The New40 (16)

ReGex8.jpg

El ser humano es el único animal que tropieza dos veces con la misma piedra, estas palabras que inmortalizó un sabio anónimo del que sólo sabemos que nunca vivió en una casa con ventanas de cristal contra las que se pegaran una y otra vez golpes las moscas, se aplica a la perfección a los chicos de Progressive Boink. Y no, no hablamos de su feroz crítica a la obra de ROB!, porque eso ya está demostrado que no es un error sino inquina personal hacia el más grande dibujante de todos los tiempos, sino de su promoción del estereotipo del friki pajillero del que ya habláramos aquí hace casi dos años.

 

¿Que es lo primero que habéis visto cuando habéis contemplado la imagen de hoy? ¿La acertada combinación entre violencia y sexo con la que ROB! denuncia el atractivo que ejerce la violencia en nuestros días? ¿La valiente conexión religiosa que supone la aparición de un demonio, recordándonos que los mensajes de amor del catolicismo nos han hecho olvidar el mensaje de miedo que se esconde en todas las religiones? ¿O quizás que esta portada nos demuestra todo lo que pudo haber sido el personaje de Magik y los mojigatos de Marvel no se atrevieron a desarrollar? Pues bien, los chicos de Progressive Boink —porque ya nadie puede dudar que son todos hombres—lo primero que destacan es que a la chica de la portada se le nota la vagina demostrando así de qué madera están hechos.

 

Porque aunque seamos comprensivos con los efectos en la educación que ha causado el puritanismo dominante en muchas regiones de los Estados Unidos, nadie, absolutamente nadie, debería escandalizarse porque un personaje femenino tenga vagina. Todas las mujeres tienen vagina, señores de Progressive Boink, si ustedes no lo sabían deberían retirar inmediatamente esta portada de su presunta lista de malos dibujos y reconocerle, inmediatamente, su efectiva labor educativa, al menos para con ustedes.

 

Pero no contentos con esto en su artículo se invita a la gente a abrir la mano, con los dedos extendidos, acercarla a su cabeza y, tras comprobar los tamaños entre una y otra parte del cuerpo, la comparen con la mano que sostienen la espada en el personaje creado por ROB!

 

He aquí donde aparece de nuevo la inquina personal de estos personajillos. Si ROB! se toma una licencia artística en la anatomía humana para transmitir así mejor su mensaje-denuncia en Progressive Boink protestan, pero si mete una vagina en su dibujo saltan sobre el mismo autor por ser anatómicamente demasiado riguroso. Triste.

 

Señores de Progressive Boink, si en vez de obsesionarse tanto con las vaginas de las mujeres pudieran ver la imagen en su conjunto se habrían dado cuenta de que la mujer que aparece en la portada tiene un largo rabo en su parte trasera. Y según mi experiencia personal, lo que dice la wikipedia, y lo que me explicaron unos repetidores cuando empecé primero de BUP las mujeres rara vez tienen rabo, y en todo caso nunca estará en la parte trasera. ¿Como pueden pues intentar comparar las proporciones de la anatomía humana con la de un ser demoniaco que no existe?  ¿No ven que es algo absurdo?

4 comentarios en «The New40 (16)»

  1. En honor a la verdad y la corrección anatómica, lo que se le nota al personaje femenino no es la vagina… Permítaseme repetirlo en mayúsculas; NO ES LA VAGINA… Lo que marca la ajustaropa de la mujer es su bulba… Vamos, que lo que estamos viendo es lo que los angloparlante llaman un «camel toe»…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.