Pulido para darme un descansillo e ir preparando el especial de Navidad.

– Qué gran dibujante es Javier.

– Sí que lo es, sí.

– Super molón.

-Pero es que, claro, con unos guiones como los tuyos, es fácil que el dibujante destaque.

– Gracias, David. Haces que me sienta super molón.

– Oye, pero hay un par de cosas que no me han quedado claras, y quería ver si me las podías aclarar un poquico.

– Me parece increíble que un hombre de tu preclara inteligencia no entienda algo de un tebeo mío, pero por otra parte me parece super molón que seas capaz de hacer preguntas de forma tan natural. Dispara, dispara, ¿de qué se trata?

– Pues mira, me ha llamado la atención que Kate Bishop ate y amordace a Madame Máscara para hacerse pasar por ella.

– Pues yo no le veo nada de raro. De hecho, me parece que eso hace de Kate una heroína super molona.

– Ya, ya, si es que eso de por sí no tiene nada de raro. Pero lo que no acabo de pillar es por qué la amordaza…

 

heye001.jpg  

– …por encima de la máscara.

– No entiendo qué quieres decir.

– Hombre, que si la amordaza por encima de la máscara, la malosa puede seguir moviendo los labios y articulando palabras, e incluso gritar, por debajo de la máscara, ¿no? No sé, igual la máscara amortigua un poco el sonido y tal, pero se la oiría fijo, ¿no? Quiero decir, no le veo la utilidad práctica a amordazarla de esa manera.

– Bueno, David. Aquí juego con la psique del personaje. Madame Máscara es una tipa claramente desequilibrada y transtornada, tanto que la única manera de de ir por el mundo es detrás de esa máscara dorada. La máscara no es tan sólo una herramienta para ocultar su rostro desfigurado, sino que, desde el punto de vista del personaje, es la única puerta que la comunica con el mundo exterior. En este sentido, amordazar la máscara en sí misma afecta psicológicamente a Madame Máscara, que siente como si Kate Bishop hubiera cerrado esa única puerta de comunicación y, por tanto, Madame Máscara es incapaz de comunicarse con el exterior.

– Guau, menuda explicación.

– Super molona. Sólo siento que los lectores no podrán leerla. Sería tan guay. Debería haberla metido en el guión. El tebeo hubiera quedado mucho más molón. ¿Alguna pregunta más?

– Pues mira, ya que estamos… No acabo de entender cierta secuencia de acontecimientos.

– A ver, a ver, cuenta para que vea si te puedo ayudar.

– Mira, al final del primero de los dos números Kate, disfrazada de Madame Máscara, le roba a Clint la pasta con la que ir a la subasta de los malosos, ¿no?

 

heye002.jpg  

– Sí.

– Y los secuaces de Madame Máscara le dejan durmiendo en una habitación que está llena de asesinos de la mano, ¿verdad?

heye003.jpg  

– Cierto y correcto. 

– AL DÍA SIGUIENTE, Kate va a la subasta y se hace con el objeto que querían, aunque finalmente es descubierta por los secuaces de Madame Máscara.

heye004.jpg

 
heye005.jpg  


– En efecto.

– Y en el siguiente número se nos muestra cómo los ninjas de la Mano intentan atacar a Clint, que huye lanzándose por una ventana…

heye007.jpg

heye008.jpg

heye009.jpg  

– Una escapada super molona.

– Sí, muy molona. Y que encaja justamente con la escena en la que Kate está siendo amenazada por los esbirros madammasqueros.

heye006.jpg  


– Pero… ¡Si lo has entendido a la perfección!

– Ya. lo que no entiendo es… Pero entonces… ¿Clint Barton se ha pasado un día entero, con sus 24 horas enteritas, durmiendo? ¿Sin intentar escaparse ni nada? ¿Y con los ninjas de la Mano mirando mientras tanto, todo el tiempo, como duerme sin aprovechar para atacarlo? ¿O, como da la impresión inicialmente, la escena de la escapada es un flashback y el edificio es tan, tan alto que Clint se pasa un día entero cayendo hasta coincidir con Kate la noche siguiente?

