21 comentarios en «Frases célebres de ayer y hoy (I)»

  1. ¡Es un diálogo digno del mismísimo Carlos Mejía Godoy y los de Palacagüina! Probad a leer esa frase al ritmo de la canción de los «perjúmenes»: ya veréis, ya…

  2. Según la RAE:
    Pajarilla,
    alegrársele a alguien la ~, o las ~s.
    1. locs. verbs. coloqs. Mostrar alegría por la vista o el recuerdo de algo agradable.
    Prendido con alfileres está, que decimos en mi pueblo.

  3. Ya pero…¿en que zona geográfica se dice eso? A ver si podemos adivinar de donde es originario Mefisto. Es un dato esencial para poder sacarnos los ojos como ROB! manda…

  4. En mi p*ta vida había oído esto de las «pajarillas» O__O
    Lo realmente gordo es que me leí el número de Thor, el de Panini, cuando salió a la venta hace semanas, y ni me había fijado en la frasecita…
    Lo cual me hace preguntarme cómo c*ño leo yo los tebeos…

  5. A ver, que yo no tengo la culpa de que haya gente como Isaac Hernández o Blade Runner que no haya oído la expresión. Y tampoco es tan rara, si acaso está pasada de moda. Pero todo el tebeo está escrito de esa manera, con expresiones «antiguas» cuando no decididamente arcaicas. Para que lo entendiese todo el mundo, ¿hubiera estado mejor que Mefisto dijese que esas putas se la ponen dura?
    En otro orden de cosas: el significado principal de «flutter» es «aletear». En el cuerpo humano se aplica a los párpados y, metafóricamente, al corazón, que es a lo que se refiere Mefisto. No sé, «pajarillas», «aletear»… Me parece bastante ajustado. Pero vamos, cada uno que opine lo que le parezca, faltaría más.

  6. La penúltima, a cuento de lo de «de profesión demonio malvado».
    Decir «my heart goes a-flutter» en inglés es una cursilada como un templo. Y lo de las pajarillas, otra. Cursilada por cursilada. De verdad que no creo que esté tan mal tirado.

  7. No, si la explicación sería muy bonita si no fuera porque las pajarillas son el bazo del cerdo con lo que se desmonta toda la magia del aleteo y eso…

  8. A mí, tanto la idea original como la traducción me provocan el efecto análogo al síndrome de stendahl, pero en genial. Os juro que al llegar a este momento del tebeo, tuve que dejar de leer, estirarme en el sofá con los ojos cerrados y meditar durante cinco minutos para que mi espíritu pudiera procesar tanta belleza.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.