Fieltro y telarañas, el musical.

 Si alguien se ha llevado más balonazos que el gafitas en los últimos meses es el musical de Spider-Man. Y fíjate que no es como si hubieran hecho méritos ni nada, que mandar al hospital a un par de actores, lograr que echen a varios creativos y causar el pánico entre sus inversones no es nada que no hubiera logrado… ahm… Werner Herzog.

Pero lo importante es centrarse en las cosas positivas que se pueden sacar de la experiencia, como puntos Iberia o de sutura, y conocer a gente nueva… en la cola del INEM o en el Hospital. El caso es que era tal el lío que tenían que parecían desconocer ya lo que es arriba y lo que es abajo. La entrada ideal para que pase Coco.

Pero no Coco, ni SuperCoco…

Así que, con todos ustedes, traidos desde el YouTube por la Sección Todo es Mejor con Muppets,  directamente desde Barrio Sésamo:

 
¡¡¡SPIDER-MONSTER!!!
(El Musical)
 

 
 
¿Qué? Sólo le han faltado los músculos, los dientes y los brillitos, ¿eh? Pero esto sólo lo superarán cuando DC saque un nuevo número uno. 

7 comentarios en «Fieltro y telarañas, el musical.»

  1. «no es nada que no hubiera logrado… ahm… Werner Herzog.»
    ?Cómo se atreve a hablar así del hombre que nos dio a Klaus Kinski? Le exijo se retracte, vulgar miembro de la clase media-baja.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.