– Mmmmm… Veo lo que quieres decir, David. Pero tienes que entender una cosa que es muy importante en mi filosofía vital y literaria.

– ¿El qué. Matt?

– Que el tiempo no importa. Las reglas físicas son un corsé del que, como creadores, tenemos la obligación de zafarnos. No importan las reglas en mis tebeos, David. Lo que importe es que molemos. Y nosotros dos, David, molamos mazo.

– Ya lo sé, Matt… Pero…

– No, no, David. No puedes dudar. La duda no mola. Ni se te ocurra dudar de nuestra obra. ¡Somos artistas, no escribas! Necesitas confianza, David. repite conmigo: "Hawkeye mola".

– Joucai mola.

– ¡¡¡MÁS FUERTE!!!

– ¡JOUCAI MOLA!

– "Mi colega Matt mola"

– ¡MI COLEGA MATT MOLA!

– "Nosotros molamos"

– ¡¡¡NOSOTROS MOLAMOS!!!

– Y que lo digas, David, y que lo digas…

heye010.jpg

La felicidad es nutritiva

 El retorno de un viejo amigo siempre nos pone contentos. O debería hacerlo, al menos. Es por ello que, hace algunos días, al volver a tomar entre mis dedos un tebeo de Greg Land, me puse contento. Casi tan contento como se ha puesto Tony Stark por haber sido agraciado con la presencia de tan magno dibujante tras esa maravillosa tómbola editorial, llamada MARVEL NAU! que ha sido la respuesta marveliana al nuevismocincuagésimosegundo de la competencia.
 
[INTERLUDIO:
Gestación de MARVEL: NOU!, oficinas de Quesada, unos meses antes…]

– ¡¡Joe, Joe, que los de DC resetean todo su universo para hacerlo más accesibles a sus lectores y poder vender tebeos digitales a los macqueros que se pensarán que pueden comprar el primer tebeo de Superman de la historia, convencidos de que si no ha salido en la pantalla de su iPad no podía existir antes!!

– ¡Axel! ¿Me estás diciendo que los applelians pensarán que DC es más cool que nosotros? ¡No puede ser! ¡Llevamos años molando más que DC! ¡Llevamos años siendo los hipsters del mundillo del cómic! ¡Llevamos años haciendo, con Bendis, Fraction y Brubaker, los tebeos más independientes del mercado del cómic! ¡¡No podemos NO ser los tebeeros preferidos de los iGafapastas!! ¡Tenemos que hacer algo! ¡Hemos de renumerar todo el universo Marvel!

– Pero, ¿qué podemos hacer? Si hacemos un reseteo de la continuidad nos acusarán de copiar a DC. Y si renumeramos todas las colecciones  por el morro, la gente se nos echará encima, nos acusará de realizar una operación comercial y… ¡¡DEJAREMOS DE MOLAR!!

– ¡¡Yo no pienso dejar de molar!! ¡¡Llevo molando lustros y no pienso renunciar a ello ahora!! ¡Antes la muerte!

– Pero… ¿cómo podemos renumerar las colecciones y parecer apetecibles para los idiotas avanzados gurús del progreso molón que se han comprado una tablet y que están descubriendo ahora que su uso principal es distraer a sus chiquillos de la tele? ¿Qué haremos para mantener la lealtad del friqui tecnohipster?

– ¡¡¡Mmmmh…!!! ¡Tengo una idea! ¡Hagamos que todos los héroes Marvel hagan un pacto con Mefisto y se crea una nueva continuidad en la que…

– ¡¡NO, JOE, NO!! ¡Eso ya lo hemos hecho, y lo único que puede ahuyentar aún más a nuestro target tabletero es que nos repitamos! ¡Eso sería dejar de ser guays!

– Tienes razón, Axel… Qué suerte tengo de tenerte junto a mí. Déjame pensar en algo alternativo… 

– Te dejo, Joe, pero no mucho, porque se nos acaba el tiempo. A estas alturas los de DC deben estar planeando el evento veraniego de su segundo año post-reseteo.

