«Se Hacen Fotocopias»

Pensaban que me alegraría, pero no. Yendo hacia el sótano del parking, había que pasar por el rincón de Juguetería, y haciendo esquina habían puesto un aparador con algunos Funkos. Pensaban que me pararía, pero no. No entendieron por qué salía tan serio de aquel Corte Inglés.

Y cuando unos días después encontramos otra sección con Funkos en el Carrefour, me temí lo peor.

Les seguimos llamando «librerías», pero lo cierto es que desde hace mucho tiempo van reconvertiendo su oferta a las tendencias del momento y es muy posible que la proporción de volumen de venta que supone la página impresa respecto a lo demás sea bastante residual. Por supuesto que les alegra que vayamos con frecuencia a por nuestra dosis de lectura, pero cuando entra algún no habitual con cara de perdido y les dice «es que es para un regalo…» se les ilumina la mirada. Les seguimos llamando «librerías», pero en ellas además de revistas, tomos y álbumes podemos adquirir cosas como estatuas, llaveros, pines, cojines, bolas de dragón, cromos, cartas, figuritas, taburetes, peluches, felpudos, tazas, dados, camisetas, muñecos, heroclixs, fundas para móviles, ocarinas, bolsas para la compra, lápices, alfombrillas de ratón, huchas, moldes para repostería con forma de mechas japoneses, corbatas,…incluso esto…

(y sí, bolsas de la compra. El más estiloso del super, soy)

La visibilidad que han traído las películas, las series de televisión y todo lo demás, la normalización, han convertido el sector en una pieza codiciada, un segmento de interés, lo que hace que las grandes multinacionales lo incluyan en su oferta. Se pueden vender tebeos en muchos sitios, por supuesto, pero en el momento que encuentras el merchandasing en todas partes, las librerías especializadas pueden comenzar a temblar. Es lícito, claro, pero igualmente fastidia.

Y esto viene, claro está, a que esta situación hace que algunos establecimientos pasen apuros. Y como al estar dispersos por el territorio las huelgas o manifestaciones no tendrían repercusión, las movilizaciones deben ser más imaginativas. Y esto es lo que ha hecho Kikomic, librería adláter coruñesa.

Librería Paradiso, un comic sobre librerías y libreros a cargo de grandes autores. Mejores, peores, Geniales…grandes todos ellos, financiable por crowdfunding. Moved el *ulo, que esto no lo vais a encontrar en amazon.

¿Una buena acción, salvar una librería? no pongamos las miras tan altas. Se trata primero de comprar un buen tebeo. Dadas las metas propuestas en la colecta, haciendo números podemos suponer que o los apuros no son tan inmensos, o el colchón que se conseguirá de llegar a buen puerto tampoco va a alcanzarle hasta la jubilación. La intención pues debe ser otra, una más a pie de calle, a pie de librería: una manera de dar las gracias al sector, a los que levantan la persiana seis días a la semana de primera hasta última hora para que puedas entrar a curiosear sin comprar o darles la tabarra, a los que montan charlas, coloquios y sesiones de firmas, a los que te tienen reservado desde hace días debajo del mostrador un lote de tebeos del Día del Cómic Gratis aunque no se lo pediste, a los que te dicen sin tapujos que el comic que estás a punto de pillarte es bazofia pura aunque en ello vaya su ganancia, a los que se hacen kilómetros y horas para montar un stand que apenas cubrirá gastos pero dará mucha vidilla a un evento. A todos ellos, gracias. Gracias, Kiko. Y por supuesto, la ayuda por delante. Nada de sacrificio, es un trato justo.

Y sí, me he puesto más serio que de costumbre. Y sí, de esto habló ya Eme A antes de ayer. Hay otro texto previsto para hoy…que aparecerá si hoy la ventanita de ahí arriba llega a los 2.500 ¿sois agradecidos? pues que se note. Y que se note cuanto antes. Aquí se agradece tanto dinero como visibilidad. RT.

2 comentarios sobre “«Se Hacen Fotocopias»”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.