Un post comercial

Hace a penas un par de semnas que nos llegaba un comunicado de Ponent Mon sobre su devenir editorial. En ese comunicado podíamos leer:

«Paralelamente, desde Ponent Mon queremos anunciar la creación de una nueva línea de manga que apostará por otro tipo de títulos a los habituales. Series que, imprescindiblemente, tengan un gran nivel de calidad, pero que a su vez puedan resultar más comerciales.»

Así que en cuanto llegó a las tiendas la siguiente novedad de la editorial, «No toques a mi chica«, buscamos en su interior los «recursos a la comercialidad» que había en su interior. Algo que podéis hacer también vosotros «cliqueando» en la portada.

Comercial.

¿Verdad?

30 comentarios en «Un post comercial»

  1. Mmmm… «No toques a mi chica»? Entre esto y lo de «Malas ventas» se diria que algunos de los editores españoles han oido hablar de la «psicologia inversa».

    Aunque claro, con esa cara, cualquiera la toca…

  2. Muy bueno!
    Con sexo de por medio, ¿para que nos vamos a liar? Se coge un tebeo con ma**das, y ale, las cuentas empiezan a cuadrar en un par de semanas.
    ¡Alabemos al sexo por permitir salir a flote a los más pezqueñines!

  3. «Series que, imprescindiblemente, tengan un gran nivel de calidad, pero que a su vez puedan resultar más comerciales».
    ¿El nivel de calidad como se mide? ¿Por la cantidad de viñetas con gente desnuda?

  4. que listos! ahora se dan cuenta de que el hentai vende XD
    De todas formas, la portada da demasiado miedo… para que se den cuenta de lo que hay dentro, primero tendrán que atreverse a acercarse…

  5. Mirian dixit:

    > De todas formas, la portada da demasiado miedo… para que se den
    > cuenta de lo que hay dentro, primero tendrán que atreverse a acercarse…

    Eso es porque no entendemos la auténtica comercialidad. Pero he aquí mi (absurda) teoría…

    La portada no es más que parte de dicha comercialidad. Provoca una inseguridad al principio, debido al rostro inhumano que muestra, pero luego esa inseguridad, que ha llegado a tornarse miedo, se convierte en curiosidad por saber qué es lo que hay dentro y si de verdad la chica tiene todo el tiempo esa cara.

    Éste debe ser el secreto de la comercialidad de Ponent Mon… o eso o tengo demasiado tiempo libre.

  6. O yo tengo que volver a graduarme la vista, o el tamaño del instrumento varía según la viñeta. ¿Orgía? ¡Corro (con perdón) por un ejemplar!

  7. Que no es por no ir.

    Que a mí no me llaman.

    Pero que éste no es el primer lanzamiento «comercial» de Ponent Mon, que llevaba mucho tiempo anunciado. Si queremos ser quisquillosos, el primer título de la «nueva era» será «Homunculus» y los que le sigan. Pero éste no, que ya estaba planeado de hace tiempo.

    Hala.

  8. ¿De verdad estais tan aburridos que no sabeis hacer otra cosa que hacer chistes sobre la «comercialidad» de este manga? xD De todos modos, coincido con la idea de que Ponent Mon se ha lanzado a la desesperada para salir del pozo cual Samara Morgan. He dicho.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.