– Si es que son tan buenos en DC, joerm, planeando siempre las cosas con tanto tiempo…

– Debemos sentirnos afortunados de tener una competencia tan capaz y motivadora como la que tenemos.

– ¡¡¡YA ESTÁ!!! ¡¡¡LO TENGO!!! ¡Relanzaremos el Marvelverso entero cambiando los equipos creativos de todas las coles! ¡A la vez! Así libraremos a Iron Man de las manos de Matt Fraction. Y a Jonhatan Hickman de los 4F. Sí, hasta Bendis saldrá de los Vengadores y caerá en algo que no haya hecho nunca, como Spiderman. O quizás algo de mutantes. Cualquier cosa que venda mucho, que no podemos desperciarle en usa serie de segunda en plan Guardianes de la Galaxia.
 

– Pero hacer eso bien es complejo: habría que mirar qué personajes interesan más a cada guionista y dibujante, comparar decenas de propuestas de argumentos en un tiempo récord, pedir diseños a todos los dibujantes de todos los personajes para comprobar quién es el más adecuado para cada colección… 

– ¡Por Dios, Axel! ¡No tenemos tanto tiempo! ¡Recurre al juego de las sillas!

– ¿El qué de qué?

– ¡El juego de las sillas! Tú hazme caso y limítate a meterles en una sala, poniendo el nombre de cada colección en una silla, y luego enchufa una música cualquiera: Rhianna, Van Halen, la Carrá… La que más te apetezca. Cuando la música deje de sonar, que se siente cada uno en el sitio donde le pille y esa será la colección que le toque.

– Pero seguro que habrá algunos que harán trampa para sentarse en la silla que quieren, y no en la más cercana…

– Motivación, Axel, les tienes que dar motivación: quita una silla al principio y deja sin colección al que que se quede de pie. Eso les quitará las ganas de ir corriendo a la otra punta de la sala pudiendo sentarse en su sillita.

– ¿Dejar a uno sin colección? Aunque sea alguien, como… yo que sé… ¿Brubaker?

– Aunque sea Brubaker, Axel. Aunque sea Brubaker.


[FIN DEL INTERLUDIO]

Bueno, como iba diciendo, Tony Stark está muy contento de que le dibuje Greg Land. Está contento en todas sus primeras apariciones en la página 3 del tebeo…

 

 
feliz1.jpg     feliz2.jpg  

…sigue contento en las páginas 4 y 5…

 

 
feliz3.jpg       feliz4.jpg

feliz5.jpg       feliz6.jpg  

< br />
…si bien al final de la página 5 parece que va cambiando su animo…

 

 
triste1.jpg  

…pero nooooo, como se ve en la página 6,  ¡se trataba de una falsa alarma!

 

feliz7.jpg      feliz8.jpg  

¡¡¡Y es que Tony Stark está MUY contento de que que sea Greg Land el que refleje su caleidoscópica personalidad!!!  Y es que Greg no sólo es un dibujante capaz de llegar con su lápiz al corazón de su personaje, no: también es capaz de moverse en las más sutiles metáforas sociales. Porque, en estos tiempos de crisis y de desigualdad, y con un personaje como Tony Stark, instalado cómodamente en ese 1% de americanos que controlan el 40% de la economía de su país, Greg Land se muestra compelido a mostrar que en ese mundo de riqueza, snobismo y hedonismo complaciente rebosante de champán, yates y fiestas,  hay algo que no cuadra, algo ominoso, algo…

 

copa2.jpg

copa1.jpg

 
…torcido… 

copa4.jpg 

 

…definitivamente torcido.

copa3.jpg  

Y por todo ello me sentí reconfortado al volver a leer un tebeo de Greg Land. Porque, sencillamente, no hay otro autor que sea capaz de expresar más con menos. Y es por todo ello que hoy os solicito que entonéis conmigo una vez más un fuerte y poderoso…

 

…¡¡¡AVIV GERG DNAL!!!
 

La diferencia en 0’45

Hay tebeos especiales, especialísimos. Puntos de inflexión en la historia de las grandes compañías comiqueras que, después de tanto tiempo en el limbo empresarial, hoy en día son por fin consideradas grandes emporios del entretenimiento a nivel mundial. Pero a veces esos tebeos son acompañados de una edición depauperante e inmerecedora de la magna obra que contiene.

No es el caso de Panini, afortunadamente. Ellos saben que si publican un crossover importante han de dejarse la piel en la edición española, con el objetivo de hacerla todo lo interesante que puedan. Y sí, estoy hablando de ese crossover absolutamente GENIAL! llamado Vengadores contra X-men en el que los X-men arreglan el mundo y los Vengadores les combaten en una hostigadora táctica de guerrillas porque seguro que hay gato encerrado.

Pero dejemos atrás el argumento y centrémonos en la edición, que es lo que hoy vamos a loar hasta la extenuación. Y es que es difícil hallar un tebeo que valga lo que cuesta y eso, en el caso del VvsX nº 5 (que contiene el AvsX #9 y 10 USA), son 3’70€. Cuarenta y cinco céntimos más que el resto de tebeos dobles de Panini, lo que supone aproximadamente un 14% de aumento sobre el precio de un número que contenga dos episodios americanos. Y ese 14% no es una subida arbritaria buscando sólo una rentabilidad mayor del cómic, no. Es el justo pago por unos complementos imprescindibles para el pleno disfrute del contenido tebeístico propiamente dicho que desglosamos para vuestro deleite; a saber:

1. Una página con el típico rooster de los implicados en el crossover y el estado de cada grupo al iniciar el primer de los dos número americanos publicados, imprescindible para recordar en qué punto nos habíamos quedado el mes anterior.
 

AvX001.jpg

2. Otra página con el típico rooster de los implicados en el crossover y el estado de cada grupos al acabar el número 9 americano y antes de empezar el número 10, imprescindible para que recuerdes cómo han quedado las cosas en las primeras 22 páginas que acabas de leerte. Imprescindible, en serio.
 

AvX002.jpg

3. Las portadas de los tebeos americanos originales, incluida la que calca el diseño de la portada de la edición española. Porque sería una guarrada que los lectores de alguna de las dos ediciones españolas del tebeo se pierderan el incuestionable ARTE que Jim Cheung vuelca en todas y cada una de dichas portadas. Algo a lo que Panini nos tiene gratamente acostumbrados gracias a la existencia de las ediciones especiales, que todos sabemos que lo hacen por nosotros los fans y no para no romper el contrato de exclusividad que firmaron en su día con cierta distribuidora.

4. 3 páginas de publicidad de otros productos de la compañía.

5. Una página con habitual checklist mensual de los tebeos de Panini (¡hazte con todos, entrenador marvelita!) y otra con el checklist propio del crossover. Un lego en la materia se sentiría tentado de incluir estas dos páginas en el apartado anterior, pero los lectores avezados sabemos que estos checklists no son propaganda, sino una herramiente indispensable para organizar nuestras compras, lecturas y estanterías.

6. 10 paginitas 10 con portadas alternativas de la edición americana. Habéis oído bien: DIEZ páginas que en cualquier otro cómic sería un relleno hinchaprecios vergonzoso, pero que en el caso de este tebeo constituyen una pieza recopilatoria de arte en estado puro. Ríete tú de ARCO, el lugar donde las esculturas van a morir. Porque ¿qué lector en su sano juicio podría preferir un tebeo a precio normal a la posibilidad de disfrutar de semejantes mustras de talento? Si Panini hasta incluso repite cuatro de esas portadas, cuatro, en color y en blanco y negro, para que podamos apreciar en todo su esplendor el maravilloso trabajo del colorista y/o el rotulista…

 

AvX005.jpg
Salvador Larroca pensó: "La próxima vez le va a dibujar las alas al Ángel su puta madre"
El rotulista pensó: "Hala, ya me toca taparle las alas, que éste no se ha enterado que hace seis meses que las vuelve a tener de plumas, no metálicas"
El editor pensó: "¿Por qué el Ángel tiene paquete y Daredevil no? ¿Por qué se han puesto a bailar en medio de una guerra? Baaaah, yo la publico y yastá".

Y es que deleitarnos con estas obras maestras es un placer por el que pagar 45 céntimos es poco. ¿Mi preferida? La obnubilante portada de Humberto Ramos…
 

AvX006.jpg

…que me permite disfrutar del heroísmo de mis personajes preferidos. Porque, ¿qué, sino el heroísmo en estado más puro, podría hacer que una Spiderwoman indudablemente aquejada de un caso agudísimo de anorexia nerviosa siga en la lucha? ¿Qué, sino un espíritu combativo inefablemente quijotesco, podría hacer que Gambito siga luchando tras haber recibido un trasplante de pierna derecha, claramente donada por un macho cabrío? ¿O es dicha pierna quizás una sutil referencia a las voraces necesidades sexuales quasifauniles del bueno de Remy Lebeau? Aaaah, cuan maravillado estoy ante los auténticos genios como Ramos y su capacidad para hablar de varios temas al mismo tiempo.

Muestras de talento artístico acaparador, de genio en su estado menos disuelto por la mediocridad, que no podríamos disfrutar si no fuera por esos 45 céntimos de más que Panini nos cobra a cada lector, tebeo a tebeo, tienda a tienda. Por ello, desde nuestra organización queremos animaros a que deis las gracias a Panini por el indeleble esfuerzo que hacen para todos y cada uno de sus clientes, que, como sabemos, somos más guapos que el resto. Entonad conmigo un fuerte y vibrante…

¡¡¡SAICARG, ININAP!!!

El diseño (de personajes) lo es todo

 
Son GRANDES! los que marcan tendencias. Y ya sabía yo que si Jim Lee, uno de los más GRANDES! dibujantes y diseñadores de la industria comiquera, le ponía cadenitas y collares de esmeraldas a Aquaman…

 

jimlee007.jpg  

…no podía pasar mucho tiempo a que sus enseñanzas fueran seguidas y otros dibujantes menores, poseídos por la avidez de talento que se desprende del genio coreano, se vieran impulsados a rehacer el diseño de otros personajes haciendo cosas, por ejemplo,…

 

tiara001.jpg  

…ponerle una TIARA a Dientes de Sable. 

Y es que, amiguitos, esta década va a ser definitivamente la de la pérdida de complejos por parte de la población masculina más machota. ¿Qué te machacas en el gimnasio para críar músculo y liarte a las más guapas de la disco, las que se desaparecen a primeras horas porque a ellas no les hace falta esperar hasta las cinco a que los machotes están desesperados y pedo perdidos? Pues entonces no puede faltar en tu despliegue de complementos un bolsito, un pulserón, un miriñaque. Porque el auténtico machote no tiene ninguna duda sobre su masculinidad. Y si tiene alguna duda, siempre se las puede quitar mirándose las fotos que se hace con el móvil, en pelotas delante del espejo. Ése es el hombre del Nuevo Milenio. Y por eso se lleva a las tipas de calle. A Aquaman y a Dientes de Sable les funciona: ellos MOJAN, y con lengua además.

 

tiara002.jpg  

Así que ya sabéis, escuálidos perdedores lectores de cómics: estos Reyes, pedid a vuestras familias que se dejen de romper la cabeza buscándoos un cómic que regalaros y pedidles que arrasen la sección de complementos de El Corte Inglés buscando aderezos femeninos estridentes. Porque vosotros sois valientes. Porque estáis seguros de vosotros mismos.Porque es lo que hacen vuestros adorados superhéroes. Y porque el cosplay no puede quedar como un hobby marginal y de inadaptados sociales: se ha de llevar el vestuario histrónico a la calle. ÉSA es la nueva y definitiva normalización. Por ella brindo en este casi inicio del año, que os deseo que os vaya fantásticamente. ¡Hasta 2013, adláteres!